Sociedad //// 11.07.2019
Aguad dijo que no defendió el levantamiento carapintada, sino que quiso "minimizar" a Rico

El ministro de Defensa intentó aclarar su declaración cuando dijo que "el levantamiento carapintada fue chiquito" y que no arriesgó la "democracia", pero la empeoró: dijo que trató que "no conviertan" al exmilitar "en un personaje mayor", que el levantamiento "no fue un intento de golpe" y calificó como "estupidez" al repudio unánime por sus dichos.

Después del escándalo que se desató tras sus declaraciones acerca de que el levantamiento carapintada en Campo de Mayo durante el gobierno de Ricardo Alfonsín "fue un acontecimiento chiquito" que "no puso en jaque la democracia", Oscar Aguad intentó salir a pedir disculpas y aclarar sus desafortunadas palabras en que justificó la presencia de Aldo Rico en el desfile por el Día de la Independencia que se realizó ayer, pero terminó chocándola peor. 

Es que el ministro de Defensa, a través de un comunicado que luego expandió con declaraciones a LN+, aseguró que no defendió el levantamiento carapintada, sino que lo que hizo fue tratar de "minimizar" a Rico. No conforme, sostuvo que su propósito fue que "no conviertan" al ex militar "en un personaje mayor", que el levantamiento "no fue un intento de golpe" y calificó como "estupidez" al repudio unánime por sus dichos. 

"El señor del que hablamos es un personaje menor y lo que trato es que no lo conviertan en un personaje mayor", aseguró el funcionario macrista, y agregó: "Lo trascendente fue la actuación de Raúl Alfonsín y de la gente en las plazas. Lo de este personaje no fue trascendente. Fue derrotado y echado del Ejército argentino. Después [Carlos] Menem lo indultó", aseguró. 

El funcionario radical, a quien en Córdoba conocen como "el milico", admitió que pudo haber "explicado mal" su visión, pero contradictoriamente descalificó a quienes lo criticaron, al sostener que fue "una estupidez" la polémica en torno de sus dichos.

"Toda mi vida he repudiado cualquier intento de levantamiento militar. Para mí lo de Aldo Rico no fue un intento de golpe, sino un levantamiento. Que hubo muchísimos en la Argentina y casi todos fueron desbaratados", señaló, como para que quedara en claro cómo le baja el precio al repudiable accionar de Rico y los carapintadas. 

Para Aguad, la democracia no estuvo en riesgo con el levantamiento carapintada. "El liderazgo de Alfonsín era tan fuerte que era impensado que hubiera un levantamiento", apuntó. Respecto de la presencia de Rico en el desfile por el Día de la Independencia, el ministro explicó que invitaron "a desfilar a los militares y ellos arman su propio desfile" y que "él fue veterano de guerra".