fbpx Para entender el escenario Libio, por Jorge Tribó
Para entender el escenario Libio, por Jorge Tribó

Mar del Plata (Agencia Paco Urondo) Estimados: Tomé un párrafo de la versión digital del diario El Pais de Madrid, para ver como se originan las noticias sobre lo que ocurre en Libia y que luego circulan por todo el globo.
Las mismas rebotan de un medio a otro, naturalizándose como “la verdad” y sin analizar la seriedad y rigurosidad de las fuentes que se citan y que le dieron origen.
Para su análisis desglosé el artículo del diario El País de Madrid parrafo por parrafo y traté de determinar cuales son las fuentes de su contenido:
"Aquí todo lo que se ven son señales de guerra"
Testigos relatan a EL PAÍS la campaña de terror de Gadafi contra la población civil.- El aeropuerto de Bengasi, destruido tras los choques entre manifestantes y el Ejército libio
http://www.elpais.com/articulo/internacional/todo/ven/senales/guerra/elpepuint/20110222elpepuint_12/Tes
EL PAÍS | Madrid 22/02/2011

DICE EL PAIS:
El régimen de Muamar el Gadafi continúa, por segundo día consecutivo, con su campaña de terror contra la población civil. Después de que ayer los militares atacaran varios objetivos en la capital libia con cazabombarderos y helicópteros, el régimen ha recurrido hoy a mercenarios fuertemente armados que patrullan las calles de Trípoli para dar caza a los opositores.
COMENTARIO: Después de todo lo que mintieron sobre los hechos acaecidos oportunamente en Yugoeslavia, Irak, Afganistán, Venezuela, Ecuador, Argentina, Cuba, Bolivia, etc., hay que analizar con una lupa sus comentarios, ya que con sus antecedentes ¿que credibilidad pueden tener estas afirmaciones?
CONTINÚA EL PAIS:
Un ciudadano español que reside en Trípoli ha asegurado a este periódico que "los helicópteros están sobrevolando la ciudad disparando contra la gente. Mercenarios en coches patrullan la ciudad y disparan también". Este testigo, que ha preferido guardar el anonimato por razones de seguridad, ha asegurado que "salir a la calle es complicado" y que la situación en los aeropuertos es caótica. "Más de 3.000 turcos esperan a las puertas del aeropuerto para coger un vuelo y dejar el país", ha contado. Abandonar Libia se ha convertido en una misión imposible. "En las fronteras está comenzado el pillaje y si intentas salir por los pasos fronterizos de Túnez o Egipto te quitan el dinero, el móvil y tus pertenencias". El acceso a Internet en Trípoli también se ha convertido en una odisea. "No sé lo que me durará la conexión ya que nos la cortan cada dos por tres", se ha quejado este español.
COMENTARIO:
Todas estas afirmaciones las recabó El País, de un “ciudadano español que prefiere guardar el anonimato” o sea, Mongolito Florio
CONTINÚA EL PAIS:
Amira, una joven libia aguanta como puede el castigo del Ejército, ha confesado, en conversación telefónica, "sentir miedo". "Pero soy libia. Nací en este país y moriré en él", ha proclamado a continuación. "No nos atrevemos a salir de casa. A través de las ventanas vemos disparar a los soldados continuamente y se oyen gritos", ha contado. Amira, dentista de profesión, tiene una hermana que reside en Madrid de la que se siente orgullosa porque "está aportando su granito de arena". "Protesta delante de la Embajada en España con otros residentes libios", declara.
COMENTARIO:
Y…, si lo dijo Amira, es una fuente totalmente confiable para el diario El País de Madrid y el G8 ¿Quién no conoce la seriedad de Amira y su reputación como reportera? (¿Quien corno es Amira, usted la conoce?), luego la afirmación circula, circula y sigue circulando por todas las corporaciones del neoliberalismo…
CONTINÚA EL PAIS:
En Libia los vecinos se han organizado para "hacer frente común". Han reunido provisiones como agua o gasolina "por si la situación se alarga", ha contado, algo que tras varios días han agradecido ya que muchas tiendas están cerradas y nadie se atreve a salir a la calle. De hecho, mientras Gadafi ha dado su discurso a través de la televisión, "todo el mundo estaba en sus casas, conectado, para saber qué decía", ha contado. Nada más empezar a hablar el dictador, los helicópteros han comenzado de nuevo a sobrevolar las azoteas de la ciudad. Tras el discurso, los soldados han disparado al aire para celebrar las palabras de Gadafi. "Este tirano quiere provocar una guerra civil. Ha llamado 'ratas' a los manifestantes y los acusa de odiar a su país. Si sigue así va a provocar que esto se convierta en Afganistán", se ha quejado.
