fbpx Economía | Page 112 | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Economía
30.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo) Con la presencia del Ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, Dr. Lino Barañao se realizó el encuentro “Políticas e instrumentos de promoción de la innovación para PyMES” en la sede de la Confederación General Empresaria de la República Argentina (CGERA). El encuentro tuvo por objetivo la exposición de las políticas del Ministerio con respecto al desarrollo productivo y los instrumentos de financiamiento de la Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica.
“Históricamente el rol del científico estuvo alejado del sector productivo. Uno de nuestros objetivos como Ministerio es revertir la idea de la ciencia alejada de la producción y apuntar a una economía basada en el conocimiento, esta es una manera de mejorar la distribución del ingreso a través de empleos de calidad con una mayor remuneración” destacó Barañao.
 
El Ministro compartió la apertura con el presidente de CGERA, Marcelo Fernández y con autoridades de ambas instituciones. Ante un auditorio colmado de empresarios resaltó la importancia que tiene la difusión de las herramientas de financiamiento para incluir tecnologías en las pequeñas y medianas industrias “El rol de las PYMES es fundamental como generador de empleo” dijo y agregó, “es en estas empresas donde mejor se puede aplicar el cambio tecnológico de pequeña escala pero de gran impacto. Por eso hoy estamos aquí y es fundamental el rol de la CGERA en la difusión de los instrumentos de financiamiento que diseñamos y están al alcance de sus afiliados”
 
Tras las palabras de Barañao la secretaria de Planeamiento y Políticas, Dra. Ruth Ladenheim realizó una presentación sobre las políticas focalizadas que el ministerio está llevando a cabo para el desarrollo del sector productivo. A su término, autoridades de la Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica presentaron los instrumentos de financiación que ofrece el Ministerio para empresas y PYMES a través de este organismo.
 
La coordinadora del FONSOFT (Fondo Fiduciario de Promoción de la Industria del Software) de La Agencia, Lic. Rosa Wachenchauzer, explicó las distintas líneas que tiene el fondo para financiar proyectos de empresas y PYMES del sector del software y los servicios informáticos desde las instancias de investigación y desarrollo hasta la explotación comercial. Luego la coordinadora de evaluación del FONTAR (Fondo Tecnológico Argentino) de La Agencia, Lic. Alejandra Piermarini, señaló que este fondo cuenta con créditos, subsidios y certificados de crédito fiscal para promover la innovación en empresas y PYMES de todos los ramos de actividad. Los tipos de proyectos que financia el FONTAR van desde desarrollo tecnológico y modernización tecnológica hasta capacitación y asistencia técnica, servicios tecnológicos y protección de los resultados de innovación. Por último, la directora del FONARSEC (Fondo Argentino Sectorial) de La Agencia, Lic. Isabel Mac Donald, destacó que los ejes de este fondo de reciente formación son la asociatividad, la articulación y la innovación de alta intensidad. A través del mismo, se destinan fondos millonarios a proyectos de infraestructura, becas de grados en el sector TICs, formación de gerentes y vinculadores tecnológicos, creación de empresas de base tecnológica y desarrollo de plataformas tecnológicas en áreas estratégicas para el país.
 
Para más información de prensa comuníquese con: (011) 4891-8983, (011) 4891-8380/81, prensa@mincyt.gov.ar y www.mincyt.gov.ar  (Agencia Paco Urondo)

25.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo) Mariano Recalde, presidente de Aerolíneas Argentinas, le habría confirmado a Buenos Aires Económico que la empresa buscará iniciar negociaciones con SkyTeam y Star Alliance para sumarse a alguna de ellas. A esta última hace apenas un mes se incorporó TAM. Mientras tanto en la región COPA duda entre mantenerse en Sky o mudarse a Star, siguiendo a Continental, mientras que Avianca-TACA decide si ingresa a alguna de ellas o permanece independiente. El objetivo de Aerolíneas sería darle una mayor proyección a la compañía en el terreno internacional. También confirmaron en la empresa que estarían buscando reingresar al clearing house de IATA, una vieja aspiración, que le permitiría recibir o endosar pasajes a otras compañías. Según afirmaron habrían iniciado negociaciones para el pago de la deuda que ascendería a US$ 25 millones. Iberia sería el principal acreedor. (Agencia Paco Urondo)

24.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, por Martín Kanenguiser, publicado en La Nación) "Le ganamos la pulseada a [Nicola] Stock, les ganamos a los bonistas más hostiles", dijo anoche, cansado pero entonado por el resultado del canje, el ministro de Economía, Amado Boudou. Instalado en su despacho junto con el secretario de Finanzas, Hernán Lorenzino, el funcionario afirmó que el resultado de la operación para tratar de salir del default "aísla a los fondos buitre" del resto de los acreedores.

 
Entusiasmado porque el resultado de la operación se ubicó por encima del 60%, -aunque por debajo del 75% esperado en un principio por el mercado-, el ministro considera que el Gobierno está en condiciones de pedir en los tribunales de Estados Unidos el fin de los embargos.
Finalmente, el canje sumó US$ 12.067 millones sobre US$ 18.300 millones elegibles; está en duda qué pasará con US$ 600 millones que ingresaron en el canje de 2005 y repitieron la acción ahora, a la espera de que la emisión del Global 2017 que no se dio. Esta emisión, confían en Economía, podría darse si el clima internacional se tranquiliza en los próximos dos meses y el riesgo país se acerca a los 600 puntos.
Entre los dos canjes (2005 y 2010) se llegó a una adhesión del 92,4% del total de la deuda en default; Economía considera que hay US$ 4500 millones en manos de fondos buitre y US$ 1600 millones que habría que dar por perdidos. La emisión de bonos Par por US$ 2000 millones se completó, por lo que se les pagarían en efectivo los intereses a los inversores minoristas.
El canje sumará al programa financiero una carga de intereses de US$ 365 millones en 2011 y US$ 371 millones en 2012. La presidenta Cristina Kirchner destacó luego en un acto en la Casa Rosada que el nivel de quita fue del 75,6% -en términos de valor nominal- y dijo que ayer debería ser declarado "día del desendeudamiento".
Sin embargo, la deuda pública en realidad crecerá, porque estos bonos en default habían sido excluidos en la contabilidad del Ministerio de Economía desde el canje de 2005.
Mientras los fondos buitre Dart y Elliott prometen redoblar sus esfuerzos para cobrar y creen que en agosto pueden ganar el caso contra el Banco Central, el equipo económico afirma que el resto de los bonistas rebeldes "perdió representatividad". De ahí la frase temeraria del ministro contra el polémico representante de los bancos italianos, Nicola Stock.
"Les ganamos la batalla a él y a los más hostiles", afirmó a LA NACION, con mucha confianza. Su base es que habrían ingresado unos US$ 3000 millones de inversores minoristas sobre los US$ 4000 millones que Stock aseguraba representar y que quieren demandar al Gobierno en los tribunales del Banco Mundial (Ciadi).
De hecho, en la conferencia de prensa que brindó ayer por la mañana para informar el resultado y ratificar que no habría prórroga ("no tiene sentido porque quedan pocos minoristas que pueden entrar", dijo), precisó que en Italia la aceptación fue del 75 por ciento.
Si esa cifra se confirma, compensaría la performance lograda entre los grandes fondos de inversión, donde la aceptación fue de US$ 8550 millones, por debajo de los 10.000 millones prometidos en un principio por el consorcio de bancos Barclays, Citi y Deutsche. Para más adelante quedarán los reproches para dos de estos tres bancos, que, al parecer, no se esmeraron mucho en sumar voluntades.
La batalla ahora, más allá de que Boudou haya dicho que seguirá con el Club de París, estará focalizada en los tribunales de Nueva York, donde se afirmará que los fondos buitre, si quieren cobrar, deberán hacerlo con la misma quita que el resto de los bonistas que entraron en el canje.
Con los escritos que ratifican la renuncia de los bonistas que estaban en juicio, los funcionarios se presentarán para lograr este difícil objetivo, que no tiene antecedentes en la jurisprudencia norteamericana de deuda pública.
"¿A quién van a decir que representan los bonistas de ATFA [Robert Shapiro, ligado a los demócratas], a los plomeros o a los docentes? Esa gente entró", dijo un funcionario cercano a Boudou.
Más allá de Italia, en Japón al parecer la adhesión fue casi total, mientras que en Alemania y en Suiza fue menor que en el canje de 2005. Este último caso tiene una explicación concreta: los bonistas debían declarar su inversión con nombre y apellido para ingresar.
CLAVES

