fbpx Economía | Page 108 | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Economía
05.05.2011

Capital Federal (Agencia Paco Urondo) El grupo Petersen pagará 1.304 millones de dólares por el 10% de YPF, en aplicación de la fórmula pactada en 2008 para el ejercicio de esta opción.

Esta operación supone un paso significativo en el cumplimiento del objetivo establecido por Repsol en su Plan Estratégico Horizonte 2014 de reequilibrar el peso de su cartera global de activos. Adicionalmente, Repsol tiene previsto seguir incorporando accionistas minoritarios argentinos e internacionales a YPF.
El Grupo Petersen ha comunicado a Repsol su decisión de ejercer la opción de compra de otro 10% del capital social de YPF, adelantándose a la fecha límite de febrero de 2012. Repsol y el Grupo Petersen alcanzaron un acuerdo en diciembre de 2007, formalizado en 2008, por el que el grupo argentino adquirió un 14,9% de YPF con una opción de compra por otro 10%.
Tras la operación, el Grupo Petersen ostentará un 25,46% de acciones de la petrolera argentina y la participación de Repsol se situará en el 58,23%. La venta, que se materializará en los próximos días, está en línea con los objetivos estratégicos trazados por Repsol en su Plan Estratégico Horizonte 2014 de reequilibrar el peso de su cartera global de activos, y su plan de reducir la participación en YPF hasta el 51%, incorporando accionistas minoritarios argentinos e internacionales.
La ampliación de la participación del Grupo Petersen en el accionariado de YPF se realizará en las condiciones financieras establecidas en los acuerdos alcanzados en 2008. En aplicación del mecanismo establecido, el Grupo Petersen pagará 1.304 millones de dólares por el 10% de YPF. La estructura accionarial resultante reequilibra el peso de Repsol en Latinoamérica y consolida al Grupo Petersen como uno de los grandes grupos empresariales latinoamericanos. La operación otorga a Repsol mayor capacidad financiera para acometer las inversiones recogidas en el Plan Estratégico Horizonte 2014, especialmente destinadas al área de Upstream como vector de crecimiento. (Agencia Paco Urondo)
 

04.05.2011

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en Espacio Iniciativa, reportaje de Vicente Russo) Abraham Gak nos recibió en su oficina de la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA, su alma máter y de la cual es profesor honorario. Reconocido por su amplia trayectoria y su gestión a cargo del Colegio Carlos Pellegrini, actual Defensor del Pueblo de Morón y Director de Proyectos Estratégicos de Económicas, hoy lo entrevistamos en su carácter de Director del Plan Fénix, grupo creado a fines del 2000 en la Facultad. Opinó sobre la economía argentina, el contexto internacional y los desafíos del país.

