fbpx Tarifazo: el 44% de los bonaerenses del segundo cordón no pueden pagar | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Sociedad //// 28.06.2018
Tarifazo: el 44% de los bonaerenses del segundo cordón no pueden pagar

Un informe reveló que los ciudadanos del segundo cordón del conurbano de la provincia más grande del país no están en condiciones de poder pagar las excesivas tarifas de luz, gas y transporte. 

Un relevamiento del Centro de Estudios Metropolitanos arrojó la durísima situación que se atraviesa en el segundo cordón del conurbano bonaerese al momento de afrontar las facturas de luz, gas y transporte. La particularidad es la gran cantidad de vecinos que pasaron de febrero a junio en considerar que los servicios eran "caros" a ser "imposibles de pagar".

Teniendo en cuenta la situación de las facturas de gas, en febrero de 2018 el 70% de la población consideraba que era "caro" o imposible de pagar" la tarifa pero apenas cuatro meses después el porcentual aumentó una proporción de casi el 10% y alcanzó al 70% de los consultados. 

Una situación similar ata a las facturas de luz, en febrero menos del 69% respondía que eran “caras” o “imposibles de pagar con su ingreso”, 120 días más tarde esa proporción se incrementó 5 puntos porcentuales.  La mayor diferencia entre el relevamiento de febrero y de junio se concentra, específicamente, en el porcentaje de personas que responde que no pueden afrontar el costo de los servicios con sus ingresos. ​

En cuanto al transporte, en febrero el 12% de los residentes del AMBA reconocía que con su salario no podia pagar las nuevas tarifas. En junio el porcentaje se duplicó y hoy el 25% de los bonaerenses que viven en el Gran Buenos Aires no llegan a cubrir los aumentos.

El caso del agua también presenta el mismo desarrollo, el 17% consideraba no poder pagar la tarifa en febrero y en junio dicha percepción ya aumentó al 26%. Respecto al gas también hubo un deterioro importante, de 22% en febrero a 33% en junio.

Las zonas más afectadas por el tarifazo

Del estudio queda en claro que la zona más afectada por las tarifas y donde un mayor porcentual de bonaerenses no pueden afrontar el pago de las tarifas es en el Oste del conurbano bonaerense (La Matanza, Merlo, Moreno, Hurlinghan, Ituzaingó). Allí el 36% se considera incapaz de poder afrontar los aumentos.

Por otro lado, en la zona Sur del segundo cordón quienes no pueden pagar las tarifas son un 27%. Esto involucra a vecinos de municipios importantes en el andamiaje bonaerense como Berazategui, Quilmes, Florencio Varela, Almirante Brown y Esteban Echeverría. 

Estos valores contrastan una situación muy compleja que se atraviesa en los lugares de mayor concentración poblacional del AMBA, donde un porcentual al 44% -algo así como 1 de cada dos bonaerneses- no pueden pagar los tarifazos en los servicios aplicados por el Gobierno de Mauricio Macri. 

“Los números son muy altos. Preguntamos en febrero si podían pagar los servicios y nos daba que entre un 20 y 25 % no podían hacerlo, y hoy ese número llegó al 44%. Tuvimos un pico de prosperidad económica en octubre del año pasado y a partir de allí todos los números van a la baja de manera dramática”, dijo en Mañana Sylvestre por Radio 10, Marcos Schiavi, coordinador del Centro de Estudios Metropolitanos sobre el último informe realizado sobre el impacto del tarifazo en los sectores populares del Conurbano bonaerense.

“Afecta sobre todo al segundo cordón sur y oeste, lo que sería Berazategui, Varela, Moreno, Merlo y parte de La Matanza. En estos sectores, el 75% de la gente dice que no le alcanzan los ingresos, y el 60% disminuyó la compra de comida. Mientras que el 90% contestó que o eran caras o imposibles de pagar estas tarifas”, precisó.

En cuanto al transporte, en febrero el 12% de los residentes del AMBA reconocía que con su salario no podía pagar las nuevas tarifas. En junio el porcentaje se duplicó y hoy el 25% de los bonaerenses que viven en el Gran Buenos Aires no llegan a cubrir los aumentos.

El caso del agua también presenta el mismo desarrollo, el 17% consideraba no poder pagar la tarifa en febrero y en junio dicha percepción ya aumentó al 26%. Respecto al gas también hubo un deterioro importante, de 22% en febrero a 33% en junio.