 

 

 

(Agencia Paco Urondo)

  • Expectativas : anunciado hace poco menos de un año, el canje logró una adhesión superior al 60% anunciado por Boudou, pero bastante por debajo del 75% previsto en un principio por los bancos asesores del Gobierno, Barclays, Citi y Deutsche.
  • Sin emisión : al lanzar la operación, el ministro había prometido que en forma paralela se haría una emisión de US$ 1000 millones de un bono Global 2017, que quedó postergada por la alta tasa de interés que debería pagar el país.
  • Próximo paso : el Ministerio de Economía buscará cerrar la posibilidad de que haya nuevos embargos contra activos argentinos en el exterior. Los acreedores más hostiles son los fondos buitre, con deuda por unos US$ 4500 millones.
  • Aceptación : la adhesión del segundo canje fue del 66%, equivalente a US$ 12.067 millones. Entre el canje de 2005 y éste, sumó 92,4% de la deuda en default con los bonistas desde 2001.
23.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en BAE) No resulta novedoso que en plena crisis económica internacional se realice un campeonato mundial de fútbol. La primera copa del mundo tuvo lugar nueve meses después del estallido de la crisis de 1929, cuando ya la Gran Depresión se abatía sobre el globo. Cierto que aquella vez se hizo lejos del foco principal, en Uruguay. Pero ahora también la casualidad quiso -porque se decidió mucho antes- que su organización no fuera ni en Europa ni en Estados Unidos sino en la periférica Sudáfrica, evitando la embestida de los tsunamis económicos que padecen los países centrales. De todos modos, la evolución del fútbol comparte las dos características principales de este mundo globalizado: es un negocio trasnacional, que implica cifras multimillonarias, y su fuerza actual proviene del prodigioso avance de las comunicaciones. A través de la televisión y de otros medios masivos el espectáculo futbolístico está al alcance de prácticamente toda la población del planeta.
 
Los ingleses nunca supusieron que el deporte que tan afortunadamente crearon se extendería por el mundo en mayor medida que su propio imperio en la época de su apogeo. Tampoco que el nombre de la organización que lo representa se escriba oficialmente en francés, quizás porque el orgullo les impidió querer ser uno más entre los socios fundadores. Y seguramente, nadie podía imaginar cuando se creó la FIFA (Fédération Internationale de Football Association), en 1904 con 7 países afiliados, que ahora reuniría 208 asociados superando como organización internacional a las mismas Naciones Unidas que tienen sólo 192. Si consideramos que no todos los miembros de una pertenecen a la otra -afiliados a la ONU no lo son de la FIFA y una veintena están en ésta y no en la primera- puede constatarse que la adhesión a ella parece a veces reflejar viejos anhelos nacionales.
 
Gales, Inglaterra, Escocia e Irlanda del Norte mostraron, por ejemplo, con su afiliación futbolística independiente, la intención de muchos de sus habitantes de volver a separar los primitivos componentes del puzzle del Reino Unido, un deseo que durará lo que la fantasía del juego. En otras circunstancias, el fútbol siguió inmediatamente los acontecimientos políticos y la ex Unión Soviética tiene ahora 15 países miembros.
 
El fútbol dispone, asimismo, de un mapa “geopolítico” diferente del que refleja las fuerzas dominantes en el mundo. En este universo propio Estados Unidos es un socio menor, no una superpotencia, los “tigres asiáticos” todavía no cuentan, y en la constelación de países mayores se hallan, acompañando a varios equipos europeos, las potencias futbolísticas sudamericanas, como Brasil y Argentina (sin olvidar la contribución histórica de Uruguay), pero emergen también con fuerza los mayores olvidados en la distribución de la riqueza mundial: las naciones africanas, que por primera vez organizan en su continente el principal evento de este deporte, aunque otra Sudáfrica (la del apartheid) fue el primer país no europeo en asociarse a la FIFA. Parece un mundo dado vuelta. No resulta así casual que la primera manifestación de voluntad de los nuevos estados independientes sea la afiliación a esa entidad. A los cuatro elementos tradicionales que constituyen un estado-nación: territorio, población, gobierno, lengua común (aunque haya algunos con pluralidad de lenguas y otros que le agregan una religión única), la formación de un equipo de fútbol nacional es ya un requisito indispensable. Como decía nuestro conocido Dante Panzeri  el público “es permeable a creer que en un partido de fútbol juega el país o la patria”. El fútbol y la política están, en este sentido, profundamente interrelacionados y la historia nos lo muestra.
 
Por un lado, tenemos el caso de las dictaduras. El mundial de 1934, celebrado en Italia, fue el primer ejemplo de la utilización política de un deporte. Mussolini consideraba a los jugadores del equipo italiano como “soldados al servicio de la causa nacional”  y el triunfo de Italia contribuyó a la exaltación del régimen y a la difusión del “ideal fascista del deporte”. La última dictadura militar argentina constituyó otro caso, mas familiar para nosotros. El fútbol no sirvió aquí para mostrar las bondades de los militares sino más bien para tratar de ocultar sus crímenes, procurando apaciguar la campaña internacional en curso en contra del gobierno de facto. Aunque en un contexto diferente, es significativo que Pinochet haya transformado el Estadio Nacional de Chile en la principal cárcel de su dictadura: los espectadores forzados del terror ocupaban ahora la plaza de los hinchas.
 
Pero el fútbol ayudó también a reafirmar identidades nacionales en lucha, como en el caso del Frente de Liberación Nacional de Argelia, que envió en 1958 un equipo compuesto por jugadores argelinos residentes en Francia a realizar una gira mundial anticipando el reconocimiento diplomático de su país. O contribuyó a desencadenar una guerra, como la que estalló en 1969 entre El Salvador y Honduras, después de un partido de fútbol que tenía como rivales a las dos naciones vecinas. En ambos casos, la importancia del fútbol tuvo un valor relativo (ni la independencia argelina ni la guerra centroamericana dependieron de él) pero su utilización con fines políticos constituye una muestra de su poder simbólico. Así, ocurre en Sudáfrica, la organizadora del mundial, donde el fútbol reivindica también en lo deportivo su actual identidad política, confirmando su condición de quinto elemento constitutivo de los estados-naciones.
 
