fbpx Lo nuevo de Juan Borges: “Voces suburbanas” atravesando lo verosímil hasta pulverizarlo | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Cultura //// 07.02.2021
Lo nuevo de Juan Borges: “Voces suburbanas” atravesando lo verosímil hasta pulverizarlo

Dieciséis relatos integran este libro que se presenta en formato digital. AGENCIA PACO URONDO dialogó con el autor sobre su aparición y la particular forma en que intenta hacerlo llegar al público, distribuyéndolo en forma libre y gratuita.

Por Gabriela Canteros

Juan Borges nació en Bella Vista, provincia de Buenos Aires, en el año 1972. Residente de Grand Bourg, ese lugar del cual se comió los dolores, las perdidas, las frustraciones y las transformó en estos relatos, eligió la docencia, la cruda realidad de la educación y sus problemáticas sociales implícitas como antes supo elegir ser obrero metalúrgico, vendedor ambulante o repositor. Desde fines de la década del 90 la militancia social y política lo acompañó como una forma de vida para cambiar el mundo transitando diversas experiencias hasta el presente. Tiene publicado los libros de poesía Nacimiento (2006), Noche Roja (2007), El emperrado corazón (2009); y los relatos que integran Púrpura (2015).
Voces Suburbanas es el nuevo libro de Juan Borges, editado íntegramente en formato digital, surgido de la desesperación del encierro. Compuesto por dieciséis cuentos breves de carácter realista, algunos con elementos fantásticos, que bien podrían denominarse como “realismo suburbano”. Tal vez los más apasionantes son aquellos que atraviesan lo verosímil y lo destruyen hasta pulverizarlo. Es en este lugar donde encuentra una síntesis y produce el cierre de una etapa vinculada a la pandemia y la cuarentena. AGENCIA PACO URONDO lo entrevistó para dialogar sobre la aparición de este libro absolutamente autogestionado, de distribución libre y gratuita, camino emprendido por Borges para llegar más personas que puedan leerlo y compartirlo.


AGENCIA PACO URONDO: Contanos sobre vos, tu gran trayectoria literaria donde, de alguna manera, el rol docente juega un papel fundamental, ¿cómo es la relación entre estos dos aspectos de tu vida? 
Juan Borges: No sé si podría decir que tengo una gran trayectoria literaria. Apenas algunos libros editados; tres de poesía y dos de narrativa. Siempre aposté al arte como una manifestación de vida y un destino con el que me encontré en diferentes sitios y ámbitos de mi existencia. En otras épocas disfruté mucho ser un artista independiente y viví a pleno la experiencia de ir a leer en público a muchos lugares, eso fue mi etapa de ser parte de la Feria del Libro independiente (desde el 2006 hasta cerca del 2009), la cual fue muy rica porque aprendí mucho y conocí a grandes artistas tratando de construir redes y espacios de carácter colectivo. Todo eso sucedió en CABA y zona oeste del conurbano, siempre hasta ese momento con la lírica de la poesía. A partir del 2010 empecé a indagar en la narrativa como una manera diferente de buscar mi voz, para eso comencé a leer a grandes narradores que me marcaron y me señalaron una manera diferente de decir. Leer a Roberto Arlt, Abelardo Castillo, Andrés Rivera, Fogwill, Osvaldo Lamborghini, Bukowski, Kerouac, Henry Miller y Roberto Bolaño me hicieron tener avidez por la narrativa.
En cuanto a la docencia y a la literatura no puedo establecer relación, yo hace apenas diez años que soy profesor y mi relación con la literatura viene de toda la vida. De hecho fue potenciada en etapas de mi vida en las cuales fui obrero fabril o repositor.

APU: Según la reseña, los textos crecen de la borrachera, el aburrimiento, el encierro y este contexto extraordinario ¿como se traduce eso en la literatura? ¿Nacieron personajes nuevos, quiénes habitaron tu imaginación dando lugar estos 16 relatos?
J.B.: En la etapa de la pandemia cerré y redondeé el concepto general del libro. Los demás relatos pertenecían a años atrás. Mi libro anterior lo edite en el 2015, estos cuentos venían germinando desde ese entonces y terminaron de cristalizarse en el encierro y la necesidad de darlos a conocer.
La temática de Voces Suburbanas es, justamente, contar historias de personajes que no tienen voz, sin embargo hay ficciones intensas, urgentes por mostrarse y yo apenas intento ser un vocero de esos seres invisibles que habitan las barriadas populares de Grand Bourg. Lo mío es, de alguna manera, un tributo a esas voces y esos seres que tanto me dejaron en mi deambular por las calles y los lugares donde explota la intensidad de existencias sonoras, repletas de música. Muchos de ellos y ellas se han alejado de mí, otros y otras ya no están en este mundo. Pero siempre estarán.
En estos relatos hablo de las crisis de los 90, del estallido del 2001 y las consiguientes manifestaciones populares que emergieron y de las cuales me enorgullezco de haber formado parte.
APU: ¿En cuál de los relatos te ves proyectado o te agrada más y por qué, si es que hay alguno en particular?
J.B.: Hay algunos relatos en los cuales podría decir que me siento muy reflejado y desnudado de alguna manera. Ellos son “El barro del suburbio”, “Acción directa” y “El desterrado”. Otros también, pero principalmente esos tres. También “Simulacro de la guerra”, que habla de la guerra de Malvinas, hecho que marcó mi infancia como la de muchos de mi generación. Yo tenía 10 años cuando sucedió el conflicto bélico y esas cosas te marcan.
En una mirada más abarcativa podría decir que hay mucho de realismo en todos los relatos, no obstante a veces uno utiliza elementos fantásticos para disfrazar un poco ciertas situaciones que a veces pueden resultar demasiado crudas. Apuesto a la ficción como un artificio, como decía el gran Cortázar.
APU: ¿El formato digital se debe al contexto, una elección personal o algún objetivo particular? ¿Dónde lo puede buscar el lector y cómo adquirirlo?
J.B.: El formato digital es PDF y tiene que ver con el contexto y con una necesidad de hacer llegar mi obra a personas con las cuales es más sencillo conectarnos en forma virtual. De hecho, hoy proliferaron mucho las ediciones digitales, son más accesibles en lo económico, incluso. Las editoriales tienen una mirada muy ambiciosa que va en desmedro del arte, similar a las discográficas, también. Obviamente que hay editoriales pequeñas que hacen la diferencia, pero son pocas. Por otro lado, siempre defendí la autogestión del arte, de alguna manera esta edición que estoy emprendiendo es mantener una coherencia con ese principio.
La idea es enviarle a contactos, amigos, amigas de la vida y que colaboren con la difusión si desean hacerlo. Por otro lado, quienes estén interesados e interesadas en leer mi obra me lo pueden pedir y se la haré llegar.
Quiero agradecer mucho a la Agencia Paco Urondo que es una barricada contra la desinformación de los monopolios informativos y un faro de organización comunicacional popular.

Si les interesa hacerse de este libro, dirigirse a una de las siguientes opciones

.

Mail: borgesjuan72@gmail.com
Facebook: Juan Borges Escritor 
Teléfono móvil: 11 2557 0870