fbpx Macri: "No pienso declarar ante un juez que no haya jugado al tenis conmigo" | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Cultura //// 24.10.2021
Macri: "No pienso declarar ante un juez que no haya jugado al tenis conmigo"

Esa habría sido la verdadera explicación de su faltazo a declarar. Las dos marchas del Día de la Lealtad, la reacción de la opo, las advertencias y amenazas con respecto a los precios y mucho más, de la mano de Groncho Mars.

Por Groncho Mars |​ Ilustración: Leo Olivera

“¡No pueden hacer esto justo el día de la lealtad!”, se queja Gregor, “uno que creía que no se iba a romper, que cuando decían estar unidos era cierto. Me quedé totalmente desorientado, sin saber qué partido tengo que tomar”. Como creo saber de qué está hablando le pido que se calme, que no se deje llevar por el arrebato, que nuestra fuerza puede tener diferencias, hasta las puede expresar abiertamente, pero que todos y todas hacemos un esfuerzo grande para seguir sosteniendo una sola idea que es la de justicia social. Que una parte se puede haber expresado el 17 en Plaza de Mayo y otra el 18 en el monumento Canto al Trabajo sin que signifique un quiebre, que la unidad se dobla pero no se quiebra”. “¿De qué estás hablando?”, me responde mi amiguito para seguir “me refiero a la separación de Icardi y Wanda. Parece que a Mauro le pescaron unos mensajitos justo el 17 y Nara le sacó la roja, por más lamentaciones que el jugador intentó. Y no sé si tomar partido en ésta. Eso sí, parece que el 18 se va a convertir en el día del plato que se come frío, ya que Maxi López se dio una vueltita por el predio del PSG mientras no estaba Icardi”. Podría contarle que Mauro y Wanda se reconciliaron y que la separación no pasó de una escapada a Milán, pero lo dejé lamentándose otro rato mientras le decía “mejor, empezar”.

Cada vez que duele más, estaré más firme 

Por primera vez, el 17 de octubre duró 48 horas. Es que hubo dos convocatorias. La primera fue realizada por Madres de Plaza de Mayo, frente a la Rosada, y allí se exigió el no pago de la deuda externa. Y si bien todos los oradores señalaron que no buscaban romper el frente, no dejaron de marcar que la deuda generada por Macri no la podía pagar el pueblo. Hebe de Bonafini fue clara en ese sentido, oponiendo duramente sus diferencias y advirtiendo que podían “llenar muchas veces la plaza si es necesario”. “Todos los que estamos acá somos parte del pueblo que lo votó y que lo va seguir votando si se comporta como debe”, le señaló a Alberto Fernández. Vale aclarar que a pesar de los reclamos, hubo mucho color y fiesta en la plaza, dejando ver la necesidad de la militancia por encontrarse y mostrar su presencia en las calles. La que no estuvo tan clara fue la del presidente. Antes del acto se calculaba que iba a ser uno de los oradores, ya que había alentado a movilizarse. “Nunca estuvo pensado”, aclaró Gabriela Cerruti, la flamante portavoz del gobierno, al día siguiente. Haberlo sabido antes: me quedé a hacerle el aguante aún cuando las orgas rompieron filas y comenzaron a tocar los músicos, convencido que si todavía no había hablado seguro tenía guardada una entrada épica cayendo en paracaídas, guitarra eléctrica en mano, para compartirnos una nueva canción recién compuesta con lo que acababa de oír. Será la próxima.

Conozco esta ciudad, no es como en los diarios, desde allá 

La segunda se realizó el 18 y fue convocada por la CGT a 100 metros de su sede, en el monumento Canto al Trabajo. Algunos dicen que marcharon un día después porque, esta vez, el 17 coincidió con el día de las madres y ellas eran las poseedoras de la lealtad más grande. Lo cierto es que también fue multitudinaria, aquí también hubo mucha alegría en quienes marcharon y si bien no hubo oradores, se leyó un comunicado donde se exigió “la defensa del aparato productivo nacional y la generación de empleo genuino” e indicaron que “la profundidad de la crisis actual requiere de señales claras”. “Quiero agradecer y felicitar a la CGT y a los movimientos sociales que expresaron en una multitudinaria marcha la fuerza y la unidad que nuestra Patria demanda”, tuiteó Alberto Fernández saludando la demostración de fuerzas del movimiento obrero. Vale decir que el día anterior, había compartido un posteo que convocaba a Plaza de Mayo. “Entonces, ¿cuál de las dos marchas representa al verdadero peronismo?”, le pregunto a Andrés Larroque, a quién lo vi abrazándose con los sindicalistas el 18 y con las Madres el día anterior. “Me extraña, Groncho, la respuesta es más que obvia ¡Las dos!”, afirmó el Cuervo. Por suerte, Viviana Canosa que es una tipa muy ubicada llamó a realizar una “marcha de los hombres del bien” para contrarrestar éstas que vendrían a ser algo así como “El Gobierno contraataca”.