Sin embargo, el fútbol no es ajeno tampoco al proceso de transnacionalización de la sociedad moderna. Bajo su manto proliferan las organizaciones regionales, como la UEFA (que tiene 53 países miembros, muchos más que la Unión Europea), la Confederación Sudamericana o la Concacaf, y se cruzan instituciones de distinto tipo hasta desembocar en las células originales: los clubes de fútbol. Varios de ellos vinculados o pertenecientes a emporios o magnates como los Berlusconi o los Abramóvich, entre otros. En los torneos internacionales entre clubes son más bien corporaciones las que en verdad se enfrentan; para no hablar de la situación de los mismos jugadores, que pertenecen en su mayoría a empresas o empresarios futbolísticos como aquel crack simbólico del “Centroforward murió al amanecer” la inolvidable obra de Agustín Cuzzani.
 
Los equipos de las 32 naciones que participan en la copa del mundo de 2010 tienen, aún así, una representación más pareja e igualitaria que en las Naciones Unidas, aunque dejando traslucir, pese a la creciente igualación de tácticas y estrategias, las diferencias culturales que hacen más factible soportar la homogeneidad del mundo globalizado. Al fin de cuentas, el fútbol en Argentina surgió también como un concierto de naciones. Lo trajeron los británicos y el campeón inicial del fútbol argentino, el Alumni, estaba integrado nada más que por players de esa nacionalidad; pero en el primer equipo exitoso del “fútbol criollo”, el Racing Club, todos sus jugadores eran ya nativos, en su mayoría hijos de inmigrantes. Otra característica más de un deporte que, en un mundo caótico y frágil, unifica las sociedades ayudándolas a buscar mejor sus identidades perdidas. (Agencia Paco Urondo)

23.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, por Martín Kanenguiser, publicado en La Nación)

Con algo de suspenso en el final de la película, la aceptación del canje de la deuda se podría acercar al 70% deseado por el ministro de Economía, Amado Boudou, lo que le agregará al pago de intereses de la deuda de este año unos US$ 700 millones. De este modo, se habría superado el 61,4% necesario, según el equipo económico, para llegar al 90% de aceptación entre los dos canjes (2005 y 2010) e intentar cerrar la vía judicial de los embargos en el exterior.
Fuentes del mercado indicaron a LA NACION que el porcentaje de aceptación rondaba ayer al mediodía el 64%, al que se habrían sumado otros 4 puntos porcentuales aproximadamente de bonos que ya habían ingresado al canje de 2005 y que, por error, participaron en esta nueva operación. De ahí el dato del 68% que trascendió al mediodía, pero que en realidad no sería tal porque estos bonos deberán ser dados de baja cuando termine el canje.
De todos modos, este porcentaje que se resta por un lado sería compensado con "bonos que se perdieron, como ocurre en cualquier canje" (acreedores que desconocen su tenencia o que fallecen y sus herederos no reclaman), según anticipó Boudou. La cifra de títulos "evaporados", casualmente, sería también de 4 por ciento.
Además, las fuentes indicaron que anteayer a la noche el Banco de Nueva York comenzó a liquidar el nuevo bono a los inversores mayoristas que aceptaron el canje, una transacción que estaba muy demorada, por lo que a partir de hoy este título de deuda comenzaría a cotizar con mayor liquidez en el mercado.
Probable anuncio
Por su parte, en el Ministerio de Economía afirmaron a LA NACION que esperan confiados alcanzar el objetivo del 60% planteado públicamente por el ministro Amado Boudou, quien mañana estará en Brasil con su par de Industria, Débora Giorgi, para avanzar en las negociaciones por las trabas al comercio bilateral.
Tal vez la presidenta Cristina Kirchner primero -antes de partir a Canadá, donde el viernes almorzará con empresarios de ese país con inversiones en la Argentina y luego participará del G-20 el fin de semana- y luego Boudou anuncien hoy el número oficial.
También confirmarían que el canje quedará abierto unos días más para los inversores minoristas, de modo de mostrar "buena fe" ante los tribunales de EE.UU. para de resistir la presión de los fondos más hostiles que seguirán en juicio.
De hecho, ayer algunos bancos locales se habían comunicado con tenedores de bonos Discount recibidos en 2005 para invitarlos a volver a canjearlos, lo que daría cuenta de las dificultades que atravesó el Gobierno para lograr su objetivo. "Me dijeron que hay tiempo hasta el viernes para decidir. ¿Conviene?", le preguntó a LA NACION un lector.
 
De todos modos, cerca del ministro Boudou habían confiado hace una semana que es probable que el número final se aproxime al 70%, más cerca de la expectativa inicial, aunque sin poder lograr el acceso al mercado voluntario imaginado al lanzar la operación, por las altas tasas que debería pagar el Gobierno.
Si la Argentina quisiera salir ahora al mercado con el Global 2017, que formaba parte del plan inicial, debería pagar cerca de 11,7%, lejos de la tasa de un dígito que pedían los Kirchner.
Mientras tanto, el Gobierno deberá sumar unos US$ 700 millones al programa financiero de este año en términos de la carga de intereses de los nuevos bonos emitidos para tratar de salir del default.
Cuando se conozca el porcentaje final de aceptación, el ministro deberá probar la solidez de su estrategia judicial para frenar los embargos, frente a la segura embestida de quienes permanezcan como holdouts (ver aparte).
Al respecto, otro analista indicó a LA NACION que "es clave saber si ingresó un porcentaje importante de inversores minoristas italianos para sostener el discurso oficial de que sólo quedaron afuera los fondos buitre".
Si el número se acerca al 70%, los analistas creen que será un número positivo para que Boudou pueda defenderse dentro y fuera del Gobierno, aunque haya perdido la oportunidad de hacerlo a fines de 2009, mientras el Gobierno peleaba por apropiarse de las reservas del BCRA y tenía grandes chances de realizar un canje muy exitoso antes de la crisis griega. (Agencia Paco Urondo)

23.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, gentileza Secretaría de Prensa Movimiento Octubres) El economista José “Pepe” Sbatella, Director de la Unidad de Información Financiera del Ministerio de Justicia de la Nación, disertó sobre “Perspectivas de la economía argentina y policía judicial del Estado” en La Plata.

En la charla que se llevó adelante en el local del Movimiento Octubres de La Plata se analizó la situación macroeconómica argentina y su inserción en el mundo. El tipo de cambio y la situación financiera mundial. El lavado de dinero, cuestión a la que se aboca el funcionario disertante, y las condiciones nacionales e internacionales fueron los temas que se trataron. 

"La invitación sirvió para intercambiar la visión propia que uno tiene con la militancia. A falta de elementos de liberación estos son los momentos de intercambio de opinión política", sostuvo Sbatella al término del encuentro. 

"Me llevo la idea de que las situaciones que estamos viviendo con las realizaciones del proceso que comenzó en el 2003, si bien sufrió una pérdida momentánea de expectativas de continuidad, vuelve a tener la perspectiva de que la militancia se vuelva a comprometer con las ganas como había empezado", explicó el funcionario nacional. 

