fbpx Opinión: sobre la cuestión palestina
Internacionales //// 26.09.2011
Opinión: sobre la cuestión palestina

Análisis de José Cornejo sobre el debate en ONU respecto de la representación palestina. Un repaso por los discursos de la presidenta de Brasil, su par estadounidense y la reflexión de CFK.

 
 
 
 
 
 
La columna fue transmitida en Basta de Zonceras, el programa radial de la Agencia Paco Urondo. Miércoles de 22 a 24 en FM Caseros. Conducen D. Kaminszcik, V. Palacios y J. Ciucci. 
José Cornejo: ¿Charlamos sobre la apertura 66º de la Asamblea de Naciones Unidas? Es 66 porque arrancó en 1945 con el final de la Segunda Guerra Mundial. Y es interesante ese dato para pensar Palestina porque viene a colación de una discusión que se dio –a partir de los discursos en ONU- entre Obama y el bloque de Brasil y Argentina. La posición de CFK y de Dilma Rousseff  –fue la primera vez que una mujer abrió las sesiones- tiene que ver con cómo se administra el poder de las naciones en el mundo y cómo es el sistema jerárquico dentro de Naciones Unidas.
Naciones Unidas es un plenario donde participan todos los países reconocidos en el mundo como tales. Son 193. En el caso de Palestina, se lucha por que sea el 194. Pero además de ese plenario horizontal existe el Consejo de Seguridad que fue formado por los triunfadores de la Segunda Guerra Mundial en 1945. Los integrantes permanentes del Consejo de Seguridad son Estados Unidos, Rusia, China, Francia y el Reino Unido (Inglaterra). En realidad, en el Consejo de Seguridad se discuten las decisiones más importantes. Estados Unidos promueve que no se vote en el plenario donde tiene una derrota asegurada, sino en el Consejo de Seguridad. Y no porque en el Consejo de Seguridad la posición norteamericana gane, pero el sistema está armado para que el veto de uno solo de estos países bloquee cualquier decisión.
Juan Ciucci: Ahí se va a conectar con Malvinas también. Estuvo interesante el juego que hizo la Presidenta cuando justamente conectó ambas luchas de alguna manera con este punto de quiénes vetan y quiénes están ahí.
JC: Entonces, abre las sesiones Dilma Rousseff. Y Dilma lo que dice es que el sistema en que está organizado el Consejo de Seguridad, donde se toman decisiones como las intervenciones militares, está armado con una estructura de 1945. Hay que modificar eso porque la correlación de fuerzas cambió y porque eso no ayuda a pensar un mundo más justo. ¿Qué hace Dilma? Trae la cuestión norte-sur. Y menciona dos veces en su discurso la crisis de los países centrales. En este 2011 a ella le toca abrir en un Brasil que cuela entre las diez economías más grandes del planeta, que tiene espalda, que no está sufriendo todavía el impacto duro de la crisis, y le dice a las potencias centrales que sí están atravesando esta crisis: “Muchachos, el Consejo de Seguridad armado en el 45, no está dando cuenta de esta correlación de fuerzas que hoy existe”. Ese fue el planteo de Dilma. Y luego pasa a otras cuestiones entre las que menciona Palestina.
Daniel Kaminszcik: Acá un oyente pregunta si hay países que se abstuvieron de votar.
JC: No hubo votación en la Apertura, solo los discursos de los Presidentes. También estuvo Sarkozy a la mañana.
Victoria Palacios: Hay como un giro en Sarkozy.
