fbpx Recalde, titular de Aerolíneas Argentinas: “Aerolíneas vuelve a Nueva York, México y Londres”
Economía //// 23.08.2010
Recalde, titular de Aerolíneas Argentinas: “Aerolíneas vuelve a Nueva York, México y Londres”

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en Ámbito Financiero, por Pablo Jiménez) Recalde asegura que el déficit se revertirá con el reacomodamiento de la demanda. Ahora llegan 20 aviones Embraer a la flota de aerolíneas. El presidente de la aerolínea estatal, Mariano Recalde, hizo un balance de su primer año de gestión al frente de esta empresa que parece empezar a sortear las turbulencias que la golpearon durante años. En diálogo con Ámbito Financiero contó con qué compañía se encontró el Estado, detalla sus planes para revertir el rojo, habla de la compra de aviones a la brasileña Embraer y adelanta cuáles son algunas de las rutas históricas que Aerolíneas Argentinas buscará recuperar en breve.
 

Periodista: ¿Qué compañía encontró el Estado al hacerse cargo de Aerolíneas?
 
Mariano Recalde: Cuando el Estado Nacional decide rescatarla, estaba en un estado calamitoso, ruinoso, al borde de la quiebra literalmente. Con una deuda equivalente a lo que factura en todo el año. Con un déficit operativo muy difícil de remontar, producto de un proceso de desinversión largo, de abandono, de mala gestión. Y con un producto muy malo en cuanto a su calidad, poco competitivo, poco vendible.
 
P.: ¿Cómo se revierte esa situación?
 
M.R.: Las bases están en el plan quinquenal que anunciamos hace algunos meses. Uno de los puntos importantes está en la renovación de la flota. Cuando el Estado se hizo cargo, de los 88 aviones que había sólo 23 estaban operables. Ahora estamos incorporando 20 aviones Embraer que van a estar disponibles progresivamente desde fin de mes. Esto nos permitirá competir con un mejor producto y además nos va a generar un ahorro importante en combustible. Dará un oxígeno enorme a la empresa.
 
P.: ¿El acuerdo con Embraer se va a ampliar?
 
M.R.: La idea es tener una flota homogénea. Hoy es absolutamente heterogénea con siete distintos tipos de aviones, lo que te obliga a tener siete jefaturas de pilotos, de mantenimientos, siete tipos de repuestos, de motores y siete equipos de formaciones de pilotos distintos. Queremos que los nuevos aviones de Embraer reemplacen a toda la flota MD de Austral.
 
P.: Hace poco la compañía anunció un récord histórico de horas voladas.
 
M.R.: Sí, es uno de los ejes del plan, mejorar la oferta, subir la cantidad de horas voladas e incrementar la facturación de la compañía. En mayo hubo un récord de 14.222 horas voladas entre Aerolíneas y Austral. Además, el primer semestre también cerró en un máximo histórico.
 
P.: ¿Cómo mejorarán la oferta?
 
M.R.: Hicimos un estudio que prevé un fuerte aumento en la demanda en rutas de cabotaje y rutas de Sudamérica. Ahí estará el foco, pero también queremos crecer en la oferta internacional, a pesar de que la demanda no nos acompañará tanto. Lo primero es incorporar frecuencias de cabotaje, para estar bien conectados internamente. Después, fortalecer los vuelos a Brasil, que tienen mucho mercado y Aerolíneas los había desatendido en la última década.
 
P.: ¿Cuáles son las rutas regionales que piensan fomentar más allá de Brasil?
 
M.R.: Queremos incorporar un vuelo a La Paz, que no hay, y a Quito y Guayaquil.
 
P.: ¿Piensan retomar rutas históricas que Aerolíneas perdió?
 
M.R.: Sí, vuelos al DF (México) y a Nueva York. Pero también queremos llegar en poco tiempo a Londres.
 
P.: ¿Para cuándo se concretaría?
 
M.R.: Estimamos que para mediados del año que viene. También depende de lo que tarde en incorporarse la flota de fuselaje ancho, que es un tema bastante complejo.
 
P.: ¿La idea es ir retomando todas las rutas anteriores?
 
M.R.: Hay que hacerlo progresivamente. Por ejemplo, no está previsto retomar rutas como Los Ángeles por ahora. Es que no tiene sentido volar una vez por semana a Miami y hacer 10 ciudades en EE.UU. Un buen producto tiene que tener mucha frecuencia para poder elegir, y si se queda un vuelo, tener otro. No tenemos que descuidar las rutas en las que ya estamos compitiendo (Roma, Madrid, Barcelona).
 
P.: ¿Qué balance hace de su gestión?
 
M.R.: Los números se van cumpliendo. El déficit está claramente en baja. Aumentamos mucho la oferta. En marzo al largar con los vuelos regionales desde Aeroparque, subimos la frecuencia. Hoy en los resultados da más gasto que ingresos, y el resultado es negativo. Pero a medida que la demanda se vaya acomodando, se irá revirtiendo. Además, más que una empresa comercial somos un servicio público. La misión que nos dio el Congreso de la Nación es «conectar al país», porque beneficia al turismo, al desarrollo de otros emprendimientos, mantiene vivas a provincias que de otra forma no sobrevivirían, como ocurrió con los pueblos fantasmas que emergieron cuando dejó de funcionar el tren.
 
P.: ¿Cree que éste era el único camino?
 
M.R.: El otro camino era fusionarse, recortar personal, dejar de volar rutas, achicar la operación y eso va en contra de la función social que tiene la empresa y de las políticas que tiene este Gobierno.
 
P.: ¿Cuáles son las expectativas?
 
M.R.: El gran salto Aerolíneas Argentinas lo dará en 2011, cuando estén los 20 Embraer volando. Ahí caería a la mitad el déficit comparado con 2010. En 2008 se perdieron u$s 942 millones, en 2009 unos u$s 547 millones. Para 2010 se espera un negativo de u$s 482 millones, que en 2011 caería a u$s 200 millones. (Agencia Paco Urondo)