Además, agregó que "uno llegó a tener dudas de que este proceso pueda continuar defendido por la militancia que lo había impulsado en su momento. En el 2008 y 2009 vivimos no sólo una crisis económica, sino política, y las acciones que tomó la presidenta y el control del estado volvió a ser una realidad", sostuvo y destacó la estatización de las AFJP, la asignación universal por hijo, entre otras medidas. 

Sobre la situación económica argentina Sbatella detalló: "La economía argentina va a volver este año a batir record comparado con el resto del mundo. Va a ser uno de los 5 países que más crezca. Lo que está pasando en Europa en estos momentos no hace recordar a las peores épocas de Cavallo y Menem". 

"Esta situación hace que uno valore más lo que se obtuvo y como pasamos la crisis. En cualquier otro momento una crisis como esta nos hubiese dejado fuera de todo, con ajustes, desocupados. Acá con una política macroeconómica con voluntad se pudo pasar esto", consideró el economista. 

Sbatella, por otra parte, dijo que "la gestión (que lleva adelante en la UIFI) viene con ritmos fuertes en lo que hace a la voluntad de tener más control sobre el camino del dinero en la Argentina, y en este caso a mi me toca controlar el camino del dinero que viene de actividades ilícitas y estamos tratando de colaborar con la justicia. Tenemos más de 70 casos de lavado de dinero".

Por último, el funcionario nacional indicó: "Estamos metidos en las principales causas nacionales, efedrina, medicamentos truchos, el lavado de dinero de la GP Morgan, todas causas que nos tocó iniciar las querellas y con las multas y sumarios a los bancos que son los obligados a informar cuando ven transacciones sospechosas".

Estuvieron presentes funcionarios, militantes y el Secretario General del Movimiento Octubres Nacional Gastón Harispe. (Agencia Paco Urondo)

22.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, por Martín Kanenguiser, publicado en La Nación) Embalado como nunca de cara a las elecciones presidenciales de 2011, el ex presidente Néstor Kirchner ordenó a sus fieles en el Gobierno, a través de su soldado más obediente, Guillermo Moreno, que el crecimiento económico debe llegar al 9% este año.
La bajada de línea ya llegó al equipo económico, que hasta ahora proyectaba un alza del 5,9% del PBI, en sintonía con buena parte de los analistas privados, aunque con una diferencia sustancial: el Gobierno habla de estancamiento en 2009 y los privados, de una recesión de 4 por ciento.
Moreno, que lejos de algunas versiones empresariales parece muy firme en su cargo, cree que es posible alentar más el consumo y confía en que la línea de créditos de $ 8000 millones lanzada a fin de mayo puede fomentar la inversión.
Su particular lógica consiste en que esa línea podría colocarse en forma completa este año, pese a que algunos bancos no están muy seducidos de acudir al BCRA para pedir los redescuentos sobre los que se apoya el programa y las empresas no quieren tomar compromisos extensos.
La otra premisa para Moreno es seguir apretando las clavijas sobre el superávit comercial, manteniendo las trabas no escritas sobre las importaciones, que ya trajeron problemas con China y Brasil.
Más allá del voluntarismo del polémico funcionario, hay factores objetivos que reflejan una clara recuperación respecto de la caída del año pasado.
Por un lado, el PBI creció 6,8% en el primer trimestre (ver aparte), el consumo "vuela" -y crecerá más con la suba del mínimo no imponible de ganancias- y, por el otro, sectores productivos clave como el agro, el acero y las automotrices crecen con gran solidez (cerca del 15%).
Pero hay ciertas luces amarillas que preocupan a quienes miran los números de cerca: la creciente bimonetización de la economía -sinónimo de la fuga de capitales de los últimos tres años- y la progresiva reducción del superávit externo, que podría evaporarse en 2012.
Sobre la primera cuestión, se reconoce que el dólar quieto aumenta la propensión de la gente a comprar divisas, pero a la vez no se puede acelerar el ritmo de devaluación nominal para no acelerar el aumento de los precios, que en algunos despachos oficiales ubican en un 18%.
En cuanto al frente externo, los números oficiales muestran una elasticidad de 2,6 sobre las importaciones totales y que sectores como la metalurgia, parte de los textiles, el equipamiento electrónico y el transporte compran más de lo que venden. Del otro lado se ubican los productos químicos y el caucho.
Para revertir este achicamiento del saldo externo, los funcionarios saben que son necesarias políticas efectivas de incentivo a empresas innovadoras.
Más allá de las "reglas" que suelen pedir los empresarios para invertir y que no aparecen, también perdió visibilidad la idea del Gobierno de crear un banco de desarrollo. La última versión del plan estaba en manos del director ejecutivo de la Anses, Diego Bossio, quien le ha comentado a un par de empresarios que antes de fin de año podría ser ministro.
Por ahora, se espera que 2010 termine con un superávit comercial de US$ 12.300 millones. Pero los cálculos oficiales indican que para que no haya un estrangulamiento en los próximos tres años deberían crecer las exportaciones US$ 5000 millones y las importaciones unos 3000 millones de dólares. Por cada punto de inflación adicional al actual, el saldo comercial perderá US$ 850 millones anuales, se precisó.
Todos estos cálculos se basan en un escenario externo volátil como el actual, que incluye la posibilidad de un empeoramiento de la situación europea con una cadena de defaults y una mayor apreciación de la divisa comunitaria.
Daniel Artana y Orlando Ferreres dijeron a LA NACION que el riesgo de acelerar el ritmo de alza del PBI por encima del 7% es que comience el ciclo de indexación y que el Gobierno busque otra caja importante para financiar su hambre de poder. (Agencia Paco Urondo)

17.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, en El Argentino.com) El Ente Nacional Regulador del Gas informó que se dispuso la intervención de la distribuidora y se designó como interventor a Antonio Gómez. "El motivo de esta medida ha sido la decisión de esa empresa de solicitar su concurso preventivo de acreedores ante su declaración de imposibilidad de repago de su deuda", indicó en un comunicado.

El ENARGAS rechaza que la cesación de pago declarada por la Distribuidora responda a cuestiones de índole tarifaria, tal como intenta argumentar METROGAS.
Desde el inicio de sus operaciones, Metrogas incrementó sistemáticamente su exposición financiera durante cada uno de los ejercicios económicos, privilegiando endeudarse en lugar de utilizar los recursos económicos generados por la propia empresa.
Como un hecho inobjetable que demuestra esta inconducta, durante los tres primeros años de operaciones la deuda financiera de Metrogas superó la suma de las inversiones acumulados en activo fijo y los dividendos acumulados distribuidos a sus accionistas.
Este comportamiento fue advertido severamente por el ENARGAS en 1999, oportunidad donde se observó con rigor los riesgos asumidos al implementar y continuar con dicha política de financiamiento.
El accionar en este sentido por parte de Metrogas y el hecho de no haberlo corregido conllevó a que en el año 2002 declarara su imposibilidad de pago de aquella deuda.
Es entonces que la actual cesación de pago es una reiterada contingencia a la que llega por su propia conducta.
Sin perjuicio de lo antedicho, la actual situación tarifaria de Metrogas es de exclusiva responsabilidad de dicha empresa, ya que su accionista mayoritario y operador técnico BG (ex British Gas) entabló una demanda contra el Estado Nacional en el tribunal internacional UNCITRAL luego de la crisis de fines de 2001, y nunca desistió ni suspendió la misma, entorpeciendo el normal desarrollo del proceso de renegociación contractual de su Licencia. (Agencia Paco Urondo)