JC: Bueno, es la política de contramarchas europeas que trata de demostrar cierta autonomía, pero en la práctica termina siguiendo la línea norteamericana. Volvamos al debate. Abre Dilma cuestionando el Consejo de Seguridad, el orden norte-sur, denunciando las debilidades de las potencias centrales. Y acto seguido el orador es el Presidente norteamericano Barack Obama.¿Qué le responde Obama a Dilma? Bueno, Obama habla de los levantamientos, de esta “primavera árabe”. No habla de la crisis en las potencias centrales. No hace mayores referencias a los responsables de la crisis económica, porque Rousseff dos veces habla sobre la responsabilidad del sector financiero sobre esta crisis internacional. Y le responde a Dilma dos cosas sobre la cuestión palestina. Dice: “Lo importante no es que Palestina esté o no en la ONU. Lo importante es cómo se lleven israelíes y palestinos entre ellos. Es un problema que tienen que resolver entre ellos.” ¿Qué está diciendo Obama? Dice: no importa qué se discuta acá, nosotros vamos a hacer lo imposible para que no entre porque no es importante. Los importante es que el Pueblo palestino sojuzgado, pauperizado, con hambre, sin agua, resuelva sus problemas en condiciones de igualdad con Israel que está sustentado por el mayor ejército del planeta que son los mismos Estados Unidos. Pero además, otro dato interesante es que Obama revive otro capítulo de derrota de su biografía política, plantea una situación diferente a la que había planteado en la Asamblea del año pasado, donde Obama presionó  al Estado de Israel en que colabore en construir una paz duradera. Un retroceso más, porque viene retrocediendo en salud, en administración fiscal del Estado y en políticas de la paz, por la cual le dieron el Premio Nobel. Y viene a retroceder acá planteando que Israel ya no tiene que comprometerse a la paz, sino más bien algo así como el mini Estado palestino tiene que resolver su situación con el mega Estado israelí.       
DK: ¿Gobierna el Pentágono?
JC: Es un hombre derrotado. Obama es un quebrado y un cadáver político en vísperas de las elecciones del año que viene. Pero un tercer elemento de Obama y que me parece que todavía el peor -más allá de su claudicación y de tratar de sacar a Palestina de la ONU-, es que claramente en su discurso Obama dice: “No puede haber ningún Estado palestino que no garantice la seguridad de Israel”. O sea, la soberanía palestina sólo puede existir en tanto que Israel sea un país seguro. No hay soberanía en sí misma, no hay un derecho de los pueblos a su autodeterminación. El derecho del pueblo palestino a ser un Estado es la autodeterminación del Estado de Israel.
DK: Y si nos ponemos como piensa un Estado genocida, la seguridad de Israel sólo estaría garantizada con el exterminio del pueblo palestino.
JC: Claro. Israel no es un Estado con un ejército, sino un ejército con un Estado. En este escenario, una sociedad bélica como es la sociedad israelí donde cada ciudadano israelí, incluyendo a las mujeres, tiene cuatro años de servicio militar, desde esta perspectiva la seguridad es inalcanzable. Pero no sólo eso. No es solo que se está poniendo la soberanía palestina en la línea del horizonte, sino que además la soberanía de un Pueblo depende de otro Pueblo, con lo cual ya no es soberanía. Para que una soberanía sea tal debe depender de ese mismo pueblo. La soberanía palestina, según Obama, es subsidiaria a la seguridad o el valor que fuera de Israel. Con lo cual Obama responde bastante fuertemente contra Dilma y contra su propia exposición del año pasado. Entonces ahora sí llega Cristina. Y plantea varios puntos interesantes. Uno lo planteaba recién Juan (Ciucci). Dice: “No se puede pensar la problemática de la soberanía palestina sin plantear la problemática de Malvinas”. En algún lugar uno hubiera esperado de Dilma Rousseff también una mención a la problemática de Malvinas porque eso le hubiera dado mucha más fuerza. Pero Cristina conecta y hace un aporte anticolonial mucho mayor, que trasciende el Estado palestino. Segundo, por supuesto, juega en bloque con Dilma Rousseff. Y tercero, que me parece que es muy interesante, ustedes vieron que hay una frase que puede ser controversial de Cristina Fernández cuando dice: “Cuando no le estamos dando la posibilidad a Palestina de construir un Estado, estamos alentando el terrorismo internacional”. Es una frase controversial en el