fbpx Alfredo Coto devela: “Las armas que tenía en el súper eran para defendernos en esta guerra” | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Humor Político //// 20.03.2022
Alfredo Coto devela: “Las armas que tenía en el súper eran para defendernos en esta guerra”

“Como lo hizo Evita”, habría agregado el empresario, dejando resuelto un misterio de tantos años. El combate contra los precios, las derivaciones de la pedrada contra el despacho de CFK, la sanción del acuerdo y mucho más, de la mano de Groncho Mars.

Por Groncho Mars |​ Ilustración: Leo Olivera

 

“¿Volvieron los saqueos?”, me pregunta Gregor, y yo salto preocupado de la silla. Me asusta que alguien haya tomado al pie de la letra esto de entrar en guerra contra los precios y los especuladores, que vaciaran así, sin más, algún supermercado. Me llama la atención no haber visto nada en los medios y le pregunto a mi amigo de dónde sacó esa información. “Vicentin presentó una propuesta de organización empresarial donde promete un acuerdo con los denominados ‘Interesados Estratégicos’, cuestionó al Banco de la Nación Argentina al que le debe una carretillada de plata y no dice una sola línea de la que se fugaron, mientras anuncian que van a cerrar las sucursales en el exterior, lo que terminaría borrando por completo la documentación que permitiría descubrir cómo fue que se pudieron diversificar en grande. Si esto no es un saqueo, ya no sé qué lo es”, cierra y me deja mudo. Se ve que tengo que trabajar un poco más quiénes son los que pueden llevar adelante un saqueo. Sobre todo de este calibre, del cual los medios hegemónicos concuerdan en hacer un sospechoso silencio. Pero no lo anoticio de esto. En su lugar, le doy unas palmaditas en el lomo y le digo “mejor, empezar”.

Viene, se está levantando una pedrada

No habían terminado de caer los últimos cristales rotos por las piedras arrojadas sobre el despacho de la vicepresidenta que se desató otra pedrada hacia todos los espacios.  “Aturden el silencio y la parsimonia frente al ataque al despacho de Cristina Kirchner”, apuntó Andrés Larroque sobre la falta de un rechazo contundente de este lado. Porque del otro, más que una expresión de repudio hubo hasta justificaciones. “Cuando rompieron los vidrios de su oficina, Cristina Kirchner estaba operando contra el Gobierno”, afirmó Nicolás Wiñaski en Clarín. “Esta mal lo que hicieron, pero mirá cómo ella provoca”, habría aclarado por lo bajo. No hacía falta. CFK publicó un video donde se puede ver cómo marcan su despacho para atacarlo y Martín Lousteau, lejos de salir en su defensa, la acusó de “generar mal clima en el Senado y ser capaz de generar sufrimiento en los demás con tal de obtener un beneficio político”. Claro, ellos no hacen eso, sólo generan sufrimiento en los demás con tal de obtener un beneficio económico. Pareciera que no estaríamos votando un acuerdo para arreglar el que Juntos cerró con el FMI para fumárselo en meses. No sé de qué buen clima puede estar hablando. “Cristina Kirchner quiere ser oficialismo y oposición a la vez y no lo vamos a permitir”, gritó a los 4 vientos Ricardo López Murphy. “Eso es lo que venimos queriendo hacer nosotros desde que asumió Alberto, no nos puede venir a robar la idea”, completó.

Subí al techo a ver el huracán y me senté a esperar

Y aunque tuvimos la palabra “autorizada” del “Gordo Mortero” quien pudo asegurar que el ataque al despacho no estuvo planificado, no hizo mucha falta porque el Cuervo volvió a tirar con armamento pesado. “Pareciera que quieren proscribir a la parte mayoritaria del Frente de Todos”. Aníbal Fernández le contestó. “En el FdT no hay proscritos, pero si no te gusta la camiseta, sacatelá”. Aia. ¿Ya habíamos tirado algo parecido, no? Como “si no te gusta el equipo, formate uno y salí a ganar los partidos” o algo similar que no quiero recordar. Encima, la metáfora no es de las mejores. A muchos hinchas de Boca no nos gustó la camiseta con rayas blancas y sin embargo le hicimos el aguante, porque no dejaba de ser la camiseta de Boca. Y es con la que se retiró Diego y la que debutó Román. Es casi como justificarte a lo Fernando Iglesias, quien le restó importancia a su faltazo a la sesión en la que se votaba la media sanción porque “la posición del gobierno varía entre dos políticas: la impunidad y el choreo por un lado y la quita de recursos para dársela a la patria subsidiada por el otro”. “No como nosotros, que de todo eso hicimos una sola idea de gobierno”, completó por lo bajo. Por las dudas, Infobae adelantó clima de clásico (cualquiera de los que se juegan este fin de semana) y se preguntó “¿Puede funcionar el Senado sin su presidente?”. ¿Acá también hay 5 cambios y 3 ventanas como en el balompié? Espero que éstas no terminen rotas.    

