fbpx Basta de doctrina Chocobar: masiva marcha de familiares de víctimas de gatillo fácil | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Violencia Institucional //// 28.08.2019
Basta de doctrina Chocobar: masiva marcha de familiares de víctimas de gatillo fácil

Organizaciones populares y familiares de víctimas de crímenes perpetrados por las fuerzas de seguridad se movilizaron al centro porteño, en la quinta edición de la marcha nacional contra el gatillo fácil. 

Foto Paula Conti.

Por Santiago Asorey y Ana Laura Mársico.

Bajo la consigna: “Ni un pibe menos, ni una piba menos, ni una bala más, el Estado es responsable", se llevó adelante este martes 27 de agosto, la 5ta marcha nacional contra el gatillo fácil. Fueron parte de la jornada organizaciones del campo popular y familiares de víctimas de crímenes perpetrados por las fuerzas de seguridad. La columna encabezada por familiares se movilizó a partir de las 15 hs desde el Congreso hasta llegar a las inmediaciones de Plaza de Mayo. Entre las distintas consignas y demandas, los familiares exigieron el fin de la doctrina Chocobar impulsada por la Ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich. 

Cabe recordar que en los últimos años los familiares han denunciado la multiplicación de casos de gatillo fácil y el crecimiento exponencial de homicidios de ciudadanos en manos de uniformados. Entre la banderas de lucha se observaron nuevos rostros de familiares que perdieron a sus jóvenes en este último año. 

“Esto es nuevo para mí. Jamás pensé que lo iba a pasar”, expresó Walter Gómez, tío del joven asesinado hace unos días cuando un policía de la Ciudad que le pegó una patada en el pecho y tras caer, le provocó un fuerte golpe en la cabeza contra el pavimento. “Si bien vi muchos casos por la televisión, hoy me tocó a mi y pude entender lo que sienten los familiares. Estoy dispuesto a acompañarnos y que se haga justicia por esta gente, por todos”, expresó con impotencia. Además, cargó contra la ministra Patricia Bullrich y el secretario de justicia porteño Marcelo DAlessandro: “Ellos tratan de ocultar lo que no se puede esconder. Yo quiero justicia por la memoria de mi sobrino”. 

Entre carteles con rostros de jóvenes asesinados, la columna avanzaba hacia Plaza de Mayo. María, madre de Fabián Gorosito, hizo referencia a decenas de madres y familiares que tenían en su remera impresa la foto de sus hijos: “Al ver todo este movimiento, se siente una fuerte emoción. No queremos más madres que lloren por sus hijos. Cada vez es peor”.

Entre las presentes no pudo faltar Ivonne, madre de Juan Pablo Kukoc asesinado por el policía Luis Chocobar en el barrio de La Boca. Unos días después del homicidio, el oficial fue recibido por el presidente Mauricio Macri y la propia ministra de seguridad para respaldarlo. “Acá es donde se hace justicia porque nos sentimos juntos y con más fuerza. Vamos a marchar siempre, pase lo que pase”, manifestó la madre de Juan Pablo. Sus palabras también hicieron referencia a los rostros húmedos de muchas de las madres presentes: “Lo malo es que cada vez somos más. Necesitamos justicia”. “Lo único que hacen es atacarnos constantemente y más porque saben nuestra lucha de gatillo fácil. Necesitamos seguridad, no que nos maten”, confirmó Ivonne.

En marzo del 2018 desde AGENCIA PACO URONDO publicamos un editorial relativo al aumento de la violencia policial y señalamos en relación al asesinato del niño Facundo Ferreira (12) en manos de las fuerzas de seguridad de Tucumán: "Está claro que la muerte de Facundo es el resultado de la doctrina Chocobar. Un mes después de las palabras de Bullrich, casi como si fuese un pedido expreso del Poder Ejecutivo, uniformados de la policía de Tucumán ejecutaron por la espalda a un niño de 12 años, con un tiro en la nuca".

El pasado jueves 22 de agosto comenzó el juicio de Lucas Cabello, hijo de Carolina Vila. Entre las declaraciones sobre la movilización, no pudo dejar de hacer referencia al momento judicial que está atravesando luego de tanto meses de lucha: “Fue muy fuerte y todavía estamos muy movilizados por todo eso, lo sentimos en el cuerpo que nos tiembla. Es un gran logro haber llegado hasta ahí y que hayamos iniciado el juicio”, expresó Vila. Lucas, su hijo, estuvo varios meses en terapia intensiva y pudo sobrevivir al cuadro crítico. Hoy en día continúa en recuperación para mejorar aún más su movilidad. “Fue la primera vez que veía al policía. Lo que más queremos es que la justicia esté a la altura y se haga justicia por lo que hacen con nuestros pibes”, exclamó. 

El caso de Lucas tuvo una fuerte repercusión mediática ya que sucedió a días de que Cambiemos ganara en noviembre del 2015, y la actual gobernadora, la entonces vicejefa de gobierno María Eugenia Vidal reprodujo el discurso policial alegando que se trataba de un supuesto caso de violencia de género. Esto no solo fue desmentido por el colectivo Ni Una Menos, sino que también lo negó la entonces pareja de Lucas. “Sentir el cariño y que nos acompañen, nos da la fuerza para no bajar los brazos y así no solo pedir justicia por mi hijo, sino por todos los pibes que se lleva la policía y destruye familias enteras”, concluyó Carolina. 

Entre las mujeres que alzaban la voz se encontraba Roxana, madre de Nehuén Rodríguez, y una de las fundadores del merendero Madres en Lucha. Mientras se desarrollaba la movilización, dialogó con Agencia Paco Urondo y cargó duramente contra la doctrina Chocobar: “Día a día nos matan más pibes. Encima inspirados con la doctrina Chocobar que salió de nuestra comuna 4, de La Boca". "Macri, Bullrich y Ritondo lo único que hacen es darle libertad a la policía para que sigan matando. Firman decretos que cubren la impunidad”, denunció.

Por último, se observó también a un grupo de jóvenes. Entre ellos había integrantes del grupo de murga juvenil del Bajo Flores quienes en enero del 2016 fueron víctimas de represión policial en la mitad de un ensayo. Con solo días del macrismo gobernando varios jóvenes fueron agredidos por las fuerzas de seguirdad. “Estamos con los chicos de la murga con el fin de acompañar también a las familias, por esa pérdida tan grande que sufren”, expresó Florencia Torres, joven murguera. “Estar acá es una buena señal porque es una lucha de todos. Nadie está exento que te maten a un familiar”, sinceró mientras recordó amigos que fueron víctimas de gatillo fácil. Además, señaló que sus asesinatos se encuentran todavía impunes.