Sociedad //// 31.01.2019
En tres años, se duplicó la cantidad de indigentes en la Ciudad de Buenos Aires

Son datos oficiales, actualizados por la Dirección General de Estadísticas y Censos de CABA. En el distrito más rico del país, hay 18 mil nuevos hogares indigentes y 98 mil personas indigentes más que en 2015.

La pobreza en la Ciudad avanzó como nunca en los últimos tres años, impulsada por un alarmante crecimiento de la indigencia, que se duplicó. En el distrito más rico del país, hay 18 mil nuevos hogares indigentes y 98 mil personas indigentes más que en 2015.

Los datos sobre pobreza e indigencia son actualizados trimestralmente por la Dirección General de Estadísticas de la Ciudad de Buenos Aires. La última publicación corresponde al tercer trimestre de 2018. 

Entre el tercer trimestre de 2015 y de 2018, con una cantidad de hogares y de personas casi idénticas (hay 9 mil hogares menos y 15 mil personas más), la cantidad de pobres creció en un 54%, porcentaje impulsado por la fuerte suba en cantidad de indigentes: 98%.

En números nominales, en el citado período se pasó de 314 mil pobres no indigentes, a 441 mil; un 40% más. En tanto, se pasó de 100 mil indigentes, a 198 mil; un 98% más. En el total, los pobres e indigentes pasaron de 414 mil, a 639 mil; un 54% más.

En el acumulado, los pobres e indigentes representan el 21% de la población, mientras que en 2015 representaban el 14%. Estos números crecieron con fuerza en 2016 y 2018, con una meseta en 2017.

Las personas no pobres, pero que están “en situación vulnerable” y en el “sector medio frágil” se quedaron casi en el mismo lugar. En ambos períodos, representaron el 18% del total.

El sector medio, en tanto, cayó 5 puntos porcentuales. Pasó de ser el 54% del total, a ser el 49%. Finalmente, el sector acomodado pasó de ser el 15%, a ser el 13% del total.

Si se sigue las curvas citadas, se puede inferir que en los últimos 3 años hubo acomodados que cayeron al sector medio; medios que cayeron a los sectores frágiles y vulnerables, y pobres que cayeron a la indigencia.

En términos de hogares, los pobres e indigentes crecieron en un 55%; otra vez, impulsados por la indigencia. De 92 mil hogares pobres no indigentes, se pasó a 142 mil; un 54% más. De 31 mil hogares indigentes, se pasó a 49 mil; un 58% más. En el total, de 123 mil hogares pobres e indigentes, se pasó a 191 mil; un 55% más.