fbpx ¿Lula puede ser candidato? | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Patria Grande //// 27.01.2018
¿Lula puede ser candidato?

La defensa de Lula tiene tres instancias a las que recurrir la condena. El riesgo de que sea detenido existe. El análisis de un profesor de derecho sobre los pasos que siguen.

Por Santiago Gómez
Desde Florianópolis

La confirmación de la sentencia del juez Sérgio Moro de parte del Tribunal Regional Federal Nº4 por tres votos a 0, complicó aún más la candidatura del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, aunque no acabó con todas las posibilidades. La defensa del ex mandatario tiene la posibilidad de recurrir al Supremo Tribunal de Justicia, al Supremo Tribunal Federal y al Supremo Tribunal Electoral, buscando medidas que anulen la sentencia o posibiliten que vaya por un nuevo mandato. Tras la sentencia, sólo 50.000 personas se movilizaron en San Pablo para defender al ex Presidente.

El TRF4 tiene una semana para divulgar la sentencia y a partir de su publicación la defensa de Lula tiene dos días para presentar recursos pidiendo esclarecimientos sobre la sentencia, pero sin poder revertirla. Según el profesor de derecho y coordinador del Centro de Justicia y Sociedad de la Fundación Getúlio Vargas de Derecho Rio, Michael Mohallem, en análisis de esos recursos acostumbra llevar de uno a dos meses, lo que significa que podrían estar en febrero o marzo. Lula debe inscribir el 15 de agosto su candidatura. Una vez que los recursos de la defensa sean evaluados el proceso pasar para la etapa de la ejecución de la pena de prisión.

En un artículo para la revista Piauí, Mohallem analizó cuáles son los pasos legales que siguen, destacando que en las instancias superiores el resultado es impredecible. Lula podrá presentar un recurso especial ante el Supremo Tribunal de Justicia (STJ) y un recurso extraordinario ante el Supremo Tribunal Federal (STF). Ante el STJ el foco será puesto en el análisis de la aplicación de las leyes federales implicadas en el caso. Ante el STF, lo que se cuestionará es si fueron violadas garantías constitucionales durante el proceso.

“Esas serán sus últimas oportunidades de cuestionar los fundamentos de la prisión, la aplicación de ley o argumentar que hubo violación de normas constitucionales. También será el momento de solicitar la suspensión de la ejecución de la pena de prisión, que podría ser hecha por medio de un pedido cautelar conjuntamente con los argumentos de mérito. El instrumento del habeas corpus también podrá ser utilizado para buscar la libertad, tanto en su versión represiva cuanto en la preventiva”, afirmó Mohallem.

La posibilidad de que vaya preso

Una vez que el TRF4 analice los recursos presentados por la defensa, en la cual se espera que cuestione los argumentos del tribunal para condenar a Lula y que los jueces no reconozcan haber cometido error alguno. Una vez que el TRF4 juzgue los recursos presentados por la defensa, la detención de Lula es una posibilidad.

“La prisión no puede ser inmediata. En 2016, el Supremo modificó su jurisprudencia y pasó a admitir la llamada ejecución provisoria de la pena, cuando un colegiado de jueces, en grado de apelación, decide por la prisión aunque el proceso no se haya cerrado. Por lo tanto, será necesario superar el último recurso disponible en la segunda instancia – los embargos de declaración- para que la prisión sea permitida. Vale recordar, que la ejecución de la pena puede ser suspendida por medo de un recurso especial, de un recurso extraordinario o de un habeas corpus”, afirma Mohallem.

Según el profesor de derecho de la Fundación Getúlio Vargas, Lula podría ser detenido en el caso de que los recursos de suspensión de ejecución de la pena en tribunales superiores no prosperen.

¿Puede ser candidato?

Conforme la “Ley de ficha limpia”, sancionada durante el gobierno de Lula, una persona condenada en primera y segunda instancia no puede candidatearse a un cargo electivo. Por esta razón, después de que el TRF4 juzgue los recursos de la defensa, Lula estaría inhabilitado a competir. Pero caso uno de los tribunales superiores de lugar a los recursos que presentarán los abogados de Lula, y suspendan la ejecución de la pena, pena que es lo que lo hace inelegible, Lula podría inscribir su candidatura en el Supremo Tribunal Electoral.

En la esfera electoral, la defensa del ex presidente podrá solicitar la suspensión de la inelegibilidad que comenzará a regir a partir de la publicación del TRF4 sobre los recursos que los abogados de Lula presentarán. Pero sus chances disminuyen si no tiene una decisión favorable en algunos de los recursos que presente.

