fbpx “La Casa de Axel contuvo las líneas internas del peronismo y sumó a sectores progresistas que no tenían un espacio en nuestra ciudad” | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Política //// 24.11.2021
“La Casa de Axel contuvo las líneas internas del peronismo y sumó a sectores progresistas que no tenían un espacio en nuestra ciudad”

AGENCIA PACO URONDO dialogó con Marcelo Reinna, uno de los fundadores del espacio platense “La Casa de Axel”, ubicado en el centro de la capital bonaerense.

Por Juan Cruz Guido

AGENCIA PACO URONDO dialogó con Marcelo Reinna, empresario PyME y miembro de APYME. Es uno de los fundadores del espacio platense “La Casa de Axel”, ubicado en el centro de la capital bonaerense.

Agencia Paco Urondo: ¿Cómo fue la creación de la Casa de Axel en La Plata? ¿Cómo surgió la idea?

Marcelo Reinna: La idea de fundar la casa de Axel en La Plata fue una consecuencia de varias cosas. Primero, cuando había perdido Cristina y Axel empezó a salir y hablar en las plazas, intercambiar, accionar con la gente, su discurso, nuestro discurso. Lo que significaba el kirchnerismo que en ese momento lo daban por muerto y nosotros creíamos que teníamos mucho para dar todavía en nuestro país. Y después caminando con Axel por el interior de la provincia de Buenos Aires primero. Porque nos costaba mucho más hacer pie en el conurbano.

Cuando llegamos a La Plata, los militantes que somos de ciudad, veíamos que no existía un lugar para una parte de la militancia, que hay un vacío en algunos sectores y en algunos actores y que había muchas listas en ese momento en La Plata y necesitamos encontrar un espacio donde juntarse, donde las listas se juntaran. Pensaran que más allá de quién ganara la interna, sí teníamos que juntarnos para ganar la ciudad y encontrarnos en un espacio donde no existieran ganadores y perdedores, en un espacio que nos contuviera todos.

Después este espacio fue creciendo, la gente lo fue mirando así. Se convirtió en un centro de la cultura, del arte, de pensadores. Donde se reflejaba el trabajo de las comisiones y fue realmente creciendo. Y luego la gente lo adoptó. Creo que la gente sola la adoptó como un espacio propio, quizás muy ligados a sectores más de capas medias, de los sectores progresistas te diría de la ciudad, y desde allí se armó el festejo improvisado y la casa fue creciendo. Axel inaugurando la idea. Y las cinco listas debatiendo entre ellas y en su momento, coronando a Florencia (Saintout), que fue la ganadora de esa interna. La casa trató de hacer la contención de todas las líneas internas del peronismo, más sumar a muchos sectores progresistas que no tenían un espacio propio en nuestra ciudad.

APU: ¿Con qué organizaciones vienen articulando?

MR: La casa articula con todos los actores de la sociedad. Tiene una particularidad que es una casa quizás menos alineada, solamente tiene una línea política que es con nuestro gobernador y articula con todos los sectores. Muy fuerte con los sectores de la cultura, con los sectores de la producción y con los sectores del trabajo. Actualmente se viene desarrollando más en la estructura barrial. Hemos generado toda una estructura barrial. A veces poco visible, pero muy fuerte. Mucho con clubes, con organizaciones sociales. Estamos tratando con los emprendedores, con los micro productores, pero también lo empezamos a hacer con los sectores más activos, más grandes de la sociedad, porque la casa tiene una excelente interrelación con las estructuras de los colegios de profesionales, con las cámaras empresarias.

La verdad la casa llega a otros sectores que muchas veces el peronismo tradicional no lo puede hacer. Y la realidad viene siento esto: una interrelación con diferentes actores sociales que muchas veces no los mostramos como lo hace el conjunto de las organizaciones políticas. Pero sí por abajo se viene haciendo una gran telaraña de interrelaciones, de debates con profesionales.

Por ejemplo, hace pocos días trajimos a Julia Strada, un economista donde pudo debatir no solamente con nosotros, sino con otros actores de la sociedad que a veces no piensan igual, pero que sin lugar a duda la economía nos corta a todos de la misma forma.

APU: ¿Qué objetivos tienen de acá en adelante?

MR: Los objetivos son claros, quizás son los mismos objetivos que tenemos todos quienes formamos parte de este magnífico espacio. Ahora es el debate de cómo logramos ese objetivo: construir una patria más justa para todos. El objetivo es construir un modelo de sociedad más equitativo. Es el pensar que no puede haber pobreza en Argentina.