Difícil que lleguemos a ponernos de acuerdo

Ya sea por comprender bien esto o por lo contrario, Patricia Bullrich se mostró sorprendida por las manifestaciones del peronismo “Asusta el nivel de odio que se tienen entre ellos”, aseguró. “Este Gobierno ni siguiera dialoga entre ellos menos lo va a hacer con la oposición”, planteó. “¿Y por qué tanto interés de que esto suceda?”, le pregunto. “Para poder decirles que a nosotros tampoco nos interesa dialogar con ellos”, me contestó la exministra. Es que Pato está muy convencida que si el oficialismo no salda sus propias diferencias es imposible llegar a un acuerdo. No terminó de decir esto que saltó Luis Juez para aclarar su oposición al diálogo asegurando que “no podemos cogobernar con los delincuentes”. Tranca. ¿Se referirá a los empresarios de medios de comunicación que aparecieron en los Pandora Papers? Se lo vería muy cómodo a Luisito cogobernando con ellos, hasta acá le vendría funcionando. Otra que se enojó fue Elisa Carrió. La sierva de la República siente que le están jugando sucio y que negocian por detrás para que su archienemigo Ricardo Lorenzetti ocupe la presidencia de la Suprema Corte. “No se puede traicionar la última esperanza del pueblo de la Nación”, se quejó. Más le escucho decir a Lilita “la Nación”, más siento que se refiere al medio de comunicación. Y la última esperanza, por supuesto, es ella. “Suerte que nosotros le pedimos al gobierno que salden sus diferencias y no al revés”, cerró ofuscada Patricia.

Busca aliados de jazmín y una daga de metal

Seguiré presentándome en la Justicia como siempre lo hice, todas las veces que haga falta”, tuiteó Mauricio Macri y casi me paro a aplaudirlo, pero ahí nomás plantó hilo para decir “pero no por ello dejaré cuestionar todas las decisiones arbitrarias que violen los derechos humanos que nos amparan a los seres humanos”. OK, está bien, Cristina Fernández de Kirchner se quejó de lo mismo pero se presentó a múltiples indagatorias en el mismo día… “Citarme en campaña, prohibirme viajar, irregularidades del juez denunciado por posibles falsedades en otro proceso y funcional a los intereses oficialistas recuerdan los atropellos de colegas como Oyarbide o F. Márquez”, posteó a continuación Mufaza. A mi me hace acordar más al juez Hornos. O a Bruglia y Bertuzzi. Para mí, este planteo nace porque le prohíben viajar. Eso ni Netflix lo puede reemplazar. “Por eso no me presentaré mañana hasta que los planteos que hará mi abogado sean resueltos para garantizarme el debido proceso y la defensa en juicio”. Con tal de que lleguemos a eso, firmamos como garantes todos. Mientras su abogado volvió a recusar al juez y pedir la suspensión de la indagatoria, la querella que representa a los familiares de los submarinistas fallecidos en el hundimiento del ARA San Juan exigieron la detención de Mauricio por “maniobras dilatorias”. “Alguien que les explique que yo no he hecho eso, en mi vida ni siquiera he realizado una maniobra”, aclaró. Así nos fue.

Hay alguien, alguien que me quiere ver

Nos vamos acercando al final de la campaña y la Opo mediática decidió no esperar hasta fin de mes para empezar los festejos por Halloween. Es la única explicación que le encuentro para ciertas resurrecciones. “El jefe de Inteligencia de Chávez reveló que Venezuela envió USD 21 millones en valijas para financiar la campaña de Cristina Kirchner”, tituló Infobae. “¿Justo Ahora?”, pienso. Leo la nota completa y debajo de todo, en las relacionadas, aparece una que dice “Nuevo revés para Hugo ‘El Pollo’ Carvajal: rechazaron posponer su traslado a Estados Unidos”. Carvajal es el jefe de Inteligencia en cuestión, así que ahí me cerró todo. “Antes de que me lleven a Yankilandia, díganme qué les firmo y dónde”, habría dicho. Ahí nomás “la Justicia Argentina pidió la declaración y los documentos que revelan el envío”. ¡Qué celeridad! Lo que me llamó la atención fue que La Nación, en tapa, puso “Un fiscal pide datos” y en la nota “la Justicia Argentina”. Leí un poco más y ¿a qué no saben quién apareció? Seee, el viejo y querido fiscal Carlos Stornelli, rápido para los mandados y escurridizo para presentarse cuando lo llaman. Eso sí, el medio que pertenecía a Esmeralda Mitre ha dado muestra de conocer ese sentimiento que llamamos vergüenza. Una pequeña dosis, pero ya es un avance. Por cosas como ésta uno puede entender que la foto de Cristina todavía sea la portada de los Panamá Papers aunque no aparezca en ese informe.