17.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, prensa. medios.gov.ar) El Director Ejecutivo de Anses, Diego Bossio, destacó hoy que la Argentina "ha alcanzado los niveles de cobertura jubilatoria más altos de América Latina". En la actualidad el 10% del PBI va dirigido a Seguridad Social. Alicia Kirchner recordó que es el resultado de una política de Estado.
El Director Ejecutivo de la Anses, Diego Bossio, denunció que "duele comprobar que a alguna dirigencia le molesta que Argentina alcance los niveles de cobertura jubilatoria más altos de América Latina", en el seminario internacional de gerontología organizado del Mercosur.En el mismo sentido, en la apertura del encuentro la ministra de desarrollo social, Alicia Kirchner, resaltó "el incremento en la inversión social para la tercera edad" y añadió que esa política "es el resultado de un Estado presente, promotor y activo”. A su vez, destacó que "la realidad de las políticas sociales cambió hace siete años” y enfatizó que “al hablar de personas no hablamos de beneficiarios, sino de titulares de derecho".Bossio informó que en la actualidad el 10% del Producto Bruto Interno va dirigido a la seguridad social. Luego reflexionó sobre el plan de inclusión jubilatoria que lleva adelante el Gobierno Nacional, y explicó que gracias a su aplicación se pasó de 3.190.000 jubilados y pensionados en 2003, a 5.600.000 en el año actual. "Desde que la Anses ha iniciado un proceso de políticas sociales tan importantes e inclusivas como la Asignación Universal por Hijo o el plan de una computadora por niño, muchos dirigentes empiezan a preocuparse y molestarse por ello", enfatizó el funcionario.El titular de la Anses consideró que los alcances de esas medidas "son contundentes" pero instó a "seguir trabajando para avanzar por más inclusión y mejor redistribución del ingreso" a pesar del “dolor que produce ver a quienes quieren lucirse con declaraciones constantes que empañan el proceso de inclusión de millones de argentinos", afirmó.Asimismo, explicó que el seminario de gerontología "no se hace por casualidad sino porque hay una clara concepción de acercamiento y de ocuparse de los adultos mayores".Bossio respondió de esta manera a una nota publicada ayer en un medio gráfico en el que se cuestionaba los efectos inclusivos de la política de su cartera. Por otro lado, tiempo atrás, el senador radical Ernesto Sanz aseguró que la Asignación Universal por Hijo "se gasta en el paco y los bingos", declaración que fue repudiada por la mayoría de los legisladores.El Seminario Internacional del Mercosur Ampliado sobre Buenas Prácticas en Políticas Gerontológicas donde expuso Bossio cuenta con el auspicio de Anses, y tiene como objetivo conocer y analizar las políticas dirigidas a los adultos mayores en los países miembros del Mercosur y países asociados.Participaron también de este encuentro la ministra de Desarrollo Social, Alicia Kirchner; el titular del PAMI, Luciano Di Césare, la secretaria de Niñez, Adolescencia y Familia, Paola Vessvessian; el jefe de Gabinete del Ministerio de Relaciones Exteriores, Alberto Dalotto, y el representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS-OMS), José Antonio Pagés.El Seminario Internacional del Mercosur Ampliado sobre Buenas Prácticas en Políticas Gerontológicas tiene como objetivo conocer y analizar las políticas dirigidas a los adultos mayores en los países miembros del Mercosur y países asociados.Las jornadas son organizadas por el Ministerio de Desarrollo Social; el Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto; el Instituto Nacional de Servicios Sociales para Jubilados y Pensionados (PAMI) y la Organización Panamericana de la Salud, entre otros organismos. El seminario se desarrolla en el Instituto del Servicio Exterior de la Nación, entre el 16 y el 18 de junio. (Agencia Paco Urondo)

16.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en BAE) Por si no bastara la crisis, otro viejo fantasma recorre el mundo: el fantasma del proteccionismo. Al igual que las desacreditadas agencias calificadoras, que no sólo erraron en sus pronósticos sino también estuvieron en colusión con países, empresas y bancos para dar informaciones interesadas o falsas, una fundación surgida del Foro Mundial de Davos, donde anualmente se reúne el poder económico y político mundial, proporciona en un informe reciente un ranking de naciones por su mayor o menor grado de apertura al comercio internacional: The Global Enabling Report 2010.  Siguiendo una serie de pautas que va desde las tarifas aduaneras al costo del terrorismo, pasando por la inseguridad física o los problemas del transporte, la idea es mostrar qué países son los más amigables tanto al desarrollo del comercio como al de la inversión externa. La Argentina esta ubicada en uno de los últimos lugares (95 de 125 países) en ese ranking y varios diarios y revistas de negocios locales ponen el grito en el cielo sobre el proteccionismo de que hace gala el gobierno nacional y que ha derivado en roces con otros países. Según uno de ellos, el documento “que también tiene en cuenta el clima de inversiones de empresarios, reveló que las regulaciones que afectan los derechos de propiedad, la competencia interna y la apertura a la participación extranjera aumentan la dificultad de hacer negocios en el país” (Fortuna, 27-5-2010).  
En verdad, el ranking se contradice con la realidad mundial. Entre los diez que lo encabezan, señalados por sus virtudes aperturistas, cuatro de ellos fueron puestos en la picota por el G-20 como paraísos fiscales, responsables en parte de la crisis mundial que se abate sobre el mundo: Singapur, Hong Kong, Suiza y Luxemburgo. Allí no se afectan los derechos de propiedad ni existen grandes barreras (salvo los secretos bancarios). Capitales y comercio van a refugiarse en esos lugares, hasta ahora seguros y permisivos, al estilo de lo que se hacía antiguamente escondiendo tesoros en las islas del Caribe. Una permisividad que incluye diversas formas de evasión, ocultamiento o criminalidad.
 
Seguir el ranking nos produce otras sorpresas. Muy bien ubicados están algunos de los países más afectados por la actual crisis europea, como Irlanda que se halla en el 21 lugar, España en el 22, Portugal en el 36 y ¡Grecia!, cuyo Partenón podría correr peligro de ser embargado por los acreedores (el juez Griesa no dudaría), que supera ampliamente la performance argentina (lugar 55). Se supone que los inversores, ahora bien enterados de las condiciones “amigables” de esos lugares, irán corriendo a mercados tan apetecibles y que abundantes corrientes comerciales aliviarán sus crisis. Se salvarían así de recurrir a los severos planes de ajuste del Banco Central Europeo y el FMI, cuyos funcionarios, otrora adalides del libre comercio parecieran no concordar con los criterios del informe. ¿O será que reconocen que el grado de apertura de sus economías los ha llevado al caos que padecen?
 