¿Cuál es su perspectiva sobre la marcha de la economía Argentina actual?
Creo que todos los indicadores dan cuenta de que seguiremos en la ruta de un crecimiento del PBI fuerte, lo que permite concluir por lo menos dos cuestiones. En primer lugar, que el proceso de inversión sigue siendo potente, con un crecimiento apoyado en el ahorro interno. Esta señal no es menor porque la Argentina, por muchos años, dependió de la inversión externa. Esto es significativo. El crecimiento arrastra una mejor recaudación impositiva, equilibrio fiscal, un proceso de crecimiento de las exportaciones, un mercado interno más amplio. Son indicadores que marcan un camino apropiado para un modelo que se basa en estas cuestiones.
Simultáneamente vemos señales importantes de temas que van a requerir una atención especial por parte del Gobierno. Aunque se han intentado algunas medidas, no parecen haber revertido la situación. Uno de ellos es el proceso de crecimiento de las importaciones. Si bien contamos con superávit en materia de cuenta corriente, no obstante eso, hay que tener una mirada cuidadosa, sobre todo en la composición de las importaciones. Porque en la medida de que se importa bienes de capital, esta diferencia, en un futuro corto o mediano, se transforma en una mayor capacidad productiva de la Argentina. Pero no siempre las importaciones responden a esos indicadores. Durante muchos años se ha considerado como importación de bienes de capital la compra, desde el exterior, de celulares o autos. Por lo tanto, hay que desbrozar bien los componentes de las importaciones que pueden ser reemplazados por producción local. El otro tema es el de los crecimientos de precios. Sin llegar a ser alarmante (no hay ningún economista que lo diga) estas subas repercuten fuertemente en el ingreso individual. Las ventajas de mejorar las condiciones de vida de las personas, de aumentar la capacidad de consumo y demanda de la población, se ve golpeada por estas circunstancias. Esto está atado a dos hechos muy puntuales, que no son únicos, desde luego: por un lado, nuestro sistema de retenciones, que en su momento actuó muy fuerte para desconectar los costos internos de los externos, prácticamente ha sido sobrepasado por el incremento de los precios de los alimentos y, entonces, los aumentos del exterior están repercutiendo en los precios locales. Si tuviéramos un sistema de retenciones móviles, de algún modo, eso se podría haber paliado fuertemente. Al momento de plantearse el tema de la “125”, todo el mundo miraba los efectos fiscales que tenía esa medida, cuando en realidad uno de los efectos más importantes era, justamente, desconectar los precios internacionales de los precios internos. Esto no está funcionando debidamente ya que, a todas luces, viendo la rentabilidad de la exportación de los productos primarios, esto está pidiendo un ajuste, para la suba desde luego. Esa es una ventaja de las retenciones móviles, al re-ordenar a quién afecta más y a quién menos. En este caso, los grandes ganadores de la no vigencia de las retenciones móviles son los grandes tenedores de tierra y los perdedores, los pequeños o no tan pequeños propietarios de tierras. De todas formas, no debemos olvidar que una pequeña superficie de 200 hectáreas puede significar un patrimonio de cercano al millón de dólares. Con lo cual la concepción del pequeño productor, del chacarero, es falsa porque la renta de esa tierra es alta.
Otro tema fundamental es que, por más que generamos un aumento en el PBI, seguimos teniendo cifras importantes de pobreza e indigencia. Se han reducido pero de ningún modo podemos decir que la batalla contra la pobreza ha sido ganada. Sobre todo teniendo en cuenta que la rentabilidad empresaria es muy alta.
Un elemento adicional, difícil de ser encarado porque no es simple, es la presencia de un grupo muy concentrado de empresas que controlan y son formadoras de precios. Se transforma en un ariete político importante, por parte de esas empresas, que representan un porcentaje muy alto del producto y de las exportaciones. Esto debería tener la ventaja al momento de negociar con ellas al poder ser individualizadas, pero por otro lado se presenta la desventaja de que adquieren un protagonismo muy fuerte para imponer políticas, cosa de la que estaban muy acostumbradas. En ese sentido, el Estado aun no ha llegado a tener niveles de eficacia y eficiencia acorde con este desafío que acabo de mencionar. De todos modos, tenemos inversiones muy grandes en materia de educación, salud, pero que deben dar mayores frutos. La sola presencia de los chicos en la escuela no alcanza. La cuestión central para pensar un país desarrollado es generar posibilidades reales de igualdad de oportunidades. Tenemos dificultades y la universidad termina siendo el lugar al que llegan pocos. Si no se mejora la educación, los cambios reales que puede producir un país son limitados.
En Argentina la oposición al Gobierno Nacional critica del modelo económico actual la inflación y el gasto público. Desde su punto de vista ¿representan un límite al desarrollo económico?