Estaba en llamas cuando me acosté

Roberto Feletti le había propuesto a los empresarios de la industria alimenticia un acuerdo de congelamiento de precios de productos de primera necesidad teniendo en cuenta la crisis en que estamos inmersos. “Elijan entre ganar por cantidad y no por los precios”, marcó y los empresarios, la oposición y los medios lo vieron como un apriete. “¿Por qué tenemos que elegir una si sistemáticamente venimos cimentando nuestras ganancias sobre las dos?”, le habrían contestado los representantes de las principales alimenticias. No dijeron eso, pero sí afirmaron que “no están garantizadas las condiciones para un acuerdo”. Oia, respondieron como Mauricio. Debió ser por eso que el secretario de Comercio Interior apretó el acelerador y congeló los precios mediante una resolución. “Va a ver desabastecimiento, no tenga ninguna duda”, aseguró Mario Grinman, el presidente de la Cámara de Comercio y Servicios y a la Opo mediática eso no le pareció un apriete sino una advertencia. A Feletti no, quien lo destacó en un fuerte tuit. Esperemos que los controles y las multas también lo sean. Infobae siempre puede ir un poquito más allá. “Guerra por los precios: cómo se defenderán las empresas ante el congelamiento dispuesto por el Gobierno”, como si los “pobres” empresarios formen parte del 40 y pico de la población que desde el 20 de cada mes vive desabastecida.

Están pasando demasiadas cosas raras

En Rosario hubo un par de situaciones relacionadas con la campaña que llamaron la atención. “Un candidato a diputado renunció por un particular afiche contra Cristina Fernández de Kirchner”, anuncia mdz. Luis Contigiani, antes socialista, renunció a su candidatura luego de la aparición de un afiche donde se ve a Jorge Boasso (exradical o expro, aunque tiene más partidos que camisetas usadas el “Loco” Abreu) y detrás a CFK con ropa de presa. Y claro, era lógico: la lista se llama “Diferentes” y estaban haciendo lo mismo que Juntos. La otra se refiere a una pelea entre adolescentes a la salida de un colegio. Nada especial, hasta ahí, si no fuera que estaba presente el padre quien quiso terminar la pelea gritándole a su hijo “Cagalo a trompadas y rematalo en el piso” y el chico le partió un dedo a su contrincante en 5 partes. El progenitor es Fabián Ruffa, marido de la concejala candidata a renovar su banca Ana Laura Martínez. Sabía que había golpistas en Juntos pero no que eran tan literales. También hubo un debate con los candidatos a diputados por la provincia de Buenos Aires cuya noticia más relevante fue saber por qué Victoria Tolosa Paz pestañeaba tanto. Sólo le voy a preguntar a los cambiemitas por qué se quejan cuando se lo nombra mucho a Macri, como si no correspondiera. Es como si te lastimaran y vos se lo marcás, y el tipo te contesta “ehhh, mirá cómo te ponés, me vas a hacer sentir culpable”. Increíble.

¿No ves que el mundo gira al revés?

Donald Trump maniobró para mantener en secreto documentos relativos al asalto al Capitolio. El exmandatario se quejó aduciendo como única finalidad acosarlo a él y a quienes trabajaron en su administración, cuyas últimas labores “deben tenerse bajo resguardo sino todos sabrán que trabajaron para, si perdíamos las elecciones, conseguir un autogolpe. Ni la última hicieron bien”, habría comentado por lo bajo. Mientras tanto, nos seguimos enterando cómo Elon Musk “ha ganado 13 mil millones en tan solo una semana”. No se por qué no es noticia cuando pierde la misma cantidad en el mismo tiempo. “La pandemia durará un año más de lo que debería”, advirtió Bruce Aylward, doctor de la OMS. Hizo un llamado a los países ricos para que renuncien a sus puestos en la cola para adquirir vacunas con el objetivo de que las empresas farmacéuticas puedan dar prioridad a los países de ingresos más bajos. Eso, más allá de los objetivos que tengan las empresas farmacéuticas, que ya sabemos son otros. Igual, yo que Feletti lo busco como aliado para conversar con los empresarios alimenticios locales. Capaz sacamos un empate.

Mai onli frends, di end

Una vez más llegamos al podio de las noticias destacadas de la semana. En el puesto 3, Clarín encuentra cualquier excusa para apoyar a los despidos sin indemnización “Despidieron al brujo oficial de Nueva Zelanda después de 20 años de servicios al gobierno”. Ahora, peligrosa la jugada, bancate la que se venga. Egipto puede quedar chiquito al lado de la venganza que se ve venir. En el segundo escalón, “Ni bomberos ni drones: un misterioso 'Equipo A' se atribuye el rescate de los perros de La Palma”. Fuaaa, no sabía que John Hannibal Smith y su brigada seguían vigentes. Seguro que a Mr. T lo llevaron atado. Me encanta cuando un plan se concreta. Y en lo más alto del podio “Susana Giménez está contenta porque, ‘por suerte’, ya es ciudadana uruguaya”. Nosotros también estamos contentos acá, menos la AFIP. Háganse cargo, Bo, no la vayan a devolver como así nomás.