fbpx La UNR y la empresa INVENTU crearon un respirador especial | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Ciencia y Tecnología //// 11.04.2020
La UNR y la empresa INVENTU crearon un respirador especial

Roberto Rigo Bisso, coordinador del proyecto Un Respiro, explica el proceso, funcionamiento y objetivos del dispositivo para ventilar emergencias respiratorias derivadas del coronavirus. La importancia de la universidad pública y el apoyo institucional al desarrollo científico tecnológico argentino. 

Por Roberto Rigo Bisso. Foto del equipo de izquierda a derecha: Germán Campero, Roberto Rigo Bisso, Simón Carpman,  Darío Fernadez Cívico. 

Hace 15 días, la Universidad Nacional de Rosario junto a la Empresa INVENTU, se comprometían públicamente para avanzar en un desarrollo con 6 objetivos claros:
•    Desarrollar rápidamente un ventilador con funciones específicas para ventilar emergencias respiratorias derivadas del coronavirus.
•    Que constituya un dispositivo de bajo costo.
•    Que cumpla con los requerimientos médicos para el tratamiento de pacientes afectados por el COVID 19.
•    Que sea capaz de ser producido en escala para abordar exitosamente la demanda nacional que se puede desprender de un potencial incremento de los casos registrados.
•    Que ponga sus planos a disposición del mundo, como así también las especificaciones técnicas y las listas de componentes industriales que permitan fabricarlo libremente por personal calificado en cualquier rincón del planeta.
•    Que sea confiable, seguro y fácil de utilizar.

Ese proceso, ni bien iniciado, fue sumando voluntades, instituciones y profesionales de la salud que nutrieron colectivamente el desarrollo.

A la Universidad Nacional de Rosario, impulsora del proyecto, se sumaron otras instituciones educativas como la Universidad del Gran Rosario aportando el conocimiento de kinesiólogos expertos en respiración mecánica, que junto a los profesionales de la Salud Pública de la Provincia de Santa Fe y la Municipalidad de Rosario, aportaron el conocimiento teórico y empírico de sus Unidades de Terapia Intensiva. También fueron partícipes fundamentales los profesionales de la Asociación Rosarina de Anestesiología, aportando médicos, instalaciones y tecnología para garantizar ensayos y simulaciones que permitieron confrontar el ventilador con situaciones de conflictos respiratorios; y actores muy relevantes de la comunidad terapéutica y sanatorios privados de la ciudad de Rosario, con sus devoluciones, consejos y experiencia.

Este es un proyecto de sinergias, donde la empresa INVENTU logró sintetizar, interpretar y asimilar las demandas de los usuarios profesionales, para ofrecer soluciones tecnológicas acordes a la necesidad planteada y a los objetivos propuestos, avanzando en distintas etapas que fueron sumando complejidad, desafíos tecnológicos y clínicos, y permitieron lograr la seguridad y confiabilidad del equipo.

El trabajo continuó en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, donde junto al acompañamiento de las instituciones descriptas, el proyecto sumó el compromiso de actores ministeriales logrando así la sinergia de los tres niveles del Estado.

El trabajo desarrollado en CABA tuvo una primera instancia en la AAARBA (Asosiación de Anestesia, Analgesia y recuperación de Buenos Aires), donde junto a profesionales de esa institución científica, y referentes de la SATI (Sociedad Argentina de Terapia Intensiva), se realizó la etapa final del desarrollo incorporando ajustes y sugerencias para garantizar la solidez del equipo y encontrar en las pruebas realizadas la seguridad del dispositivo, que fue expuesto a exhaustivas pruebas de exigencia respiratorias.

El paso final se desarrolló ante los profesionales de la Salud del Hospital El Cruce, que evaluaron el equipo en una simulación y realizaron los aportes finales en el Laboratorio de Ingeniería Clínica del Hospital para validar finalmente sus funciones.

En todos estos pasos, fue central la logística y el acompañamiento de Fabricaciones Militares recorriendo distintas ciudades de nuestro país en busca de componentes, y llevándonos junto al Ventiladores para realizar los test de validación clínica, como así también la mirada técnica de sus profesionales.

Queremos destacar además la solidaridad y el compromiso de Empresarios locales, Ingenieros de todas las especialidades y técnicos que colmaron de aportes, visiones y conocimientos al proyecto.

Luego de 15 días de arduo trabajo y un enorme compromiso colectivo, contamos con un Ventilador de Transición con Afectación Específica a la atención de la emergencia derivada de un potencial incremento de los casos registrados, que da cuenta del objetivo inicial propuesto:
•    Podrán producirse más de 1000 unidades por semana con componentes industriales que están a disposición.
•    El personal médico no necesitará ser experto en respiración mecánica para ponerlo en funcionamiento.
•    Es un soporte de vida robusto, seguro y confiable que puede utilizarse en hospitales y sanatorios, como así también en hospitales de campaña.
•    Tendrá tutoriales desarrollados por profesionales de la salud para las y los profesionales usuarios.

El objetivo del proyecto, su etapa inicial, está cumplida. #UnRespiro, un ventilador de transición para la atención de la emergencia, validado en sus funciones específicas y particulares por la comunidad médica, que pondremos a disposición de las autoridades sanitarias correspondientes.