Violencia Institucional //// 09.03.2018
Represión en Bariloche: "Apareció una camioneta de la nada, me esposaron y me aplastaron contra el piso"

El periodista Luciano Beveraggi, detenido en la represión ocurrida en Bariloche el lunes 5 de marzo pasado, fue finalmente liberado dos días después. Tras recuperar su libertad habló con AGENCIA PACO URONDO y testimonió sobre el accionar violento de la fuerza de seguridad.

El periodista de la radio comunitaria Autónoma Piuké, Luciano Beveraggi, fue una de las víctimas de la represión policial ocurrida el lunes 5 de marzo pasado en la ciudad de Bariloche. Fue detenido en el marco de la protesta contra el fallo de la Justicia Federal que dictaminó la extradición del referente mapuche Facundo Jones Huala. Los uniformados tiraron gas pimienta y arrestaron arbitrariamente a 16 personas. Finalmente, el miércoles 7 de marzo fueron liberados. 

APU: ¿En qué contexto ocurrió la represión y las detenciones arbitrarias en Bariloche el día que se dictaminó la extradición del referente mapuche Jones Huala?

LB: Me encontraba haciendo una cobertura para la radio comunitaria a la cual pertenezco, que se llama Radio Autónoma Piuké. A su vez esta radio forma parte de una red de radios comunitarias que es "Enfoques". Son varias radios de la Cordillera que cubrimos diferentes conflictos que ocurren acá en la zona. Cubrimos temas que otros medios masivos no toman. Habíamos hecho la cobertura de lo que fue el juicio a Facundo Jones Huala, ese día estábamos con otros compañeros y compañeras haciendo la cobertura de la lectura del fallo, en el cual se dictó la extradición a Jones Huala. Como había pasado en varias ocasiones previas, no nos dejaron ingresar para hacer la cobertura. 

APU :¿Cómo fue el accionar de la fuerza de seguridad?

LB: En el momento de la detención, me encontraba en la labor de juntar testimonios a medida que avanzaba los sucesos en el juzgado federal. En ese momento la columna de la protesta se fue acercando al centro de la ciudad. En un momento la cosa se fue poniendo más espesa. Si bien uno busca resguardase a uno mismo y a los compañeros y compañeras, pero en ese momento apareció una camioneta de la nada, empiezan todos a correr y es ahí donde me detienen. Le intenté explicar al efectivo policial que estaba haciendo la cobertura periodística para una radio. Ahí se produce la detención arbitraria, violenta, al voleo y sin fundamentos. Me empujaron, esposaron y me aplastaron contra el piso. Me tiraron gas pimienta sin necesidad. Sin la posibilidad de mediar palabra. Me retuvieron ahí y me trasladaron la comisaria. 

APU: ¿Qué mirada tiene sobre la represión de las fuerzas de seguridad en todo el país? 

LB: Hay una criminalización de la protesta a nivel nacional con los opositores de todo tipo y en la Patagonia hay una criminalización con aquellos que luchan en los territorios contra las corporaciones.