Violencia Institucional //// 22.12.2018
El relato de los familiares de la Masacre de Esteban Echeverría: "Los dejaron morir"

El incendio pudo haber sido evitado, según varios testigos. Los policías, lejos de ayudar, se burlaban de la desesperante situación. A pocos metros de la comisaría 3º hay un cuartel de Bomberos, pero nadie llamó. Son diez los muertos en la “peor tragedia ocurrida en comisarías” de nuestro país.

El Comité Nacional contra la Tortura recibió a los familiares de la masacre en la Comisaría tercera de Transradio, Esteban Echeverría, en la que murieron diez personas por el incendio del sector de calabozos de esa seccional, que estaba clausurada por la Justicia para alojar personas.

“Estaban ahí escuchando como gritaban, como sufrían y los dejaron…, los dejaron morir”, dijo Celina Ordoñez, la madre de Juan Carlos Fernández, uno de los fallecidos en la Masacre de Esteban Echeverría.

Los familiares y la Campaña Nacional contra la Violencia Institucional dieron un duro testimonio sobre cómo ocurrieron los hechos, cómo murieron las diez personas y en el frágil estado en el que se encuentran los sobrevivientes.

Además, exigen una respuesta del gobierno Provincial y del ministro de Seguridad, Christian Ritondo, ya que las autoridades del gobierno provincial siguen sin pronunciarse públicamente por estos hechos.

El 11 de diciembre falleció Fernando Martín Arguello, la décima víctima de la masacre. Tenía 33 años y estaba detenido por tenencia de drogas para comercialización, un delito con una baja expectativa de pena, desde el 25 de octubre pasado. Desde la madrugada del 15 de noviembre, cuando se produjo el incendio, estuvo internado en estado crítico en el Hospital Eva Perón. Su muerte se sumó a las de Jeremías Rodríguez (de 19 años), Jorge Ramírez (30), Eduardo Ocampo (60) y Juan Lavarda (59), Juan Carlos Fernández (31), Walter Barrios (21), Elías Soto (20), Miguel Ángel Sánchez (31) y Carlos Ariel Corvera (25).

“Cuando él se asfixiaba, él gritaba que le abrieran la reja”, dijo otro testimonio durante el Comité Nacional Contra la Tortura, que recibió a familiares de los fallecidos.

La Comisión Provincial por la Memoria (CPM), que patrocina a familiares de las víctimas, advirtió que dos sobrevivientes continúan con tratamientos ambulatorios para tratar las lesiones producidas por el incendio.

Estas diez muertes se suman a la lista trágica que iniciaron los 7 jóvenes fallecidos en la Comisaría Primera de Pergamino en marzo del año pasado. En total, ya suman 17 las muertes por incendio en seccionales bonaerense durante la gestión de Ritondo.