“Sólo el Tribunal Superior Electoral dirá si Lula es candidato o no. Es cierto que para determnar el resultado del pedido de registro de la candidatura deberá evaluar la vida anterior del candidato, especialmente si hay condenas criminales en segunda instancia o condenas transitadas en juzgamiento, en cualquier instancia, de modo que lo que suceda fuera del TSE puede definir cómo decida el TSE. Sin embargo, desde el punto de vista formal, la decisión para candidatos a presidente debe partir del TSE”, afirmó Mohallmen.

La repercusión en las calles de la condena

Según informó el Partido de los Trabajadores, 70 mil personas se movilizaron hasta Porto Alegre para repudiar la previsible condena a Lula. Durante el acto que se realizó un día antes de conocerse la votación del tribunal, João Pedro Stédile, líder del Movimiento de Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST), le dijo a Lula que lo acompañaba a su lado, que no permitiría que lo detuviesen, que antes deberían detener a miles de militantes que lo protegerían.

Tras conocerse la sentencia, se organizó un acto el mismo día 24 de enero en San Pablo, del que participaron tan solo 50.000 personas, según datos del Partido de los Trabajadores. Durante el acto Lula reafirmó que sería candidato, al otro día se organizó una reunión de la Comisión Ejecutiva del PT que mantuvo la candidatura del ex Presidente. De las instancias superiores de la justicia depende la candidatura del ex Presidente.

¿Qué se puede esperar que diga la defensa de Lula?

Como ya hemos informado en APU, la defensa del ex Presidente cuestiona cuatro aspectos de la sentencia:

1) la competencia del tribunal del juez Sérgio Moro para juzgar al ex Presidente, dado que el magistrado investigaba casos de corrupción en Petrobras y no hay prueba ninguna de que Lula se haya beneficiado de valores de la Petrolera. El propio juez reconoció en la sentencia “Este Tribunal jamás afirmó en la sentencia o en lugar alguno, que los valores obtenidos por la Constructora OAS en los contratos con Petrobras fueron utilizados para el pago de beneficios indebidos al ex Presidente”.

2) el cercenamiento de la defensa:  el juez Moro le negó a la defensa de Lula la posibilidad de presentar pruebas que demostraran la inocencia del ex mandatario, a partir de la realización de un peritaje contable financiero. Los abogados del ex magistrado solicitaron la realización de un peritaje que permita determinar de quién es quién es la propiedad del departamento tríplex, (los abogados ya presentaron documentos que prueban que la propiedad pertenece a la empresa OAS), y si ese apartamento está vinculado a operaciones financieras con fondos administrados por la Caja Económica Federal, ya que el departamento fue dado como garantía en una operación financiera con esa entidad.

3) condena en base a la versión del juez: la defensa cuestiona que al ex Presidente los procuradores lo incluyeron en la causa afirmando que la “OAS para transferir la propiedad de la cobertura tríplex 164-A del Condominio Solaris para LULA y MARISA LETÍCIA provinieron de recursos públicos obtenidos ilícitamente por la Constructora OAS en contratos firmados con la Administración Pública, incluyendo a Petrobras”. Sin embargo, en la misma sentencia el juez Moro afirmó que “Este Tribunal jamás afirmó en la sentencia o en lugar alguno, que los valores obtenidos por la Constructora OAS en los contratos con Petrobras fueron utilizados para el pago de beneficios indebidos al ex Presidente”.

4) la ausencia de pruebas de la culpa y el descarte de la prueba de inocencia: el punto más fuerte de la defensa es que no hay prueba alguna de que la propiedad que se acusa a Lula de haber recibido le pertenezca, de hecho, los abogados del ex Presidente divulgaron un documento que prueba que el departamento es de la OAS. A su vez, cuestionan que no pudiendo haber demostrado Moro la culpabilidad del acusado, utilizó la figura de “hechos indeterminados” que habría cometido Lula, sin que puedan ser probados. “¿Cómo alguien puede ser condenado por hechos indeterminados”, cuestionaron sus abogados.

De todas maneras, hasta que no se conozca el texto de la sentencia, no se podrá saber cuál será la estrategia que adoptaran los abogados del ex Presidente. Sin embargo, desde el principio de la causa, los mismos viene afirmando que el proceso contra Lula está lleno de nulidades.