Creímos en no creer en nada

Llegó la votación en el Senado y la vicepresidenta estuvo presente en algunos momentos, algo que no evitó las especulaciones. “Cristina terminó su alianza con Alberto Fernández cuando dejó el Senado antes de la media sanción del acuerdo con el FMI”, arriesgó Román Lejtman en Infobae. En Clarín fueron por más. “Un triunfo frente a Cristina Kirchner difícil de celebrar”, le avisó Ignacio Miri al presidente. “La bronca de Cristina Kirchner y cómo debilitar al gobierno”, fue la apuesta de Walter Schmidt. “Después del acuerdo, la soledad de CFK”, apuntó Marcelo Bonelli. Mucho varón profetizando el futuro de Cristina. Sobre el debate, fue más fácil poner la vista en la particular espada de “Domacle” traída por la senadora Sandra Mendoza que analizar su posicionamiento ante el arreglo. “Con o sin acuerdo, la chocamos igual”, declaró la senadora María Inés Pilatti Vergara, que completó diciendo “no hay nada de qué alegrarse, evitamos el default, pero prolongamos la agonía”. Podría decir que si lo evitamos, todavía no la chocamos, aunque el tren va como a 700 km por hora. “Duela lo que duela, la realidad es que el FMI está en Argentina desde 2018 por decisión del gobierno anterior, y en algo más de un año sumó una deuda de USD44.500 M en las espaldas del pueblo”, tiró Martín Guzmán. “Ayer empezamos a resolver la deuda con el Fondo”, destacó el presidente ya con el resultado y el casco de guerra puestos.

Y esta inconstancia no es algo heroico

Al conocerse los números de la inflación de febrero, Alberto Fernández anunció que “el viernes empieza la guerra contra la inflación en la Argentina”. “¿Y qué carajo estuve haciendo yo hasta este momento?”, se debe haber preguntado Roberto Felletti. “Deduzco que hay un plan”, intentó explicar Aníbal Fernández, aunque pareció no estar muy enterado cuál sería. “¿Es cierto que para combatir a los precios van a sacar los tanques a las calles?”, quiso preguntar Marcelo Bonelli y no lo dejaron. Muchos se ilusionaron cuando apareció un borrador que hablaba de aumentar las retenciones al campo, pero ante el grito en el cielo de Juntos se dio marcha atrás con esa medida. Por lo pronto, Crónica puso una cuenta regresiva para el inicio de la guerra y mdz, con la inflación acumulada de casi 9 puntos, cantó pri en asegurar cuál es la primera variable que no se cumplirá con el acuerdo. Ojala le erren como con las vacunas contra el covid. Por suerte llegó el día y las medidas fueron: ampliación de Precios Cuidados, precios máximos en artículos de primera necesidad, fideicomiso para subsidiar el precio de la harina y fondo fiduciario para las verduras frescas. La verdad es que esperaba una batería Oerlikon GDF y resultó que le estamos tirando con la del Gordo Mortero. Hasta Alfredo Coto se habría animado a develar un viejo misterio: “Las armas que tenía en el súper eran para defender a los precios en esta guerra”. “Como lo hizo Evita”, completó.

Sumar tiempo no es sumar amor

Es tiempo de trabajar unidos”, conjeturó el presidente, en ¿un mensaje hacia adentro? Algo de eso debe haber porque le preguntaron a Gabriela Cerruti si había diferencias entre Alberto y Cristina y ella contestó “sólo hay que ver cómo se votó en las distintas Cámaras”. Luego minimizó estas diferencias. “No tenemos que ser amigos para gobernar juntos”. Perfecto, pero apuremos los trámites. Porque de “No estamos peleados”, pasamos a “Estamos peleados un poquito pero no pasa nada” y de ahí a "Estamos repeleados, pero podemos gobernar juntos”. Espero que lo siguiente no sea “Estamos peleados y nos duele un montón, los vamos a hacer mierda” para cerrar diciendo “Perdimos por estar peleados”. Eso sí que nos va a doler un montón a todos. Da bronca porque sucedieron otras cosas, como la denuncia a Nicolás Dujovne por presuntas “operatorias de triangulación y fuga de dinero” que pasó desapercibida, en la semana que se cerró el acuerdo que viene a “reparar” ese otro que él cerró en 5 minutos. “Habría que llamar la atención con algo fuerte”, dijeron en la Rosada. “Déjenmelo a mí”, fue la respuesta de Santiago Cafiero quien, en una entrevista que dio hablando en inglés, aseguró que “I think Lanata is a dickhead”. “¿Cómo se atreve?”, le habría contestado el periodista, “¿A decir eso?”, le preguntó el ministro de Relaciones y Culto. “¡No! ¡A decirlo en tan espantoso inglés!”. Estamos para el cachetazo.

