fbpx Denuncian violaciones a los derechos humanos a un joven que sufrió un cuadro psicótico | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Violencia Institucional //// 13.02.2020
Denuncian violaciones a los derechos humanos a un joven que sufrió un cuadro psicótico

“Cristian Mauricio Moreno Garzón (27) está internado en el Hospital Alejandro Korn de Melchor Romero, con un grave estado de salud producto de una brutal golpiza recibida semanas atrás cuando permanecía alojado en la Unidad Penal Psiquiátrica 34”, denunció la Comisión Provincial por la Memoria.

El médico-veterinario colombiano Cristian Mauricio Moreno Garzón se encontraba en el país para realizar un posgrado en la UBA. En diciembre pasado fue detenido por la Policía Bonaerense luego de sufrir un cuadro psicótico. La Comisión Provincial por la Memoria (CPM) denunció multples violaciones a los derechos humanos luego de su detención. En vez de ser trasladado a un hospital para recibir la atención correspondiente, fue trasladado ante la fiscal de La Plata María Cecilia Corfield, quien le tomó declaración indagatoria sin la presencia de un abogado defensor.

En un comunicado, la CPM relató: “Recién luego de 48 horas de detención en esa dependencia policial, Moreno Garzón fue derivado a la guardia de salud mental del Hospital Alejandro Korn de Melchor Romero, donde lo evaluó un equipo interdisciplinario. Los profesionales concluyeron que el joven se encontraba cursando un ´episodio psicótico´ y constataron que presentaba “discurso y conducta desorganizada”. Entonces se indicó un tratamiento farmacológico, sumado a un control conductual estricto y la permanencia en aislamiento del resto de los detenidos hasta garantizar un adecuado seguimiento del equipo de salud.”

Además, el organismo de derechos humanos señaló que “pese al evidente estado de descompensación que sufría, los agentes policiales lo trasladaron de inmediato de la comisaría 2º de La Plata, en lugar de requerir la intervención de los dispositivos de emergencia en salud.”

Además, agregaron: “Luego fue llevado al Hospital Alejandro Korn donde los profesionales constataron el ‘episodio psicótico’ y agregaron que presentaba ´discurso y conducta desorganizada´. A partir de allí transitó por diferentes lugares de encierro. Finalmente la justicia ordenó su alojamiento en la Unidad Penal Psiquiátrica 34 donde fue brutalmente golpeado. Actualmente, está internado en el hospital Alejandro Korn y presenta un grave estado de salud irreversible. El caso pone en evidencia las graves violaciones de derechos humanos cometidas por la justicia provincial y la policía bonaerense que incumplen la ley nacional de salud mental. La CPM se encuentra interviniendo y acompañando a su familia

A pesar de las las prescripciones médicas, el joven médico fue realojado en la comisaría 2ª hasta el 18 de diciembre. Ese día se celebró en el Juzgado de Garantías 1 de La Plata, a cargo de Guillermo Atencio, que dispuso la desafectación del proceso de flagrancia y la internación provisional que se hizo efectiva mediante su traslado a la Unidad Penitenciaria Psiquiátrica 34.

En su ingreso a la unidad, Garzón fue brutalmente agredido por otro detenido, lo que deberá ser investigado por la justicia. “Por acción u omisión en el deber de cuidado, los profesionales de la salud y agentes penitenciarios son responsables de este hecho. Las lesiones graves que padeció motivaron su inmediata derivación al Hospital Alejandro Korn”, señaló la CPM sobre este hecho

“Los golpes les ocasionaron un traumatismo encéfalo craneano (TEC), con heridas contuso cortantes en rostro y deterioro del sensorio. Moreno Garzón está en el hospital de Melchor Romero con trastornos del nivel de conciencia, los ojos cerrados, múltiples lesiones faciales y un edema bipalpebral. Debido a su estado, fue derivado a terapia intensiva con asistencia respiratoria mecánica. Su cuadro de salud es irreversible”, enfatizó comunicado.

“El caso de Moreno Garzón vuelve a encender la alarma del sistema de atención a personas con padecimientos mentales donde los tratos inhumanos y la vulneración de derechos constituyen una práctica habitual. No se trata de un episodio aislado”, añadieron.

Asimismo, resaltaron: “Se advierte la gravedad en la continuidad de detenciones en comisarías de personas con padecimiento mental y la actuación judicial que no cumple con la Ley Nacional de Salud Mental. Estos casos deben abordarse desde una perspectiva de salud y no de peligrosidad, para proteger y no para vulnerar sus derechos”.