fbpx Movilización a 11 años del crimen de Luciano Arruga | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Violencia Institucional //// 29.01.2020
Movilización a 11 años del crimen de Luciano Arruga

La marcha fue convocada para el 1 de febrero por familiares y amigos del joven que fue visto por última vez huyendo de la Policía Bonaerense.

A 11 años del secuestro y desaparición de Luciano Arruga, familiares y amigos del joven que fue visto por última vez escapando de la fuerza de seguridad provincial realizarán una marcha el próximo sábado 1 de febrero para exigir justicia por el crimen. El punto de congregación se realizará en Lomas del Mirador, localidad de La Matanza. A partir de las 17 hs se marchará desde General Paz y Mosconi, para finalmente desembocar en la Plaza Luciano Arruga, localizada en la intersección de Perú y Pringles,

Luciano desapareció el 31 de enero de 2009. Fue privado de su libertad, torturado y desaparecido por agentes de la Policía Bonaerense. Tras encontrar su cuerpo en 2014, su familia, exigió que se investigue a los responsables del crimen.

“Impulsamos hace siete años un jury de enjuiciamiento contra las primeras fiscales de la causa, Roxana Castelli y Celia Cejas Martin, y el juez Gustavo Banco. El desempeño de los funcionarios contribuyó a la impunidad y obstaculizó el acceso a la verdad, pero el Estado desestimó nuestra denuncia y resolvió no acompañar a la familia. Mientras tanto, la búsqueda de Luciano y la investigación de la hipótesis policial estuvieron y están absolutamente paralizadas en el ámbito de la Justicia Federal”, enfatizó el comunicado difundido en el Portal Anred en relación a la Procuración bonaerense y a la comisión Bicameral de la legislatura bonaerense, que interviene.

En 2014, Mario Sebastián Alegre, hermano de Luciano dialogó con AGENCIA PACO URONDO y señaló: “Luciano fue un pibe que tuvo humildad, tuvo su etapa educativa, mi vieja nos crió como pudo, siempre vivimos humildemente en barrios marginales o pobres, por cuestiones sociales. Luciano era un pibe que se ganaba la vida trabajando, laburaba con el carro, era lo que él hacía para ganarse un mango porque él no había terminado el secundario por conflictos; él podía ganarse la vida en un carro, eso que para mucha gente es un delito pero para mí es uno de los laburos más humildes que hay dentro de todo”.