Sindicales //// 05.09.2018
Se conformó el Frente Sindical para el Modelo Nacional

La Corriente Federal de Trabajadores, el moyanismo y el SMATA delinearon los pasos a seguir para conformar este gran frente que pueda impulsar un cambio profundo del modelo económico.

Luego de una serie de reuniones a lo largo de los últimos dos meses, la unidad de este espacio fue creciendo en volumen, contenido y acciones en un trance muy arduo de la vida nacional con una conducción de la CGT que en el diagnóstico de muchos dirigentes no cumple el rol que requiere el momento histórico.

El nombre decidido para este armado es el de Frente Sindical para el Modelo Nacional. Toda una declaración de principios y horizonte político a seguir.

Por la Corriente Federal de Trabajadores participaron de la reunión Héctor Amichetti(gráficos), Horacio Ghilini (docentes privados), Walter Correa (curtidores), Vanesa Siley (judiciales porteños), Pablo Biró (pilotos de líneas aéreas), Fabián Felman(docentes), Carlos Minucci (personal superior de empresas de energía) y Eduardo Berrozpe (bancarios). También participaron el anfitrión Roberto Pignanelli, Pablo Moyano, Paco Manrique (SMATA) y Omar Plaíni, entre otros.

Entre las actividades próximas se va a realizar una reunión con la Federación Argentina de Municipios (FAM) que lidera Verónica Magario. El objetivo, realizar un diagnóstico común del presente socioeconómico y poder articular acciones para enfrentar a un modelo económico nefasto para las grandes mayorías. La reunión se realizará en la biblioteca del gremio de Camioneros el próximo jueves por la mañana.

Otro punto saliente fue la convocatoria a un Plenario de Delegaciones Regionales de la CGT, un pedido ya formulado a la conducción al que hasta ahora no dio la mínima señal de llevar adelante. En principio, se realizará la segunda quincena de septiembre (fechas tentativas 20 o 21) en el Microestadio de Ferro.

Además, tienen en agenda impulsar reuniones con asociaciones pymes que están atravesando una crítica situación y un panorama aún más sombrío y con instituciones de la Iglesia católica. La acción futura pasa por seguir articulando con otros sectores, ganar en fortaleza para conformar un gran frente que pueda impulsar un cambio profundo en las políticas en un sentido bien distinto a la destrucción que provoca el modelo económico del macrismo. Un aporte desde las organizaciones sindicales para un verdadero proyecto nacional.