COMENTARIO:
En este caso si que la fuente informativa es totalmente confiable, la noticia proviene de “Los vecinos” usted sabe que si “los vecinos” se lo dicen a El País, no tiene por que dudar, dada la rigurosidad y seriedad demostrada por “los vecinos” en sus reportes periodísticos.
CONTINÚA EL PAIS:
El miedo se ha instalado en la calle. A pesar de que algunos soldados se han negado a disparar a los manifestantes los libios saben que el régimen ya cuenta con hombres sin escrúpulos capaces de hacer cualquier barbaridad. "Unos amigos míos vieron en los cuarteles de Trípoli una furgoneta en la que se montaron hombres vestidos de negro que hablaban francés. Creemos que son mercenarios", ha contado, asustada. Aún siendo consciente de lo todo lo que es capaz de hacer la familia Gadafi -"Muamar el Gadafi es un tirano, como su padre"- Amira ha asegurado que el pueblo libio está unido. "Somos libres y solo queremos ver caer al régimen", ha insistido.
COMENTARIO:
En este caso, la fuente es “unos amigos mios” que dijo estar “asustada”, o sea que el periodista parece que en este caso se estaba informando con unos mutantes alienígenas que inician el comentario en plural masculino y lo termina haciendo en singular femenina, además parece que el alienígena “unos amigos míos” o sea, la “asustada” tiene el don de la ubicuidad para estar viendo simultáneamente en “varios cuarteles” una furgoneta con hombres vestidos de negro, mercenarios que hablaban francés.
CONTINÚA EL PAIS:
Un ingeniero libio con el que ha contactado EL PAÍS a través de telefonía por Internet ha contado que la ciudad a primera hora de la mañana estaba tranquila y que se podía ver a libios buscando pan y gasolina. Este residente en Trípoli ha explicado que muchas de las barricadas han sido levantadas para impedir el paso de los vehículos del Ejército con armamento pesado. Una de las plazas del centro ha sido escenario de una manifestación de partidarios de Gadafi que ondeaban banderas verdes y adornaban sus coches con fotografías del líder libio. Algunos iban armados y han efectuado disparos al aire con la intención de amedrentar a la población para que vuelva a sus casas.
COMENTARIO:
En este caso la fuente es “Un ingeniero libio” que no sufre restricciones para acceder a Internet…(y si es un ingeniero libio, no hay por que dudar de la información)
CONTINÚA EL PAIS:
Salem Gnan, un portavoz del Frente Nacional para la Salvación de Libia, ha explicado al diario británico The Guardian que ha contactado con su cuñado en Trípoli esta mañana y le ha hablado de "cadáveres tirados en las calles". "Hay informaciones de que el principal hospital de la ciudad ha sido bombardeado y todo aquel que está en la calle, especialmente si forman grupos de tres o cuatro personas, es disparado por los soldados", explica Gnan. "El régimen hace todo lo que puede para mantenerse en el poder y la gente se está empezando a desesperar. Necesitan comida y agua". Amira ha añadido que en el centro sanitario "impera la ley del silencio". Algunos médicos le han corroborado las palabras de Gnan, y ha contado cómo partidarios del régimen han implantado un férreo control para impedir que se saquen fotografías y vídeos dentro del hospital
COMENTARIO FINAL
En este caso si hay un nombre y apellido, además es totalmente confiable e independiente, pertenece a un grupo opositor que encabeza las protestas, vive en Londres y la información se la dio por teléfono su cuñado de Trípoli o sea que lo de los cadáveres en las calles es algo objetivo y a no dudar…
Bueno, no sigo analizando el resto del artículo periodístico porque sería muy largo, creo que queda evidenciada la forma en que se origina la versión de los hechos que se suceden en Libia, en el medio de la intifada del magreb, nos están vendiendo de contrabando una revolución de colores y los aprestos para la invasión parecen estar en marcha
Es como si en su pieza se presentara una hermosísima mujer en ropa interior y le dijera que apague la luz porque es tímida y luego de hacer el amor, prende la luz y se encuentra con otra persona trasvestida que no era la que usted creía.
MORALEJA:
Nunca hay que bajar la guardia…
(Agencia Paco Urondo)