Pero no están solos en su desgracia, otros que también sufren fuertemente la crisis como Islandia (una economía poco accesible y de frágil geografía que está en el 11 lugar) o Hungría (39) sobrepasan ampliamente a nuestro país o a Brasil (87). Es claro que el ranking no olvida a las naciones ricas, donde la debacle comenzó, mucho mejor ubicadas que los más protegidos “emergentes”, aquellos que siguieron creciendo a pesar de todo y sostienen con su comercio a la economía mundial. Así tenemos que Estados Unidos está en el puesto 19, Gran Bretaña en el 17, Francia en el 20 y Japón en el 25. China, por el contrario, se halla bien debajo por su trato menos amigable hacia el comercio mundial (puesto 48), aunque le vaya mucho mejor económicamente que a su principal deudor. La India (84), a la que no le va tampoco mal, esta ubicada cerca de Brasil y Argentina.
 
O el mundo funciona al revés o algo esta fallando en estas estimaciones. Les va bien a los díscolos “proteccionistas”, a los que debería irles mal, y no funciona el aperturismo de los que conforman las reglas de Davos. Es posible que la falla esté en una insuficiencia de conocimientos históricos, propia no sólo de quienes confeccionaron el informe sino también de los medios de información locales para quienes lo que viene de afuera es palabra sagrada. En primer lugar, las economías subdesarrolladas o en desarrollo ya hicieron suyo en el pasado -la Argentina es un buen ejemplo de ello-, el argumento de que la liberalización de sus economías las haría más eficientes y competitivas y el resultado se sufrió en carne propia: en 2001 tuvimos la crisis más formidable de nuestra historia.
 
En segundo término, no fue adoptando la libertad de comercio sino políticas proteccionistas la manera en que se desarrollaron países líderes en la economía mundial, como Estados Unidos. El presidente estadounidense Grant lo explicaba bien a fines del siglo XIX: “Durante siglos Inglaterra ha usado el  proteccionismo, lo ha utilizado hasta sus extremos y le ha dado resultados satisfactorios. No hay duda de que a ese sistema debe su actual poderío. Después […] Inglaterra creyó conveniente adoptar el libre cambio, por considerar que ya el proteccionismo no le puede dar nada, Pues bien señores, el conocimiento de mi patria me hace creer que dentro de doscientos años, cuando Norteamérica haya obtenido del régimen proteccionista todo lo que éste puede darle, adoptará firmemente el libre cambio”.
 
Tercero, si vamos al nudo de la cuestión, y no a la multitud de indicadores que utiliza el informe, los países más proteccionistas de productos agrícolas no competitivos a nivel internacional, que ayudan a sus productores con cuantiosas subvenciones (barreras no arancelarias), son Estados Unidos y los que integran la Unión Europea (con su Política Agrícola Común). Ningún indicador, entre los que exhibe el informe de la fundación de Davos, tiene más importancia que estas políticas para países como el nuestro, como se ha demostrado en las sucesivas rondas de la OMC. Los otros se asemejan más a cortinas de humo para ocultar la verdadera situación.
 
Un ilustre historiador económico, el belga Paul Bairoch, demostró que las naciones que proclaman las virtudes del libre cambio son siempre las más pujantes y las más avanzadas económicamente, como fue el caso Gran Bretaña desde mediados del siglo XIX y de los Estados Unidos desde la Segunda Guerra Mundial (Victoires et déboirs, París, 1997). Pero cuando la crisis de 1930 se les vino encima los británicos no vacilaron en volver al proteccionista sistema de preferencias imperiales. Ese fue el origen del “famoso” Pacto Roca-Runciman firmado presurosamente por la Argentina, cuya clase dirigente era de ideología liberal, con los entonces privilegiados amigos de ultramar. Un tratado que nos ponía, al menos por corto tiempo, bajo la protección de un imperio agonizante.
 
Como dice Keynes en su ensayo El fin del laissez faire (1926), el mundo no está “gobernado por la providencia de manera de hacer coincidir el interés general con el interés particular”, y así ocurre a nivel de individuos, organizaciones sociales o países. El comercio mundial no es un comercio entre iguales, por eso existe el proteccionismo, de uno y otro lado. (Agencia Paco Urondo)

15.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, audio) Como es habitual en Basta de Zonceras!, la economista María Luz Alonso analizó las medidas tomadas en Europa contra la crisis financiera y las comparó con lo ocurrido en Argentina en 2001.

 Escuchar columna

(Agencia Paco Urondo)

15.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en Urgente 24, gentileza Sergio Pin) La presidenta Cristina Kirchner reunió esta noche (14/06), en la Casa Rosada, a editores de diarios y revistas del interior para ratificar que la empresa Papel Prensa comenzará a vender "a un precio igualitario" a todos los medios gráficos del país. La medida ya había sido dada a conocer mediante una resolución de la Secretaría de Comercio Interior del 7 de enero pasado, pero luego el grupo Clarín y el diario La Nación -dueños mayoritarios del paquete accionario de la empresa- presentaron un recurso contra esa iniciativa, aunque la Justicia finalmente falló a favor del Gobierno.
 
La jefa de Estado anunció, además, que la empresa deberá realizar las inversiones pertinentes para "garantizar que la capacidad instalada alcance para proveer a todos los diarios y no tener que importar papel", abonando un precio mayor. Papel Prensa S.A. -empresa en la que el Estado posee un 27 por ciento del paquete accionario- fija la cuota y el precio del papel que se vende para la producción de diarios y revistas.
 
La resolución de la Secretaría que conduce Guillermo Moreno establece que de aquí en más "las operaciones de comercialización para diarios deberá efectuarse con precio igualitario". Por su parte, directivos de Papel Prensa precisaron que, a partir de ahora, todos los diarios abonarán por el papel el mismo precio que actualmente pagan los clientes mayoritarios (Clarín y La Nación), que -según pudo saber Noticias Argentinas- es de 530 dólares la tonelada, frente a los 860 dólares que debían abonar hasta el momento.
 
Pese a que la empresa es la principal proveedora de papel de periódicos del país (abastece a más de 170 diarios de todo el país) y su producción equivale al 75 por ciento del consumo nacional, mientras que el restante 25 debe ser importado. A partir de esta medida, Papel Prensa deberá realizar inversiones para garantizar el abastecimiento a todos los medios gráficos, ya que en la actualidad produce 170 mil toneladas, mientras que para proveer a la totalidad de los medios gráficos se necesitan 250 mil.
 
En ese sentido, los directivos de la firma señalaron que si al menos se optimiza la producción, podrían alcanzar las "200 mil toneladas" de papel. En la ceremonia realizada en la sede de Gobierno, Cristina Kirchner advirtió que el papel "no puede quedar fuera del proceso de sustitución de importaciones" y destacó que la medida adoptada favorece la "libertad de prensa". (Agencia Paco Urondo)