Que todo lo que brilla en este mundo

Mientras a los periodistas de Infobae les llama la atención que se solicite el DNI y el correo personal para el nuevo Censo y ni se inmutaron cuando para entrar al sorteo del sueldo de Javier Milei había que entregar mucho más datos personales, Patricia Bullrich se lamentó por el giro de Estados Unidos con respecto a Venezuela: “A uno le duele en el alma”, aseguró. Joe Biden ya le habría pedido que no se ponga así, que lo va a hacer sentir mal, mientras lo vuelve a llamar a Nicolás Maduro para decirle “¿Sabés cómo se dice gas en ruso?”. Por suerte, a Mario Negri se le ocurrió una idea para que Pato se sienta mejor y presentó un proyecto para que el presidente de Ucrania hable ante el Congreso argentino. “Ya que no pudimos ir a defender la democracia allá, lo traemos virtualmente a Zelenski para que la defienda acá”, habría sido la brillante explicación. Creo que el tipo está un poquito ocupado. ¿Qué se la pasa grabando videítos para todos lados? Mirá vos, prioridades son prioridades. Como las de los medios hegemónicos que se “sorprenden” por supuestos archivos hackeados por Anonymous que dejarían a la vista una censura a la prensa rusa mientras abiertamente “señalan” a periodistas por trabajar en medios como Sputnik, RT o dan de baja a la prensa rusa en redes como Youtube. Debe ser por eso que Pablo Sirvén habla de “la línea prorrusa de Telam” y nadie dice que Infobae ataca a todo lo que huele chino o ruso sin solución de continuidad. Total normalidad.

Que al mundo yo le hago frente

La OTAN tiene la responsabilidad de asegurar que esta crisis no se intensifique más allá de Ucrania y esa es también la razón por la que hemos incrementado la presencia (militar) en la parte oriental de la Alianza”, declaró su secretario general Jens Stoltenberg. Con esto quedaría confirmado que Ucrania no formaría parte de ESE mundo. “Ucrania no es miembro de la OTAN. Lo entendemos”, declaró Volódimir Zelenski, al que parece haberle caído la ficha. Quizás por eso no está mirando con malos ojos el borrador que pondría fin a la guerra, donde Ucrania renunciaría a formar parte de este organismo y se declararía neutral, reduciendo sus fuerzas armadas mientras Rusia cesaría los ataques y se retiraría. Veremos si avanza. No es algo que le preocupó a Elon Musk para hacerse el machote y retar a Vladimir Putin a un duelo, con Ucrania como premio. Alguien que le avise que las peleas de boxeadores famosos con youtubers están arregladas. “¿Y si yo gano me quedo con tus satélites?”, le habría contestado el mandatario ruso, a lo que el empresario se habría ido al mazo, pero hay que ponerlo en duda. Casi todas las noticias de la guerra hay que ponerlas en duda. Miren si no cómo se están peleando en las redes por si el francotirador “Wali” está vivo o muerto. También, será muy bueno escondiéndose en la playa o en el centro comercial, pero un pulóver a rayas rojas y blancas en esa zona es como llevar una diana de tiro al blanco puesta.

Mai onli frends, di end

Y llegamos una vez más a la sección más esperada, el podio de las noticias más destacadas de la semana. En el tercer escalón, “Que no se entere Bilardo: el insólito error del cuerpo técnico de Simeone en Old Trafford”. El titular parece no decir mucho, pero en el cuerpo de la nota nos enteramos que los asistentes del técnico se olvidaron las pizarras con todos los diseños tácticos que tenía preparados para enfrentar al Manchester City. Y si bien lo recuperaron, no sabían si habían caído en manos inapropiadas. Y que eso le podría costar el partido. Con el resultado puesto, les digo: Muchachos ¡Es el Cholo! ¿No será que esos pizarrones quedaron ahí para que cayeran en manos inapropiadas? Bilardo estaría orgulloso. En el segundo puesto, “El hijo del abogado de Cristina Kirchner anotó su primer gol en la reserva de Racing”. Parece que el tío del marido de Pampita metió escuela hasta en el periodismo deportivo. Y en lo más alto del podio en forma indiscutida, “Mauricio Macri viajará a Italia para representar a la Argentina en el Mundial de Bridge”. Me imagino la conversación con su abogado. “Che, quiero salir del país, pero no se me ocurre ninguna excusa”. “Dejámelo a mí”. Aplausos.