Uno sabe que, cuando un país crece de la forma e n la que lo está haciendo la Argentina, una porción de inflación vamos a tener. ¿Pero cuáles son los límites? Los límites de la inflación tolerable son los que marca el INDEC. La diferencia entre la realidad y lo que marca el INDEC es lo que hay que atender y contener.
Creo que hay aspectos, por otro lado, que significan erogaciones demasiado importantes para el Estado. El caso de los medicamentos es muy claro porque el Estado no asume la responsabilidad de producir sus propios medicamentos que reducirían notablemente los costos. En casos donde la rentabilidad es tan alta, la producción por parte del Estado debería ser mucho más intensa.
¿Este aumento de los precios tienen relación con el tipo de cambio?
El incremento nominal de la moneda es muy bajo pero resulta que la devaluación real del dólar es alta y la apreciación del real es muy alta, con lo cuál se compensa y la producción argentina sigue siendo competitiva. También hay que tener en cuenta que una devaluación significativa, del 15-20%, se traduciría en una sobrecarga adicional de precios al consumo popular. Es un tema que debe ser atendido con mucha prudencia, tal como se viene haciendo. Esto se complementa con que hay un importante proceso de inversión privada y del Estado que en conjunto generan cifras muy interesantes.
¿Y en relación a las críticas sobre el gasto público?
No creo ni siquiera que el gasto público esté desbocado. Lo que quiero señalar es que los partidos políticos no son la oposición. Los verdaderos opositores a este modelo son los grandes grupos concentrados. Este es el verdadero partido de oposición, que actúa de determinada manera, que sabe lo que quiere y que no acepta el menor debilitamiento de su poder. Por eso discute hasta la presencia de un director o no en una Sociedad Anónima. Es natural que la mayoría quiera tener el control, pero en este caso forma parte de su arrogancia acostumbrada en la toma de decisiones. Por otro lado, una sociedad donde hay directores del Estado no puede admitir ni trabajo no registrado ni ventas no registradas. De esto no se ha hablado. Hay limitaciones que no afectan al interés privado pero sí corrigen la posibilidad de tener determinadas actitudes trasgresoras por parte del sector empresario, muy propenso a las transgresiones. De modo que me parece que tal vez ahí está el meollo de la crítica de la oposición a la entrada de determinados directores representantes del Estado. La composición estará determinada por la mayoría y dependerá de cada caso. De todos modos es ilógico que quién ostenta un 20-30 % de las acciones de una empresa no pueda tener un lugar en los órganos de control, sindicaturas, auditorias, etc. Estamos viendo que empresas están dejando utilidades que le pertenecen a los accionistas sin distribuir y utilizan ese dinero barato para sus negocios.
¿Cuáles considera que son las deudas y desafíos de la política económica en Argentina?
Fundamentalmente la pobreza, la indigencia y la vivienda. El hábitat se ha transformado en un eje fundamental de la vida digna de las personas. Por más que se ha mejorado, tenemos que seguir avanzando porque hay un déficit muy grande, que no vienen de ahora pero nunca tuvimos una oportunidad tan grande como ahora de poder corregirlos. En este sentido, los préstamos hipotecarios y un Banco de Desarrollo, son herramientas fundamentales.
Si no permitimos que los jóvenes puedan organizar sus vidas tenemos que lograr que les sea posible. Es problemático que una joven pareja tenga que ganar 10 mil pesos por mes y haber ahorrado una suma importante para poder acceder a un préstamo hipotecario. Los precios son altos y no hay una política en relación al valor del suelo. Estos son algunos problemas que deberían ser encarados.
Considero que el proyecto de Plan Estratégico del Ministerio de Agricultura es importante pero no puede estar sin acompañamiento de otros elementos. Probablemente una vez que se termina la contienda electoral se podrán pensar políticas económicas a más a largo plazo. Y en ese sentido, la carga del pago de la deuda será menor a partir del año que viene, por lo que se habilitan mejores oportunidades.
Sin embargo, las deudas o desafíos no invalidan al modelo, y eso es muy importante. Yo diría que son problemas naturales que deben ser atendidos. Un modelo que hace hincapié en la capacidad de consumo de la población, que tiene un mercado interno muy activo y que tiene un proceso competitivo en relación a las exportaciones, destacando que las ventas al exterior de productos industriales nacionales han ido creciendo, trae aparejado un proceso inflacionario. Este puede generar situaciones muy complejas si se produce una cascada de incrementos de precios. Y por la concentración de productos y servicios en pocas empresas, muchas de ellas extranjeras, esto es un riego natural. No es que nos destruye, de ningún modo, pero son limitantes. La principal falencia que yo veo es la ausencia de un proyecto de mediano y largo plazo. Hay legislación que nos ata, por ejemplo, el hecho de que la producción no renovable -hidrocarburos, minería, etc.- sea propiedad de las provincias, y no de la Nación; es un limitante importante para tomar en cuenta. Esto requeriría un proyecto de muy largo plazo para poder generar cambios.