14.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, por Alfredo Sainz, publicado en La Nación) Hay vida más allá del Mundial y de las cuotas de LCD. Por lo menos, eso es lo que piensan en las casas de electrodomésticos y los grandes bancos, que apuestan a mantener el boom del consumo de bienes durables a fuerza de promociones dirigidas a los rubros de línea blanca, aire acondicionado y notebooks.
Los planes de 50 cuotas sin interés tienen fecha de vencimiento. Originalmente, todos los acuerdos que cerraron los bancos con las cadenas de electrodomésticos iban a finalizar el 30 de junio; sin embargo, en el sector reconocen que los convenios se extenderán hasta el fin del Mundial (el domingo 11 de julio se jugará la final), a menos que ocurra una catástrofe deportiva y la Argentina quede eliminada en primera rueda.
"Las promociones con financiamiento a largo plazo se van a mantener y, posiblemente, lo que haremos será diversificar la oferta apostando a fechas más puntuales, como el Día del Niño o de la Madre, y a rubros más estacionales. Por ejemplo, en materia de aire acondicionado creemos que hay mucho potencial de crecimiento y seguramente será uno de los productos en los que pongamos el foco en la segunda mitad del año", explicó Gonzalo Beigbeder, gerente de Nuevos Negocios y Consumo del BBVA Banco Francés.
En el Banco Hipotecario -otra de las entidades que se mostró más activa en los últimos meses en el financiamiento del consumo con acuerdos con Walmart y con Frávega- también reconocen que las cuotas llegaron para quedarse, porque son vistas por el cliente como un derecho adquirido. "Las compras financiadas se van a mantener, todavía no se puede saber si en 50 cuotas, pero lo que está claro es que de 24 cuotas no se va a poder bajar. Para el cliente ya son un derecho adquirido, y para los bancos, una forma de fidelizar cartera", señaló Leonardo Pérez Portieri, gerente de Consumo del BH.
Los bancos destacan, además, que las 50 cuotas cumplieron un papel importante para ampliar el espectro de potenciales clientes. "En el caso de los LCD, sirvieron para facilitar el acceso a muchos clientes y creemos que el modelo de financiamiento a largo plazo se puede replicar en otras categorías", explicaron en el Banco Galicia.
Desde las casas de electrodomésticos explican que el crecimiento que tuvo la venta de LCD -gracias a las 50 cuotas la demanda, en el primer semestre de 2010, se multiplicó por cinco respecto del año pasado- se tradujo en un retraso en demanda de otros rubros, ya que muchos clientes postergaron el cambio de la heladera o el lavarropas para adquirir un nuevo televisor. "Hay categorías que vienen un poco atrasadas y que creemos que van a recuperar el terreno perdido en la segunda mitad del año, como los lavarropas y el resto de la línea blanca", explica Pablo Cetrolo, director de la cadena Cetrogar.
En el caso puntual de los LCD, en el sector esperan que en la segunda mitad del año la demanda se mantenga claramente por encima de los niveles de 2009, aunque con un crecimiento a un ritmo menos vertiginoso que el mostrado en el primer semestre. "Cuando se terminen las 50 cuotas, puede haber una desaceleración en las ventas de LCD, pero que será mucho menor que la de otros mundiales de fútbol por el recambio tecnológico", explican en Megatone.
Ganadores y perdedores
En Frávega también se muestran confiados en la evolución del negocio y aseguran que el boom del consumo de electrodomésticos que se registró en la primera mitad del año no está ligado exclusivamente al Mundial. "Si bien los LCD son los que lideran las ventas, hay varias categorías que están funcionando muy bien, como informática y lavado, lo que nos hace pensar que después del Mundial la caída en la demanda no va a ser muy pronunciada", señaló Guillermo Olsen, gerente de Frávega.
Por rubros, en las cadenas destacan que las mejores performances para lo que resta de 2010 se esperan en lavarropas, heladeras, aire acondicionado, notebooks y netbooks (en estos últimos dos casos, cuentan con la ventaja de que ofrecen financiamiento muy extendido y hasta 50 cuotas).
En cambio, las categorías que no se pudieron subir a la última ola del consumo y en las expectativas siguen bajas son los celulares -que habían sido la gran estrella en 2008 y parte de 2009-, los reproductores de MP3 -en muchos casos, quedaron en desuso frente a los nuevos teléfonos- y los home theatres (los consumidores hoy priorizan calidad de imagen de los LCD por sobre el sonido).
¿POR QUE DAN CUOTAS?

 

 

 

 

 
(Agencia Paco Urondo)

  • Sin reactivación: entre las categorías que no se pudieron subir a la última ola del consumo están los teléfonos celulares, los reproductores de MP3 y los home theatres. 
  • Lo que viene: en el sector apuestan a que los rubros que liderarán ventas serán lavarropas, heladeras, acondicionadores de aire y notebooks.
  • Clientes no racionales: los bancos reconocen que, tentados con las promociones, muchos clientes gastan más de lo que su capacidad de compra les permite, con lo cual terminan refinanciando el resumen mensual.
  • A dos bandas: para el banco, en cambio, el negocio pasa por asegurarse de que la persona que compró un televisor en 50 cuotas seguirá siendo cliente suyo durante los próximos cuatro años y, a la vez, obtener algún tipo de beneficio extra con la refinanciación de los pagos mensuales.
  • Margen reducido: para la cadena minorista la operación implica sacrificar aproximadamente un tercio de su margen bruto de ganancias. Sin embargo, gana en volumen de ventas.
  • Costos compartidos: cuando un cliente compra un LCD en 50 cuotas, el banco emisor de la tarjeta le abona a la cadena minorista el valor íntegro del producto en un plazo de 72 horas. Como contrapartida de asumir este costo financiero, la cadena le otorga al banco con el que tiene el acuerdo un descuento que oscila entre 12 y 15%.
14.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en prensa. medios.gov.ar) La Dirección Nacional de Relaciones Internacionales de la cartera de Ciencia firmó un convenio con la Dirección Nacional de Migraciones para asesorar a científicos en cuestiones migratorias.
 
Con la presencia del ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, Dr. Lino Barañao, la directora nacional de Relaciones Internacionales, Ing. Águeda Menvielle firmó un acuerdo de cooperación con el director nacional de Migraciones del Ministerio del Interior, Dr. Martín Augusto Arias Duval, para brindar asesoramiento a científicos argentinos que residan en el exterior y decidan regresar al país con sus familias.
 
A través de este convenio la Dirección Nacional de Migraciones orientará a los investigadores argentinos que regresen al país con sus familias extranjeras (esposa y/o hijos nacidos en el exterior) respecto la regularización de la situación migratoria en el país. También se brindará asesoramiento a los científicos argentinos en la tramitación de su residencia en el exterior y con la documentación necesaria de aquellos que retornen a nuestro país. Estas medidas se suman a las políticas sostenidas de vinculación y repatriación de científicos que lleva adelante el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva a través del Programa RAICES (Red de Argentinos Investigadores y Científicos en el Exterior) y las iniciativas de la Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica y el CONICET.
 
Durante la firma del convenio, realizada en el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, el ministro Barañao sostuvo que “este convenio viene a saldar una barrera que no habíamos tenido en cuenta antes: la barrera migratoria que enfrenta un argentino que ha formado su familia en el exterior para poder regularizar la situación migratoria de su esposa e hijos.” Asimismo el ministro destacó que este convenio también sirve para promover la cooperación científica y las estadías cortas de científicos extranjeros en el país. “En el Polo Científico Tecnológico que estamos construyendo en las Ex Bodegas Giol van a funcionar tres institutos de investigación internacionales, que actuarán como centros de intercambio y formación de estudiantes de doctorado argentinos y extranjeros. Los científicos que quieran hacer ciencia en Argentina también van a verse favorecidos por este convenio.”
 
El Programa Raíces apuesta a fortalecer las capacidades científicas y tecnológicas de la Argentina por medio del desarrollo de políticas de vinculación con investigadores argentinos residentes en el exterior, así como promueve acciones destinadas a la permanencia de investigadores en el país y facilita el retorno de aquellos interesados en desarrollar sus actividades en la Argentina.
 
