fbpx Tres cuestiones fundamentales para que el debate sea útil, por Norberto Galasso | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Debates //// 02.09.2020
Tres cuestiones fundamentales para que el debate sea útil, por Norberto Galasso

Nuevo texto del historiador Norberto Galasso en respuesta a su colega Hugo Chumbita, en el marco de un debate que ambos intelectuales propusieron en AGENCIA PACO URONDO sobre la revolución de Mayo, su carácter y el rol de San Martín. 

Por Norberto Galasso

Considero que este debate puede resultar útil si profundizamos tres cuestiones fundamentales. 

Una: Expresé varias razones que prueban la falsedad del mitrismo cuando sostiene que la sociedad blanca -o criolla- de 1810 “odiaba a España” y esa sería la causa de la revolución (“San Martín”, de Mitre, pág. 17). Estas afirmaciones no han tenido explicación en la respuesta (incluso omití el rechazo a las invasiones inglesas, como otra prueba). Asimismo, sostuve que ‘algunos’ ‘muy pocos’ fueron independentistas porque no confiaban mucho en la fortaleza de las juntas de España, quizás Moreno y muy pocos más hasta 1813/14. Por otra parte, ninguna revolución puede anteponer cuestiones tácticas (la máscara) a la cuestión estratégica (derechos democráticos), ni engañar a un pueblo y al mundo durante 6 años.

Dos: San Martín vivió dos años en Yapeyú, 4 en Bs As y luego hasta los 33 en España donde fue desde cadete hasta alto oficial (veterano de 30 batallas) y regresó al Plata con varios oficiales que no tenían madre india (entre otros, Chilavert y el Barón de Holmberg) y habría venido a pelear contra el ejército al cual pertenecía. Entonces, aparece J.B. Sejean y  afirma que era un desertor, sobornado por los ingleses para independizar las tierras de América y permitir así que el Imperio británico se las robase a España (“San Martín y la tercera invasión inglesa”). No conozco que el revisionismo rosista haya refutado a Sejean. Lo hice desde el revisionismo federal provinciano, con “Seamos libres”, con solo un comentario (el de una revista impulsada por Hebe de Bonafini, y el apoyo que le dio el Cte. Hugo Chavez, quien lo editó en Venezuela, y luego en Cuba; compañías valiosas, por cierto). 

Tercera: El mitrismo ha ocultado el documento emitido por el Congreso de Tucumán explicando: “Establecimos nuestra junta, en 1810, a semejanza de las de España”…pero luego el rey Fernando “nos declaró amotinados en los primeros momentos de su restitución al trono (1814)" y “ello nos dio impulso para el único partido que nos quedaba” (la independencia en 1816) (Manifiesto a las naciones, del 25/10/17). Estimo que ahora es posible cerrar el debate.