fbpx Lo que Viviana Canosa no quiere mirar y Pity Álvarez contó: “Esto es Argentina, esto es Lugano” | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Cultura //// 21.03.2021
Lo que Viviana Canosa no quiere mirar y Pity Álvarez contó: “Esto es Argentina, esto es Lugano”

La periodista macrista se preguntó: "¿Quién es el intendente de Lugano?", evidenciando su desconocimiento sobre uno de los barrios más pobres de CABA. Le faltó escuchar a Pity Álvarez... Por Yael Crivisqui.  

Por Yael Crivisqui

Hace unos días, mientras era intensamente buscada una niña de 7 años, que había sido raptada por Carlos Savan, y que por fortuna apareció con vida, las redes estallaron cuando la periodista macrista Viviana Canosa, entrevistando a los familiares de la nena, preguntó "quién era el intendente de Villa Lugano", mostrando un profundo desconocimiento sobre los barrios que integran CABA. Y sobre quien gobierna la Ciudad: Larreta, que es Macri, que es el PRO, que hace catorce años gestiona el distrito más rico del país. Ambas situaciones pusieron sobre la mesa una misma realidad que tiene tantos años como la pobreza estructural: lo que no se quiere ver. Y sobre ello hubo una banda de rock, en particular, que dijo mucho: Intoxicados.

Corría el año 2005, cuando Cristian “Pity” Álvarez, quien hacia algunos años había dejado atrás Viejas Locas, banda de culto popular de los 90, sacó con Intoxicados su tercer disco “Otro día más en el planeta Tierra”. “Te la vamos a dar”, es uno de los temas emblema del álbum, y habla sobre la realidad que se vivía en Lugano, el barrio donde se crió Álvarez. La historia cuenta sobre cómo fueron cambiando los códigos de los pibes en su época de más adolescente, a la época que lo encontraba ya de más adulto. De hecho, en la cocina de la sala donde ensayaba la banda, habían pintado: “Esto es Argentina. Esto es Lugano”.

“Señor Kioskero”, otro de los temas que también forma parte del disco, habla de las vidas precarizadas de los barrios más humildes, y que al modo de escribir tan particular de Pity, entre poesía lúgubre suburbana y arrabal, entre parodia y cruda realidad, cuenta la historia de un ladrón que es atravesado por la falta de trabajo de su familia pero que, a su vez, parodia con el “y yo trabajar no quiero”.

Pity Álvarez hacía más de dos décadas venía cantando, y contando, en sus letras, cómo es ser un laburante como "Homero", tema que forma parte de “Especial”, tercer disco y último de Viejas Locas. Homero vive en una de las tantas zonas invisibilizadas de la Ciudad más rica del país, y que, sin embargo, tiene los mayores índices de desigualdad social. Lo que hoy cobra tanta dimensión con el caso de una niña de 7 años que vive en las calles porteñas, es parte de una historia de pobreza, miseria y precarización estructural que lleva años ahí, a la vista de las cámaras de televisión, del periodismo, del Estado, de una sociedad deshumanizada que prefiere no mirar a los costados. De un montón de Vivianas Canosas que eligen ignorar.

Hay experiencias, hay testimonios, en formas de rock, y desde la profundidad de la exclusión y la marginación, que sobreviven al paso del tiempo para dar cuentan que siempre estuvieron, pero que resulta incómodo escucharlos. Cuando desde ciertos medios, que son casualmente los que forman sentido común, por su alcance, hablan peyorativamente del “rock barrial”, no están más que reafirmando que molesta todo lo que salga de realidades que evidencian la existencia de un sistema que produce injusticas sociales, tapándolo con la supuesta falta de “superioridad estética”.

Y ni hablar, si encima cobran visibilidad, y llegan a llenar estadios. Pity, con Intoxicados -banda que, además, rompió con el mito de esa falta, porque a nivel musical, sobre todo, en el tercer disco, tiene una superioridad sonora indiscutible, yendo desde el rocanrol al punk, al reggae o al hip hop- contó Lugano, que no es México, es Argentina; desde su lugar, fue más allá de marcar un código, porque marcó que el barrio existe, que así lo vivía él y que no solo formaba parte de la Ciudad, sino de este País.

Mientras se leen competencias sobre cuánto tiempo durará la realidad en la agenda mediática, política y pública, las letras del “Dr” Álvarez seguirán perdurando y entrando en vigencia de manera constante. Mientras siguen las discusiones de algunas clases más acomodadas entre sí, apuntándose mutuamente sobre quienes tienen más privilegios que otras, para así limitarse en opinar, los barrios siguen pariendo bandas con voces propias que no necesitan que se la cuenten.

Bonus Track: Te la vamos a dar, de Intoxicados (disco "Otro día en el planeta tierra")