Para más información de prensa comuníquese con: (011) 4891-8380/81/8983, prensa@mincyt.gov.ar y www.mincyt.gob.ar. (Agencia Paco Urondo)

07.06.2010

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en Cash - Página 12, gentileza Ariadna Somoza) La reciente detención de José Alfredo Martínez de Hoz es una paradoja de la Justicia argentina. Si bien no habría dudas de su responsabilidad directa en la detención y puesta a disposición del Poder Ejecutivo de dos empresarios en 1976, tal vulneración del derecho, por el que fuera indultado por Menem, constituye un “mal menor” frente a los dramáticos legados de sus cinco años como ministro emblemático de la dictadura.

Como intelectual orgánico de las bases sociales del golpe militar, Martínez de Hoz fue una pieza central de un proyecto de largo plazo cuyo objetivo estratégico fue alterar radicalmente la relación de fuerzas derivada de la presencia de una clase obrera acentuadamente organizada y movilizada en términos político-ideológicos, cuya fortaleza se potenciaba por su alianza con ciertos sectores empresarios locales vinculados con la expansión del mercado interno con eje en la industria.
Más allá de los vaivenes y discontinuidades en la política económica, este proyecto logró modificar las bases económicas que habían hecho posible la irrupción de fenómenos como el peronismo, procesos como el Cordobazo, el Rosariazo, el Tucumanazo y la emergencia del sindicalismo clasista y combativo. De allí que contara con amplio respaldo del establishment nacional e internacional y los militares.
En palabras del ex funcionario detenido: “Yo diré que las fuerzas armadas son el pilar y el sustento del presente proceso. Puedo decir que he recibido toda forma de apoyo a mi gestión por parte de las fuerzas armadas, cosa que es natural que haya sido así porque este programa económico fue aprobado por las fuerzas armadas antes de hacerse cargo del poder, y yo estoy ejecutando un programa aprobado por las fuerzas armadas, de manera que ellos tienen plena conciencia de la importancia de mantener continuidad en la ejecución de este programa” (Discurso 29/11/76).
La concreción de semejante proyecto refundacional en lo económico y lo político reconoce varios hitos.
1. La reducción de los salarios reales en más de un 30 por ciento en el segundo trimestre de 1976 a raíz de las medidas implementadas: devaluación, congelamiento salarial y liberalización de precios (supuso un incremento del IPC del 87,5 por ciento en el período). Ello, en el marco del despliegue de una feroz estrategia represiva (incluso en grandes empresas: Acindar, Siderca, Ford, Ledesma, Mercedes Benz), la disolución de la CGT, la intervención de los sindicatos, la suspensión de las actividades gremiales y la supresión del derecho a huelga.
Como se ufanó el ex ministro: “Hemos seguido durante el curso del año una política salarial que algunos han calificado de extremadamente dura, pero que desde el primer momento anunciamos que debía tener lugar, porque los salarios habían alcanzado un nivel demasiado alto en relación con la producción global de nuestra economía y debían sufrir una contención relativa. Esto era absolutamente necesario para quebrar la espiral precios-salarios y revertir la tendencia inflacionaria. Cuando anunciamos esta política sin esconderla, dijimos que la alternativa era o una desocupación masiva o la aceptación por los trabajadores de esta contención salarial relativa. Creo que en ese momento tuvimos un consenso tácito de aceptación, puesto que no hubo perturbaciones ni protestas en las fábricas ni en ningún otro lugar de trabajo porque la gente tenía miedo en ese momento a la desocupación” (Discurso 14/12/76).
Visto en el largo plazo, se trató de uno de los mayores “logros” de la gestión dictatorial, porque se fijó un nuevo y mucho más bajo estadio de discusión respecto del nivel de los salarios y de la consiguiente distribución del ingreso.
2. La expulsión sistemática de trabajadores en la industria, durante la totalidad de la gestión de Martínez de Hoz, y la creciente precarización y explotación en el ámbito laboral. Pese a la virulencia de estos procesos, Martínez de Hoz destacaba que los despidos habían sido escasos: “A la apelación directa que hicimos a los empresarios, éstos respondieron positivamente y no causaron una desocupación masiva; ciertamente que han sido ayudados por dos factores económicos que mucha gente no creía cuando lo anunciamos, porque no se habían percatado de su existencia. Uno es que siendo el nivel del salario real relativamente menor, era más fácil retener todo el personal porque la incidencia del costo salarial sobre el total de los costos era menor. En segundo lugar, las fábricas industriales cuidan mucho su plantel obrero y lo tienen muy depurado en relación al terrorismo” (Discurso 19/8/76).
3. El desmantelamiento de las bases de sustentación del modelo sustitutivo y su correlato en una brutal desindustrialización, la reestructuración regresiva del sector fabril, la reprimarización del tejido productivo, la desaparición de numerosas pymes, la creciente concentración del poder económico en un acotado número de grandes actores económicos y la hegemonía de la valorización financiera como eje dinámico del régimen de acumulación en un marco de crecimiento exponencial de la deuda externa y la fuga de capitales. Procesos derivados de la reforma financiera de 1977 y la aplicación, desde fines de 1978, de la “tablita” con una acelerada y profunda apertura importadora.
4. La drástica redefinición del papel del Estado: de un precario Estado de Bienestar se pasó a otro que viabilizó distintas prebendas al gran capital y a constreñir, aún más, a los sectores populares.
En vistas de sus objetivos estratégicos, se trató de un proyecto refundacional muy exitoso: en apenas cinco años se desarticularon las bases económicas y socio-políticas de la industrialización sustitutiva y se logró alterar radicalmente la correlación de fuerzas; legados críticos que, en muchos casos, se consolidarían en democracia.
Como destacó Oscar Braun: “En lo económico, el plan de Martínez de Hoz tiene como eje la transferencia masiva de ingresos a favor de una pequeña oligarquía de grandes propietarios agrarios, financieros e industriales, así como del capital financiero internacional. Esta política se articula mediante el aumento de la renta agraria, la suba de la tasa de interés real, la caída del salario y la aplicación de una política de total libertad en el mercado de cambios para los movimientos financieros. El plan tiene éxito en tanto pocas veces en la historia argentina o de otros países se ha visto operar una redistribución del ingreso regresiva de características tan masivas. Esto ha requerido la represión sistemática a la clase obrera, a sus organizaciones sindicales y a sus dirigentes combativos, así como a sus cuadros de base” (en Controversia, 1980).
Martínez de Hoz ocupará un lugar central en la historia de las ignominias argentinas. Su experiencia previa ocupando cargos ejecutivos en importantes grupos económicos (Acindar, Bracht y Roberts, entre otros), su convicción en la capacidad autorregulatoria de los mercados, como si todos fueran de competencia perfecta (o regulables a sangre y fuego), lo convirtieron en uno de los ejecutores más “lúcidos”, indiferentes y despreocupados (por los efectos sociales) de las políticas de la dictadura militar. Tal vez, por su participación activa en el secuestro de dos empresarios, termine en una cárcel común. Bien ganado lo tiene, por “eso” y por muchas otras cosas más
* Investigadores Flacso/Conicet. (Agencia Paco Urondo)