Por ejemplo, lo ocurrido en Japón debe ser tenido en cuenta, teniendo el país una industria nuclear proveedora de energía. Seguramente surgirán mecanismos que reduzcan el riesgo, pero el tema de los desechos no está resuelto. Algunos países desarrollados han dado marcha atrás a sus proyectos de crecimiento de esta industria. Esto último genera la necesidad de buscar otros medios o ámbitos de obtención de energía renovable para suplantar los mecanismos actuales, atados a los hidrocarburos. Estos no son temas que se resuelvan en 2 años. Por otra parte, es necesario elaborar un Plan de Educación de largo plazo. Yo creo que la crisis en muy profunda. Esto ocurre en muchos países y revertirlo implica un proceso de muy largo plazo. Doy un ejemplo: lo que se ha dado a llamar “igualdad de oportunidades” nace en la cuna. La Asignación Universal por Hijo ha sido importante y es necesaria pero no suficiente. Se debe implementar una red de jardines maternales. Si no hay una clara disposición del Estado en proveer servicios educativos de 1 a 3 años de edad, los chicos que van a las salitas de 4 y de 5 vienen con diferencias entre ellos que después se potencian en la primaria y en la secundaria. Además, con una ley que hace obligatoria la enseñanza secundaria, su culminación significa incrementos de matrículas universitarias. Este cambio requeriría de nuevas universidades y docentes, que implica mucho tiempo destinado a su formación. Hay cambios que se van dando, por ejemplo, la primera camada de becarios de CONICET era de 9 personas y este año es de 4 mil. En el país hay mil institutos de formación docente pero la calidad de los mismos no es buena. Si se logra revertir la situación de deserción, se daría una demanda de recursos humanos que hoy no se está previendo.
Teniendo en cuenta la dinámica particular de las elecciones nacionales, ¿Qué está en juego respecto al modelo económico?
Creo que nada está en juego. Estaría en juego si estuviera la posibilidad de un Gobierno Nacional de carácter neoliberal que modifique las reglas de juego. Aunque algunos lo quieran, no creo que los posibles candidatos piensen en cambiar el modelo. Antes había un pretexto, una deuda que no se podía atender y un Fondo Monetario Internacional que presionaba. Ahora la Argentina está en condiciones de labrar sus propias políticas y, además, no creo que la sociedad Argentina quiera otra cosa. Se podrá o no hacer con más eficacia, se podrán proponer diferentes candidatos, pero no más que eso. En ese sentido, soy optimista en cuanto a que este modelo va a continuar. Creo que la sociedad no aceptará un cambio de modelo económico. Ningún partido político hoy saldría con la bandera del ajuste. Sí, desde el sector empresario se embarcarían en eso, y ése es el riego. Aunque creo que el peor escenario sería la de una baja de los precios de los productos primarios a nivel mundial. Este es un escenario que no palpito aunque, de materializarse, habría que ver como actuar.
¿Qué visión tiene sobre la salida de la crisis financiera internacional?  Y a nivel regional,  ¿Qué impacto tiene en el proceso económico Latinoamericano?
Soy bastante pesimista por dos razones. En primer lugar, porque el gran esfuerzo que han hecho los países centrales en 2008 ha sido dirigido a salvar el sistema financiero y no a salvar la situación de sus habitantes. De hecho, se dio y se usaron esos fondos para comprar bancos quebrados. Ahora tenemos menos bancos pero con muchos más poder. Y todas las medidas de las que se hablaban en los discursos, en torno al G20, se limitaron como presentar los balances para que haya más transparencia, y nada más. Los paraísos fiscales siguen vivitos y coleando y la gente no tiene una verdadera dimensión de lo que eso significa. Yo creo que el capital que se mueve en ellos debe ser similar al producto bruto de los Estados Unidos. No es un dato menor y cabe decir, de acuerdo a investigaciones de colegas, que el CITIBANK tiene más de 400 bancos en paraísos fiscales que actúan como intermediarios, derivando capitales. Mientras esto funcione, el que está protegido es el sector financiero. Se dan seguros de desempleo, pero es poco lo que se está haciendo en los países desarrollados para generar empleo. De modo que esta crisis no solo que no está resuelta sino que tendrá repercusiones de largo alcance.
América Latina tiene condiciones de aislarse del problema. Primero porque tiene un producto que se ha valorizado, que es el alimento. Por otro lado, casi todos los países de América Latina tienen niveles altos de reservas de monedas extranjeras que permiten soportar los cimbronazos de estos golpes de especulación que se pueden dar. De todos modos, Chile comenzó con controles de capitales volátiles, Argentina también lo hace, y Brasil, inclusive más fuertemente porque está preocupado por esta apreciación del peso. En 2009 el Real estaba a $ 2,50. Hoy estamos en $1,59 y esto hace que la producción local se encarezca y la producción externa se debilita. Brasil ha puesto impuestos importantes para desalentar el ingreso de capitales volátiles pero no lo ha logrado. Ahí está uno de los problemas. Esto también pasa en Paraguay. Esto no quita que crezcan pero van a depender más de capitales externos, y este no es gratis. (Agencia Paco Urondo)
 

