fbpx Ni "Partido de los Buenos" ni verticalismo trasnochado | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Debates //// 20.07.2020
Ni "Partido de los Buenos" ni verticalismo trasnochado

Desde Rosario, Santa Fe, Héctor Marinangeli propone un debate con Aldo Duzdevich a partir del artículo "El partido de los buenos" y las críticas a Alberto. ¿Cómo se debe dar la discusión de ideas al interior de un movimiento político?

Por Héctor Marinangeli | Foto: Manuel Fernández

Ante la nota de Aldo Duzdevich ("El partido de los buenos" y las críticas a Alberto) aparecida días atrás me permito decir algunas cosas para dar una visión diferente, al menos, y mostrar otras verdades no absolutas como para mejorar el intercambio.

Subestimar o desconocer las críticas es de débiles; los fuertes no se sienten afectados y al contrario se fortalecen en la crítica y el debate interno. No creo que el verticalismo trasnochado sea solución para querer acallar o tapar las opiniones diversas que debe haber en todo espacio amplio, democrático y popular.

Hay quienes consideran un “pecado” la crítica y el disenso, cuando se trata de una de las formas serias de debatir y discutir posiciones políticas. Alberto reconoce que se equivoca con la salida del tema Vicentin, alaba a Midlin (léase “socio” de Macri y uno de los más favorecidos durante el gobierno anterior) porque invierte en el país, se reúne con empresarios “non santos”, y... ¿resulta que la militancia no puede expresarse frente a temas de interés que son visibilizados de diferentes maneras?

Que aun exista en nuestra tierra la disyuntiva Patria o Colonia, precisamente es porque aún está pendiente el hecho revolucionario.

Los objetivos del programa del FdT con Alberto a la cabeza son la mejor expresión de lo que hoy necesita la Patria. Eso no significa que entre quienes sostienen esta idea no puedan expresarse con opinión crítica y propia, justamente de eso se trata: para eso es una construcción de diversos sectores.

Subestimar a quien camina a nuestro lado porque tiene una visión diferente en algunos aspectos no es muy recomendable en estos tiempos. Hay que sostener el debate de ideas entre pares, que construye fuerza, da solidez a la propuesta del frente y contribuye al triunfo.