sentido que Israel caracteriza de terrorismo a mucha militancia sincera y en muchos casos desesperada del pueblo palestino por su soberanía. Entonces, es complejo en un primer momento cuando escucha esa frase porque uno dice: “Uy, Cristina en algún lugar suscribe un concepto de terrorismo que es un concepto del Imperio, que Estados Unidos e Israel han utilizado indiscriminadamente y en ello han metido muchas veces los mismos levantamientos populares palestinos, la Intifada”. Sin embargo, si ustedes ven cuando Cristina  plantea esto, la delegación palestina se para y aplaude eufóricamente. ¿Por qué para los palestinos no fue controversial el planteo de Cristina? Porque en realidad el planteo de Cristina va en línea con el oficialismo palestino. En Palestina hay dos grandes fuerzas políticas. Al Fatah, que viene de la tradición de Yasser Arafat, que es lo que tiene que ver con el nacionalismo tercermundista palestino. Y una fuerza que ha crecido mucho en los últimos tiempos a partir de las propias derrotas de Al Fatah en relación con Israel, que es Hamas. Hamas es una fuerza islámica. Y en las últimas elecciones Hamas ha derrotado a Al Fatah, pero el poder ejecutivo lo sigue manejando Al Fatah, es decir, el nacionalismo tercermundista, no el islamismo. Una fuerza laica. El planteo de Cristina en realidad va en consonancia con la línea de Al Fatah, que plantea que la discusión con Israel no tiene que ser en clave religiosa, en clave de islámicos contra judíos, sino que tiene que ser en clave de fuerzas políticas, Estados modernos. Noten que todo el tiempo la estrategia de Israel es: “Esto es el antisemitismo. Nos persiguen por judíos.” Es llevarlo al plano religioso. El planteo diplomático de Al Fatah es correrse de ese plano. Pero Hamas tiene una fuerza muy poderosa, con enorme legitimidad, que busca llevar al plano de confrontación en términos islámicos. Y también está que Al Fatah que quiere llevar la discusión al plano internacional, diplomático y Hamas quiere llevarlo al militar. Pero en la lucha militar por cada muerto israelí hay 50 muertos palestinos. Los muertos los ponen los palestinos. Entonces, Cristina suscribe la línea del oficialismo palestino que es Al Fatah. ¿Me siguen o se marearon un poco?       
Ju. Ci:: Como distintas instancias de la lucha palestina.
JC: Claro. Palestina tiene una enorme complejidad e Israel se ha esforzado en partir el Estado palestino en pedazos, en territorios geográficamente separados. Por un lado está la zona limítrofe con Siria que son los Altos de Golán, que ahí Al Fatah conduce políticamente. Después está el complejo entramado del gran Jerusalén, donde ahí está todo muy entremezclado y donde hay una gran parte del territorio palestino que está bajo la ocupación militar israelí, paradójicamente llamado “Ejército de Defensa Israelí”. Y después está la franja de Cisjordania que es la zona limítrofe con Egipto, que ahí Hamas conduce. Israel ha hecho lo imposible por desestabilizar la unidad palestina y eso también habla de la complejidad de la interna palestina. Por eso es tan importante la gobernabilidad para adentro de los palestinos, porque hace a su debilidad el estar fraccionados.
Este es el escenario. Una discusión muy fuerte norte-sur. La palabra del norte llevada adelante por Obama. La palabra del sur inicialmente por Dilma Rousseff, con toda la espalda brasilera, y además Cristina Fernández contraponiendo a la posición de Obama, del Imperio descarnado.
Ju.Ci.: Toda UNASUR apoya la cuestión palestina.
Jo.Co.: Sí. La región en su conjunto viene reconociendo el Estado palestino. La verdad, Argentina tiene excelentes relaciones con Israel. Cuando Estados Unidos, entre las muchas presiones que intenta ejercer sobre Argentina, denuncia cierta complicidad con el terrorismo, ha sido Israel o sectores vinculados al Estado de Israel los que han defendido a la Argentina. Argentina, sobre todo a partir de lo que hemos sufrido con los atentados de la década del 90, tiene una posición de mucha cercanía a la lucha contra el terrorismo y de compartir ciertas líneas con Israel. Ahora, con lo que tiene que ver con la presión palestina Argentina no deja de pensarlo en la misma clave que Malvinas.
Ju.Ci.: No solamente es una cuestión nacional de autodeterminación de los pueblos, sino que en el conflicto de Medio Oriente generar que el Estado Palestino participe de la ONU enfriaría ese foco de conflicto.