01.05.2011

Washington, EEUU (Agencia Paco Urondo, publicado en La Nación) Tras un siglo de hegemonía, en 2016 dejará de ser la mayor economía del mundo, lugar que ocupará China; la deuda crece y preocupa.

Cuando se recorren algunos kilómetros para alejarse de la geografía y, sobre todo, del clima de isla política de esta ciudad, la persistencia de la dificultad económica se impone hasta en el paisaje. Por un lado, los carteles que hablan de las viviendas en desalojo, como un drama sin fin. Por el otro, más lejos, los barrios que pierden habitantes en Detroit, cuna de una industria automotriz que pide oxígeno y licua empleos. Sobre esa geografía amarga, una cascada de malas noticias parece poner de nuevo en la mira a la economía de los Estados Unidos.
Depresión interminable; desempleo persistente; desequilibrio fiscal digno de vértigo; deuda inatajable; acuerdos tan agónicos como misteriosos para evitar que el gobierno federal se paralice por falta de fondos, mientras las agujas se acercan peligrosamente al tope de lo que el Congreso autoriza para emitir deuda. Si eso fuera una ruleta, lo que el mercado acaba de hacer es gritar su primer "no va más" al gobierno del presidente Barack Obama. Por lo menos, a eso suena la advertencia de la calificadora Standard and Poor's (Samp;P), en el sentido de que, si las cosas no cambian, es posible que rebaje, en un futuro, la nota máxima que ahora concede a los bonos de deuda de los Estados Unidos.
Es la primera vez en la historia que la perspectiva de evolución para la calificación de deuda de esta potencia se baja de "estable" a "negativa". Y eso fue lo que sucedió el pasado lunes 18. Si bien es verdad que las agencias de calificación quedaron bastante desacreditadas luego de la crisis de 2007, su advertencia sirve de excusa para poner en revisión lo que pasa en la primera economía del mundo. Eso, junto con el creciente vaticinio de que, en un plazo incierto -pero no muy amplio si las condiciones no se alteran-, podría perder ese sitial a favor de China y generar así el giro económico más relevante de comienzo de siglo. "Esa es la duda de mayor impacto para el futuro cercano", recuerda el historiador económico Kevin O'Rourke.
Lo primero son las reacciones. Al día siguiente del anuncio de S&P, nada pareció cambiar de sitio. Sí es verdad que el anuncio de la mala nota fue secundado por una corriente vendedora que hizo bajar la cotización de los títulos de la deuda estadounidense. Así, la tasa de interés de los bonos a 10 años subió hasta 3,447%, señal de una baja en la demanda. Horas después, todo volvió a la normalidad: el rendimiento de los bonos bajó a 3,372 por ciento. "Si todos hubieran seguido a pie juntillas el aviso de Samp;P, tanto los bonos como el dólar habrían caído. Y sin embargo ambos subieron", subrayó el análisis de la consultora Ramsey King Securities. Hasta el premio Nobel Paul Krugman se rindió ante la evidencia. "La calificación de S&P se ha convertido en un «no episodio» para el mundo financiero", ironizó en su blog.
El sarcasmo de Krugman llegó, en efecto, luego de comprobar que lo que se suponía que era una dura advertencia para EE.UU. -y para el mundo financiero- no causó, siquiera, variaciones en la tasa de interés. "El aviso no ha tenido ninguna importancia", concluyó. (Agencia Paco Urondo)

25.04.2011

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, en Télam) La Argentina será sede de la próxima cumbre de ministros de Economía del G-20.

