fbpx La CTA condenó la represión macrista a los trabajadores de Pepsico | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Violencia Institucional //// 13.07.2017
La CTA condenó la represión macrista a los trabajadores de Pepsico

La central obrera emitió un comunicado responsabilizando al Gobierno por el accionar violento de las fuerzas de seguridad.

Por redacción APU

En el marco de la brutal represión a trabajadores de Pespico que se mantenían en la fábrica de Vicente Lopez exigiendo la reincorporación a sus puestos de trabajo, la central obrera CTA publicó un comunicado condenando la represión policial y llamando "a todas las organizaciones de trabajadoras y trabajadores a redoblar la solidaridad con los compañeros despedidos en Pepsico, en Atucha, en Carboclor y en cuanto lugar sean amenazadas las fuentes de trabajo”.

Además, desde la organización sindical conducida por el secretario general Hugo Yasky señalaron: “El gobierno de Mauricio Macri y la gobernadora Vidal son los responsables de la brutal represión a empleadas y trabajadores de la Pepsico que han sido víctimas de la violencia de policía y gendarmería por el ´delito´ de defender sus fuente de trabajo”.

En esa misma línea, CTA denunció que “se brinda protección al vaciamiento de la empresa por parte de la multinacional que ahora importa desde Chile los productos que se hacían acá. Una vez más, palos para los trabajadores y gobierno de los ricos para los ricos”.

Por otro lado, en el contexto de la represión el delegado de los trabajadores, Camilo Mones, denunció a la prensa "que avanzan en este intento represivo luego de que la jueza Andrea Rodríguez Mentasty ratificó que dará curso al desalojo y de que el fiscal pidió que fuese en horas nocturnas. Llamamos a todas las organizaciones solidarias a que se acerquen a la fábrica".

Asimismo, agregó: "Estamos una veintena de trabajadores apostados en los techos y vamos a resistir el desalojo impulsado por el gobierno de Mauricio Macri y el de María Eugenia Vidal que dieron lugar al Acuerdo Preventivo de Crisis que nos dejó en la calle con la anuencia del ministerio de Trabajo".