fbpx Norma Arrostito: La iNNombrable | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Dossier //// 28.05.2020
Norma Arrostito: La iNNombrable

Norma Arrostito, conocida como La Gaby, fundadora de la organización Montoneros y partícipe del secuestro del General Pedro Eugenio Aramburu. Detenida y desaparecida en la ESMA durante la última dictadura cívico - militar. Un retrato de su militancia y su valentía, con breves testimonios de quienes la conocieron. 

Por Araceli Lacore
Foto: archivo personal de Roberto Baschetti, Ediciones Jironesdemivida

Norma Arrostito nació en Buenos Aires en 1940. Se recibió de maestra, pero nunca ejerció. Fue parte de la Federación Juvenil Comunista de la Argentina junto a su esposo Rubén Roitvan. En 1965 ya alejada del PC (Partido Comunista) ingresó a Acción revolucionaria Peronista, grupo encabezado por John William Cooke y Alicia Eguren.

En 1966 es detenida en una protesta de apoyo a obreros portuarios en huelga y en la cárcel conoce a Fernando Abal Medina. En 1967 ingresa al comando Camilo Torres y conoce entre otros a Mario Firmenich y Carlos Ramus. En 1968 recibe instrucción militar en la Habana y a su vuelta, forma junto a Abal Medina y otros compañeros el comando ‘’Juan José Valle’’. Después del asesinato de Abal Medina estuvo a cargo de la Unidad Básica Revolucionaria de Combate en Lomas de Zamora, parte de la columna sur de Montoneros.

Operativo Pindapoy

A principios de 1970, Norma Arrostito, Mario Firmenich y Fernando Abal Medina junto a otros compañeros de Buenos Aires y de Córdoba, vigilan los movimientos del General Pedro Eugenio Aramburu, líder de la llamada revolución Libertadora; la Fusiladora, para el pueblo peronista. Aramburu vivía frente al colegio Champagnat, en el barrio de Recoleta.  En el primer piso había una biblioteca desde donde lo espiaban y tomaban nota de todos sus movimientos. La decisión fue sacarlo directamente del edificio. Para esto, Abal Medina y el ‘’Gordo’’ Maza, se presentaron vestidos con uniforme de capitán y teniente primero. Norma estaba junto a otro compañero en uno de los autos dispuestos para el operativo. Ya adentro del departamento de Aramburu, Abal Medina dijo: ‘’General, usted viene con nosotros.’’ El plan era matarlo si había resistencia, aunque eso significara la caída de todos, pero Aramburu no se opuso y así se lo llevaron a un casco rural en Timote, provincia de Buenos Aires, perteneciente a la familia de Ramus. Allí, Pedro Eugenio Aramburu fue sometido a juicio revolucionario. La sentencia fue la pena de muerte; ‘’General, vamos a proceder”. “Proceda’’, dijo Aramburu. Fernando Abal Medina disparó la pistola 9 milímetros contra el pecho del líder de la ‘’Libertadora’’.

Retrato de la Gaby, obra de la artista Nora Patrich

¿Por qué Norma?

"Yo no me rindo. Yo no colaboro. Mi nombre es Norma Esther Arrostito. Mi nombre de guerra es Gaby. Mi grado es capitán del ejército montonero. Ésta es la única información que les pienso brindar.’’

Fue la única mujer que formó parte del Aramburazo y de la conducción de Montoneros. El 2 de diciembre del 76 fue secuestrada por un grupo de tareas, tomó dos pastillas de cianuro en distintas oportunidades, pero no logró suicidarse. La llevaron a la  ESMA donde la torturaron salvajemente y la mostraron como trofeo de guerra, mientras los medios comunicaban que había sido abatida en un enfrentamiento. La mantuvieron aislada y con grilletes en sus pies, sujetos a una bala de cañón de 25 kilos. Durante los primeros días de enero del 77, le aplicaron adrede una inyección de pentotal.

En el libro "Recuerdo de la muerte", Miguel Bonasso narra cómo Jaime Dri ve con vida a Arrostito:

"El `Pelado' nunca la había conocido personalmente, pero notó inmediatamente un contraste en esa figura espectral que todos observaban. Un contraste que provocaba un malestar soterrado. Si el examen empezaba por la cabeza, se notaba que iba bien peinada y arreglada, que su vestido gris estaba limpio y planchado, como el de los detenidos libres. Si la mirada bajaba hasta los pies descubría la causa del lento caminar: como los galeotes de Capucha, tenía los tobillos aherrojados por grilletes".

Elisa Trokar relata:

"A mí me preguntaron y en eso Gaby, que circulaba por ahí, escuchó y me dijo: 'Vos sos una perejila, decí que escribís a máquina'. Escuchar esas palabras en el cautiverio, era - sin duda- corroborar que la resistencia seguía dentro de la ESMA. Para mí Gaby era todo un símbolo. No era una compañera de militancia, era un símbolo de mi militancia".

Susana Ramus recuerda lo que le dijo el Represor Jorge ‘’Tigre’’ Acosta; "Al rato me llama y me dice: 'Vos sabés que Arrostito no quería colaborar. Hubo que hacer esto'".

Graciela Daleo, compañera de Norma en la ESMA relata lo que le dijo al oído cuando llegó: ‘’Yo no colaboro’’

Una nota de la revista Evita Montonera de 1977 relataba:

"Cayó en una emboscada combatiendo la Oficial Primero Norma Arrostito Fundadora de Montoneros. Fue un cuadro de conducción cuando pasamos a la resistencia contra la traición de Isabel y López Rega y durante la transformación en Partido Revolucionario de la Organización Político Militar. Y sin perder ni un instante su condición de mujer, mujer del pueblo y militante revolucionaria”.

No eran pocas las mujeres que eran parte de la militancia, sin embargo, eran escasas en las altas jerarquías. Las mujeres formaban parte de los frentes territoriales, de legales y hasta en el militar y conformaron la Agrupación Evita. Luego de la Fusión de Montoneros con las FAR, no hubo ninguna mujer en la conducción. Lo que aparece inconcluso tiene que ver con las relaciones de poder entre varones y mujeres, y los espacios ocupados dentro de la organización.

Megacausa Esma:

Los represores de la ex Esma fueron sometidos a juicio y juzgados en lo que se conoció como la Megacausa Esma. El cuerpo de Esther Norma Arrostito, la Gaby, la montonera, continúa desaparecido.