El problema de los precios de los commodities dominó gran parte de la agenda de la cumbre del FMI-Banco Mundial, y del G20, que se realizó la semana pasada en Washington, y fue allí donde se estableció que la Argentina, uno de los principales productores de materias primas del mundo, será la anfitriona de la próxima cumbre de ministros del área, en el marco del G20, que tendrá lugar el 18 y 19 de mayo.
El ministro de Economía, Amado Boudou, anticipó que en dicho foro participará el ministro de Agricultura de Francia debido a que ese país tiene la presidencia del G20, junto a los representantes de los organismos financieros internacionales.
Tal como se planteó la discusión internacional, los commodities padecen hoy dos problemas, la volatilidad y el alto precio. En el texto de la declaración del país, la Argentina expresó "su profunda preocupación sobre la volatilidad de precios de los commodites" y llamó a resolver el problema de las materias primas desde dos puntos de vista.
Por un lado, pidió por "herramientas innovativas" para mitigar la volatilidad derivada de los "ciclos productivos de los commodities", para dejar atrás la propuesta francesa de poner un tope a los precios de los commodities.
En segundo lugar, el gobierno argentino considera que el mundo está mostrando "un crecimiento en el consumo alentado por una demanda sostenida en economías emergentes".
Con lo que estos hechos deberían ser vistos desde el punto de vista de la oferta: "Se necesita al cooperación y coordinación internacional de políticas orientadas a aumentar dicha oferta."
Esto es, "no sólo focalizarse en tener asistencia técnica y financiera para los países vulnerables, sino crear las condiciones de mercado para habilitar el desarrollo de la agricultura en los países productores", sostuvo la Argentina en el texto oficial entregado durante la Cumbre de Primavera del Fondo-Banco Mundial.
Para que pueda tener mayor eco la posición argentina, Boudou acordó una agenda común con un espacio denominado G4, que integran Australia, Sudáfrica, Brasil y la Argentina, al ser todos grandes exportadores de commodities.
El titular del Banco Mundial, Robert Zoellick, sostuvo durante su discurso de apertura en la última cumbre del FMI Banco Mundial, que si bien el mundo esta saliendo de una crisis, están viniendo otros riesgos, y la mayor amenaza hoy es "el alto y volátil precio de los commodities" y alentó al G20 tomar un rol protagónico, No obstante, el diagnóstico del porque de los altos precios difieren un poco de los posición argentina, ya que Zoellick a título personal le otorga más peso a lo que sucede en el corto plazo en los mercados como el oro o cobre, que al ser "especulativos" influyen en los precios de los alimentos, según se desprende de su discurso.
Los precios de los commodities están un 36% por encima de lo que se encontraban hace un año atrás y, según los cálculos del Mundial, unas 44 millones de personas habrían caído a niveles de pobreza en el mundo desde juno del 2010.
Para Zoellick, la suba en el precio de los commodties se combina con el alza de los precios del crudo que, si bien en estos momentos se encuentra influenciado por los conflictos en el Medio Oriente y el Norte de Africa, la conexión entre alimentos y el precio del petróleo es mucho más fuerte que lo que era hace 10 años.
 
 
(Agencia Paco Urondo)

21.04.2011

Capital Federal (Agencia Paco Urondo) ¿Sabías que el terremoto en Japón liberó 13 mil veces más energía que las bombas nucleares arrojadas en la segunda guerra mundial? De hecho la actividad sísmica continuó con réplicas de más de 6 grados Richter llegando a tener más de 30 sismos por día, a esto se sumó una erupción volcánica en Indonesia y varios expertos pronosticaron nuevos sismos de grado 9 o más en Kamchatka, California y Chile.