JC: Aventurando un poco, la sensación es que Israel todo busca acorralar al pueblo palestino para que en su desesperación el pueblo palestino haga estos levantamientos populares que se llaman Intifada y que…
DK: …y que eso justifique un ataque indiscriminado de Israel a los palestinos avanzando un poco más en el exterminio del vecino.
Ju.Ci.: La famosa Guerra de los Seis Días, ¿no? Justificarse en una agresión externa.
JC: Lo que pasa es que Israel, aun cuando masacra al pueblo palestino, también genera una situación de inestabilidad política a nivel mundial. Israel, en cuanto agresor de Palestina es causante indirecto de muchos de los atentados que terminan surgiendo alrededor del planeta. No solamente porque su política de acorralar al pueblo palestino despierta en el mundo árabe justificativos, genera una base material para atentados en el resto del mundo y que los argentinos como tales –porque los que murieron en la AMIA eran argentinos- sufrieran esas muertes. Pero no solamente porque Israel provoque esa respuesta desesperada, sino porque además el mismo Estado de Israel ha promovido y financiado guerrillas que han generado atentados en todo el mundo, como lo demuestra la película Munich. Esa película da cuenta que hay grupos financiados por Israel que generan atentados y asesinatos en el planeta. O sea que no es solamente que sus políticas generen inestabilidad mundial por acorralar al pueblo palestino y legitimar terrorismo, sino que además el mismo Estado de Israel ha financiado ese terrorismo a nivel internacional.
DK: Practica la tortura el Estado de Israel.
JC: El Estado de Israel tiene por Constitución legalizada la tortura.
DK: Las picanas eléctricas portátiles que utilizaban los grupos de tareas de la última dictadura militar eran fabricadas en Israel.
JC: Haciendo asociaciones no del todo libres, el año pasado hubo un escándalo respecto a la administración de Mauricio Macri en la ciudad de Buenos Aires por la compra de pistolas eléctricas Taser, que era una forma elegante de llamar a las picanas que eran de fabricación israelí. Israel es un gran exportador de armas, pero como no puede competir con Estados Unidos, se especializa en armas vinculadas a la tortura. Hay un problema grave con Israel. No solamente para el Cercano Oriente, sino para el conjunto del planeta, la inestabilidad que genera. Y la posición palestina de llevarlo al plano de la diplomacia, algo que tiene una efectividad bastante baja, que en la realidad inmediata del pueblo palestino es difícil ver cuáles van a ser las consecuencias positivas rápidas. Y aun así el Estado de Israel sabotea esa alternativa. La ferocidad del Estado de Israel es difícil de dimensionar.  
Ju.Ci.: El pueblo de Israel ha sido uno de los que más ha sufrido persecuciones termina teniendo un Estado que practica el genocidio.
JC: Israel utiliza todo el tiempo el concepto de antisemitismo. Como ellos son judíos, los atacan por ser judíos. Esto hay que chequearlo con datos duros. En realidad hay una importante minoría, con altas tasas de crecimiento demográfico, de israelíes árabes, de israelíes musulmanes. Porque claro, son sectores árabes que quedaron de ese lado, migrantes pobres que se fueron nacionalizando, hijos de esos migrantes. Y hay que además tienen representación en el Parlamente israelí. Entonces ni siquiera es del todo cierto que es un Estado confesional como Israel propone. Su población ni siquiera es judía.
DK: Tenemos un mensaje de un oyente de Pablo de Villa Bosch. Dice: “En el Día Internacional de la Paz hay que saludar a Obama por fomentar el odio y la guerra”. Esto sintetiza bien cuál es el sentir de creo una gran mayoría de la humanidad respecto de este tema.
Jo.Co.: Quiero cerrar con esta idea. El Estado palestino ha logrado una estrategia diplomática muy inteligente por parte de la Autoridad Nacional Palestina, que aun cuando fuera derrotada en el seno del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, ha logrado instalar el problema palestino a nivel planetario. Hoy lo han logrado. La discusión palestina estuvo en el centro de todos los medios del planeta. Eso es un gran logro. Con eso los dejo y bueno, como siempre felicitaciones por el programa que tienen.      
DK: Muchas gracias a vos por todo este clarísimo panorama. (Agencia Paco Urondo)