El objetivo es similar, por supuesto, a lo del resto de las organizaciones del Frente. El tema es cómo lo conseguimos. La casa se ha convertido en una usina de pensamiento de cómo llegamos a ese objetivo. Y para eso lo que tratamos de hacer, lo que tratamos de articular, siempre basados en la provincia de Buenos Aires, algo que conocemos la mayoría, articulamos a veces con muchos intendentes también, en cómo conseguimos esos objetivos. Cómo conseguimos que haya una economía más formal y menos informal. Que haya mayor producción nacional y que haya mayor nivel de trabajo genuino en la Argentina. Y ese es el principal desafío y la casa los impulsa hacia una generadora. Yo creo que la causa es una gran usina de ideas y de pensadores y de pensamiento.

A veces con un sistema bastante particular, tiene un sistema de organización medio anárquico. No tiene para nada un proceso de organización y conducción tradicional, es decir, no tiene una organización rígida de cargos dentro de la organización. La casa fue fundada en su momento por algunos compañeros, en particular por Cuto Moreno, que fue quien impulsó la necesidad y quien impulsa constantemente el tema de la casa, pero no tiene una organización rígida en esa forma. Esto también la hace atractiva porque hay mucha gente que conduce la casa. Cada uno de los militantes de la casa conduce la casa.

APU: ¿Cuáles son las principales líneas de trabajo?

MR: Las líneas de trabajo creo que se están revisando a partir del proceso electoral. Una cosa era la línea de trabajo que nos habíamos planteado cuando entramos, cuando llegamos al gobierno (y digo llegamos porque todos somos parte de este gobierno de Axel). A partir de la pandemia, esas líneas de trabajo se fueron transformando, se fueron modificando. La casa también tuvo que generar otras líneas de trabajo. Generamos el grupo de trabajo Dona, donde hemos podido llegar a un montón de organizaciones, muchas veces donaciones con el Estado donde la casa lo que salió a mostrar en su principio una organización fuerte de solidaridad, como lo sigue haciendo constantemente. Te puedo contar que por ejemplo la casa en pocos días más, también articulando con algunos sectores empresarios de la ciudad, va a hacer un trabajo muy fuerte en el arreglo de la UPA de Los Hornos. Muchas veces muchos de los trabajos que la casa hace no son como objetivo mostrarlos, como lo hacen las organizaciones políticas tradicional. Porque como te decía, nosotros no estamos discutiendo un espacio de poder en este momento, pero sí en las líneas de trabajo tienen que ser modificables a partir del resultado electoral. Es decir, no podemos seguir pensando que la gente nos ve de una forma cuando la realidad el resultado en el interior de la provincia fue extremadamente duro para nuestras organizaciones, para nuestro gobierno. Hemos perdido la gran mayoría de los pueblos de la provincia de Buenos Aires y también hemos perdido en la capital de la provincia por un resultado inclusive bastante importante, casi por 14 puntos.

Por lo tanto, la línea de la casa tiene que ser revisada a partir de este debate, de esta votación. Entonces, en este tema lo que estamos viendo es cómo nos ven. Por ejemplo, en los sectores de capas medias de la ciudad de La Plata, la realidad del peronismo le cuesta muchísimo, le cuesta muchísimo llegar, le cuesta muchísimo articular y lo ves en el resultado. Está muy lejos, inclusive con una pésima administración, con un pésimo gobierno municipal de Garro, que no hace absolutamente nada en la ciudad, igualmente nos gana.

Entonces, en este tema la casa está revisando sus líneas y poder acercarse a algunos sectores de la clase media que todavía nos falta, que todavía no nos acompaña como debería hacerlo. Porque sin lugar a duda nosotros pensamos que nuestro mensaje llega de una forma, pero la gente lo recibe de otra. En este tema la casa está trabajando muy fuerte en eso, sin descuidar las organizaciones barriales. A partir de hace unos meses y en el tema de la pandemia, la casa se extendió muchísimo en los barrios y los clubes. La casa ha armado un frente social y barrial que muchas veces no los mostramos, pero que en realidad nos ha permitido tener un conocimiento territorial muy fuerte. Antes éramos como un grupo de mucho más del centro de la ciudad.

Estamos en lo que fue la nueva creación, que lo generó la pandemia, de comedores, merenderos, clubes y nuevos vecinos tremendamente solidarios. En eso estamos articulando muchísimo. Pero si también nos dimos cuenta la necesidad de articular con los sectores que no nos votan y en eso tenemos una diferencia con el resto del peronismo muchas veces local. Porque estamos conformados y creo que hasta por nuestra propia formación profesional, que pertenecemos mucho más a los sectores medios. Entonces la realidad de lo que nos estamos planteando es: cómo interactuamos con estos sectores que no nos votan, cómo discutimos nuestro mensaje.