fbpx El balance de la gestión de Cristina Caamaño en el saneamiento de "los sótanos de la democracia" | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Política //// 06.06.2022
El balance de la gestión de Cristina Caamaño en el saneamiento de "los sótanos de la democracia"

La extitular de la AFI culminó su intervención de dos años y medio con una extensa tarea de trabajo desarrollada que deberá ser continuada por quien es el nuevo titular del organismo federal de inteligencia, Agustín Rossi: la ruptura de las relaciones entre espías y tribunales federales, la disminución de gastos reservados y las denuncias al ex mandatario Mauricio Macri.

La extitular de la AFI, Cristina Caamaño, culminó su intervención de dos años y medio con una extensa tarea de trabajo desarrollada que deberá ser continuada por quien será el nuevo titular del organismo federal de inteligencia, Agustín Rossi.  En los treinta meses de gestión la agenda de trabajo estuvo marcada por la ruptura de las relaciones entre espías y tribunales federales, la disminución de gastos reservados y las denuncias al ex mandatario Mauricio Macri.

En este marco, la titular impulsó la denuncia que permitió poner a luz la trama de espionaje ilegal que tuvo como víctima a la actual vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en el Instituto Patria y en su departamento de Juncal y Uruguay. A esa denuncia, se sumaron las denuncias sobre vigilancia masiva durante las cumbres de la Organización Mundial de Comercio (OMC) y G20, el espionaje ilegal a los familiares del ARA San Juan (que terminó con el procesamiento de Mauricio Macri) y las filmaciones que expusieron al ministro de Trabajo de María Eugenia Vidal, Marcelo Villegas, en su intención de crear una “Gestapo” para perseguir a organización gremiales.

Además, Caamaño realizó un trabajo de reforma de la ley de inteligencia e impulsó una modificación de la estructura del organismo que eliminó la figura del  “Señor Ocho”. En este mismo sentido, bajo su gestión los polémicos fondos reservados fueron disminuidos a un diez por ciento y concretó el hallazgo de 250.000 fichas de antecedentes que fueron almacenadas durante la última dictadura militar. Propuso su relevamiento, en una línea de trabajo desarrollada en consonancia con el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), Abuelas de Plaza de Mayo y Memoria Abierta.

El cierre de la gestión

En sus palabras de despedida en redes sociales, Caamaño agradeció a Alberto Fernández y focalizó en “la confianza que depositó en mí para asumir la enorme responsabilidad de sanear los sótanos de la democracia. Desde la Intervención, siempre contamos con su respaldo ante cada decisión que debimos tomar”. Además, la exfuncionaria señaló: “Puedo decir con orgullo que sentamos las bases de una Agencia Federal de Inteligencia que respeta al Estado de derecho y cumple con la ley, como cualquier organismo público.”

“Las reformas que implementamos coinciden con los modelos de los servicios de inteligencia de las principales potencias, tanto respecto a los controles como a la producción de inteligencia estratégica, orientada a la toma de decisiones”, detalló en este mismo sentido.

A su vez, Caamaño sostuvo: “Estoy segura de que a medida que se consolide el funcionamiento institucional, la AFI producirá en mayor calidad y cantidad información relevante para el Estado y dejará atrás definitivamente la historia de persecución a las disidencias. Quiero agradecer a mi equipo de trabajo y a todo el personal de la Agencia, ya que sin ellos y ellas no hubiese sido posible”.

También, elogió a Agustín Rossi y  lo describió un cuadro político que “podrá consolidar y profundizar el trabajo que realizamos desde 2019. Éxitos en esta nueva etapa para él y su equipo, con quienes trabajaremos conjuntamente en la transición”.

“Junto al presidente Alberto Fernández, la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner y los compañeros y las compañeras, nos seguiremos encontrando en la construcción de una Patria con justicia social”, concluyó a modo de palabras finales de la gestión.