fbpx Claudia Allegri: "Encontramos resistencias a la hora de que las mujeres conduzcan los gremios" | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Sindicales //// 02.03.2018
Claudia Allegri: "Encontramos resistencias a la hora de que las mujeres conduzcan los gremios"

Entrevista a la Secretaria General del gremio docente SADOP en la Rioja, y Secretaria Adjunta de la CGT de la provincia. "Se piensa que la mujer accede menos a negociar, pero algunos políticos piensan que negociar es 'hacer lo que ellos quieren'. Nosotros en lo sindical tenemos una posición muy firme y eso no les gusta", afirmó. 

Por Jorge Giordano

APU: ¿Cómo se prepara el 8M en La Rioja?

Claudia Allegri: Hemos anunciado el paro de mujeres, hay un grupo muy activo de compañeras que están preparando distintas acciones para relizar en sus trabajos. A pesar de ser un paro internacional, en La Rioja tenemos algo que se llama "decreto Cavero", que plantea "día trabajado, día pagado". Significa que si hacemos paro, nos descuentan el día de trabajo. Se están preparando distintas acciones, en las escuelas con cartelería, fotos, mensajes. Un grupo de compañeras está pensando en una movilización y visibilización del 8M en la Plaza 25 de Mayo. Tenemos que seguir trabajando por la igualdad. Las leyes sirven, pero es fundamental entender que es un proceso educativo. Hoy en día nosotras somos las que damos los primeros pasos en la educación cuando criamos a nuestras hijas e hijos que después repiten los roles del modelo patriarcal. Estamos viviendo y protagonizando una transformación. Pensemos que no hace tanto que la mujer vota en nuestro país. Va a ser dentro de unos cuantos años, con las nuevas generaciones de pibas y pibes que llevamos a las marchas, que se van a ver los frutos.

APU: ¿Qué reclamos particulares se plantean en cuanto a lo provincial?

CA: En el mes de enero hemos tenido el fallecimiento de una mujer por violencia de género. En el caso reciente de la escuela de policías, con el maltrato a los cadetes, había mujeres que estaban recibiendo la instrucción. A las mujeres se las dejaba ir al baño y tomaban agua del inodoro para no deshidratarse. Entendemos que el 8M no es sólo en torno al género femenino. Si las mujeres criamos a los hombres, tenemos que entender que por algún lado nos pasa que estemos criando hombres con estas características. En algún momento permitimos que la educación de nuestros hombres sea de esta forma. Es un llamado a que cambie la educación y la mirada.

APU: ¿Cómo impactó la discusión de género de estos últimos años en la CGT de la Rioja?

CA: Tenemos funcionando dentro de la Rioja una CGT con un triunvirato, pero los tres secretarios generales son hombres. De la segunda línea, que somos tres secretarios adjuntos, uno solo es mujer, que soy yo. En toda la CGT tenemos tres mujeres. Muchas veces está negada la dirección de los sindicatos a las mujeres. Y otras veces una misma se autoexcluye por distintas razones. Yo por suerte tengo un compañero que comparte el trabajo tanto en la casa como en la crianza. 

Cuando empezamos a discutir los cargos en la CGT me querían dar la Secretaría de Educación. Tenemos una mujer en la Secretaría de la Mujer. Existe la estigmatización de poner a la mujer sólo en determinados lugares, como el de "secretaria de actas", porque somos docentes. Cuando me lo quisieron dar, les respondí "¿Qué? ¿Ustedes son varones y no saben escribir?". Quería que ocupáramos cargos en lugares que no se relacionaran solamente con nuestra tarea como trabajadoras. Y se llegó a que fuera Secretaria Adjunta. Costó mucho, pero hoy en día no siento diferencias con mis compañeros varones. 

APU: ¿Qué prejuicios aún subsisten en torno a su rol sindical?

CA: De todos los sindicatos docentes que hay en la provincia, el único conducido por una mujer es el nuestro. Se piensa que el más inteligente, el más aceptado siempre es un varón. También se piensa que la mujer es más intransigente y accede menos a la negociación que los hombres. Que somos más estrictas. Eso molesta y perjudica. En las cuestiones sindicales la negociación es permanente, y algunos políticos piensan que negociar es "hacer lo que ellos quieren". Nosotros tenemos una posición muy firme y eso no les gusta.

APU: Los gremios docentes están compuestos por mayoría de mujeres. ¿Qué estrategias de estos sindicatos pueden serles útiles a los demás? ¿Cuáles otras deben implementarse?

CA: Encontramos resistencias a la hora de que las mujeres conduzcan los gremios. Por tener reuniones tarde, cocinar, cuidar a los hijos. Si el marido trabaja, llega, se sienta y come, es díficil para nosotras. 

En el 2017, se aprobó el nuevo régimen de licencia unificado, en donde para la docencia están contempladas las licencias por caso de fertlizaciones asistidas, matrimonio igualitario y violencia de género. Este último caso no conlleva la estigmatización de presentar carpetas y papeles médicos sino que se le requiere que haga la denuncia. Con eso basta. En el caso de la maternidad tenemos 210 días pagos, pero entendemos que la licencia no es solamente por maternidad sino por el ensamble de la familia con la llegada de un nuevo hijo. El hombre también debe gozar de esa licencia. Esa ampliación de derechos la queremos plantear.

Todavía hay que trabajar mucho en la educación. En la Rioja los contenidos educativos en cuanto a género se trabajan bien, en torno a la inclusión, evitar el bullying. En la primaria se le llama así y muchas veces tiene que ver con la cuestión de género discriminatoria. He estado frente a un aula durante 18 años, y cuando trabajás alguna dinámica, el varón es quien impone el juego, quién elige, cómo se arman los grupos. Ahí está la mano del docente que le permita el lugar a las mujeres.