fbpx 13 mil operaciones de cardiopatías congénitas
Sociedad //// 28.06.2010
13 mil operaciones de cardiopatías congénitas

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en prensa. medios.gov.ar) Entre comienzos de abril y el 15 de junio último, el Ministerio de Salud financió a través del Plan Nacer y en el marco del Programa Nacional de Cardiopatías Congénitas- las operaciones de 69 chicos con enfermedades del corazón. Se destinarán 187 millones de dólares en 13 mil intervenciones.

Antes de cumplir los dos meses de vida, Nicolás supo lo que es nacer de nuevo. El 25 de mayo, un avión sanitario lo trajo desde su Catamarca natal a Buenos Aires y tres días después ya había sido operado en el Hospital Garrahan. La intervención, por una cardiopatía congénita, fue exitosa. Y el 4 de junio el bebé se fue de alta en brazos de su papá, Nicolás Oscar Ygnes. Hasta 2015, la cartera sanitaria tiene previsto destinar 187 millones de dólares para unas 13.000 operaciones de cardiopatías congénitas. De esta manera, se podrá salvar la vida de los 2.200 niños que nacen cada año con un problema en el corazón que requiere una cirugía de alta complejidad y no tienen cobertura de salud. “Cuando se ponía a llorar, a mi hijo se lo veía morado y hasta azul. Ahora se lo ve bien, gracias a Dios”, asegura el padre de Nicolás.  Como la gran mayoría de los beneficiarios, la familia catamarqueña se enteró camino al quirófano que desde abril pasado el Plan Nacer además cubre todas las operaciones cardíacas, estudios diagnósticos y traslados de niños menores de 6 años con malformaciones congénitas del corazón que no cuenten con cobertura de salud.“En poco más de dos meses hubo 258 denuncias de pacientes con diagnóstico de cardiopatías congénitas y se operaron 69”, destaca Martín Sabignoso, coordinador del Plan Nacer, una estrategia de seguro público de salud destinada a las mujeres embarazadas y hasta los 45 días después del parto, sin cobertura, y a los niños y niñas desde su nacimiento y hasta los 6 años. Luego de recordar que “hasta hace poco tiempo el Garrahan recibía chicos de todo el país y asignaba turnos para cirugías de cardiopatías congénitas que podían tener hasta 12 meses de espera”, el funcionario dice que “ahora, al estar participando muchos establecimientos de otros puntos del país que están aumentando su producción, un turno como máximo tiene 5 meses de demora”.“La clave es que ha mejorado mucho la calidad de diagnóstico y tratamiento y los chicos pueden ser operados en otros hospitales con menor complejidad que están en su propia provincia o región, donde han aumentado entre 30 y 40 por ciento el nivel de cirugías en comparación con años anteriores”, manifiesta Sabignoso, quien agrega que el objetivo que se han puesto en el Plan Nacer y la Dirección de Maternidad e Infancia del Ministerio de Salud de la Nación “es eliminar completamente la lista de espera para fines de 2011 y eso implica establecer metas de reducción mensuales que se vienen cumpliendo de acuerdo a lo previsto”.El Ente Coordinador
En el Hospital Garrahan, donde se hacen unas 800 operaciones cardíacas al año a menores de 18 años, funciona el Ente Coordinador del Programa Nacional de Cardiopatías Congénitas. La cardióloga Alejandra Villa está al frente de un equipo de profesionales, que –explica- “por un lado elabora y actualiza el registro nacional de cardiopatías, también se ocupa de la coordinación de las derivaciones y el traslado desde el hospital de origen hacia el centro efector, además de llevar un registro para el estudio de indicadores de morbilidad, mortalidad y calidad”.“Tenemos una lista nacional única de espera para la cirugía y los pacientes se designan de acuerdo a la gravedad de la patología, la región y la complejidad del centro cardiovascular de la zona”, sostiene la especialista antes de detallar que “la lista de espera anterior al 1 de abril tenía 600 pacientes y por suerte se reduce día a día”. Actualmente 14 establecimientos están operando cardiopatías congénitas con financiación del Plan Nacer. Además del Garrahan y el Hospital Ricardo Gutiérrez de Buenos Aires, entre los que más intervenciones han hecho figuran el Sor María Ludovica de La Plata y el Instituto Cardiológico de Corrientes.“Vamos a evaluar otros establecimientos de las provincias de Neuquén, Salta, Entre Ríos y Santa Fe, además del Hospital El Cruce de la localidad bonaerense de Florencio Varela para ver si reúnen condiciones de calidad y experiencia como para poder operar prácticas de esta complejidad y con el fin de incrementar el número de hospitales que atienden estas patologías en todo el país”, indica Martín Sabignoso, quien advierte que “en algunos casos estar en la lista de espera para operaciones de cardiopatías congénitas quizás significaba que había chicos que no llegaban con vida a la fecha programada para la operación”.Programa Nacional de Cardiopatías Congénitas

-En 2008 se creó el Programa Nacional de Cardiopatías Congénitas con el fin de operar a todos los niños que estaban en lista de espera.
-Ese año hubo 784 niños fallecidos por cardiopatías congénitas, según la Dirección de Estadísticas e Información en Salud de la cartera sanitaria.
-Se calcula que unos 5.000 niños nacen cada año con cardiopatías congénitas y aproximadamente el 46 por ciento no tienen obra social.
-Desde el 1 de abril último, el Plan Nacer –que se puso en marcha en 2005- cubre todas las operaciones cardíacas, estudios diagnósticos y traslados de niños menores de 6 años con malformaciones congénitas del corazón que no cuenten con cobertura de salud. Para ello paga a las provincias las prácticas de acuerdo con los costos establecidos por un estudio de la Universidad Nacional de La Plata.
-Los hospitales pueden utilizar el dinero que reciben por cada niño diagnosticado u operado para cubrir sus necesidades de recursos humanos, para otorgar incentivos al personal o para equipamiento y ampliación. El uso del dinero es auditado en forma independiente desde el Ministerio de Salud de la Nación.
-A través del Fondo de Reaseguramiento Solidario para las Cardiopatías Congénitas, que financia el Plan Nacer, en dos meses se han destinado 13,5 millones de pesos para poder pagar las prácticas que se vienen realizando.
-Se entregó equipamiento por una cifra cercana a los 18 millones de pesos y está en desarrollo un programa de capacitación continuo para todas las provincias con el propósito de mejorar la capacidad de diagnóstico de las cardiopatías y que más hospitales también puedan operar casos de máxima complejidad.
-Se conformó una red nacional y un ente coordinador de la derivación que permite aprovechar mejor las capacidades preexistentes.  (Agencia Paco Urondo)