Inmediatamente los “medios masivos de incomunicación” lanzaron una campaña voraz antinuclear, una propaganda constante de alarma y catástrofe nuclear comparándola con Chernobyl. Este fraude desató un pánico masivo internacional a tal punto que en EEUU los centros de emergencia comenzaron a recibir cientos de llamados por intoxicación grave debido al consumo desenfrenado de pastillas de iodo, que se utilizan para combatir los efectos de la exposición a la radioactividad.
Sin embargo, hay que tener en cuenta que ya pasaron más de tres semanas y no hubo ninguna explosión nuclear o catástrofe como Chernobyl, al contrario esta nación que sufrió el peor cataclismo de la naturaleza, no sólo fue capaz de subsistir sino que todavía cuenta con más de 40 centrales nucleares que resistieron estos acontecimientos y que le brindan la energía limpia que será necesaria para una reconstrucción tan importante.
De hecho, si lo comparamos con el último sismo de importancia en Haití en 2010, de grado 7, que tuvo un saldo de 316 mil muertos y 350 mil heridos, mientras que en Japón el saldo fue de 11 mil muertos y mas de 16 mil desaparecidos, siendo de grado 9. Además en Haití sucedieron 44 réplicas de grado 5, mientras que en Japón hubieron alrededor de 314 réplicas de más de 5 grados que continúan aún hoy, y esto es peor: los japoneses sufrieron un tsunami devastador con olas de 10 mts, mientras que los haitianos sufrieron la devastación de Obama.
Entonces nos surge la pregunta de ¿cuál es la relación entre la plataforma económica, la infraestructura y tecnologías con que cuenta una Nación y su capacidad de responder a una crisis de la naturaleza? Lo que fue censurado en la campaña mediática de histeria fue ¿cuál fue la causa de este terremoto en primer lugar? y ¿qué vamos a hacer ahora?
Enfrentamos un período de actividad galáctica extraordinaria y el sismo en Japón es sólo una singularidad en el proceso, que suena la alarma de sucesos mayores que todavía están por venir. ¿La raza humana seguirá el rumbo de extinción que siguieron otras especies como los dinosaurios o sabiendo todo esto hay algo que nos toca hacer únicamente a los humanos?
Claro que salir fanáticamente a hacer campaña “eco-loca” profetizando la extinción inevitable de la raza humana es mucho más fácil y sexy que PENSAR, y crear una solución científica y real para los problemas que enfrentamos. De hecho revolucionariamente en nuestro planeta Tierra lo que viene ocurriendo de forma natural hace milenios es el incremento constante de la vida, la diversidad y la complejidad de esta; de la cual el ser humano representa el escalón más avanzado.
La autora pertenece al Movimiento de Juventudes Larouchistas. (Agencia Paco Urondo)
 

20.04.2011

Londres, Reino Unido (Agencia Paco Urondo, publicado en BBC, fragmento) Portugal fue el último país de la Unión Europea en acogerse a un rescate, al solicitar una ayuda de alrededor de US$100 mil millones de dólares. Grecia evitó un cese de pagos gracias a un paquete similar por valor de US$159 mil millones, y lo propio hizo Irlanda a fines del año pasado. Lo que inquieta a muchos en la Unión Europea es que sucesivos rescates han hecho poco para poner fin a una crisis financiera que mantiene estancada a la eurozona. Y es en ese contexto que voces dentro de los llamados PIGS -Portugal, Irlanda, Grecia y España- comenzaron a plantear que experiencias latinoamericanas más recientes, como la de Argentina en 2001, también muestran un camino alternativo.

Argentina ha experimentado un crecimiento notable después del colapso económico y el cese de pagos declarado en 2001, pese a no tener acceso al financiamiento internacional. Y por eso se dice con frecuencia que Argentina ha mostrado que "hay vida después de un default o cese de pago". Quienes así piensan también resaltan el ejemplo de Islandia, que tras optar por el default, ha mostrado fuertes signos de recuperación económica.
Peter West señaló, sin embargo, que la experiencia latinoamericana es sin duda una referencia, pero que el ejemplo más viable es el caso uruguayo, no el argentino. "Una cosa es un default al estilo de Argentina, con suspensión de pagos y descuentos unilaterales del valor de la deuda. Esa es una experiencia latinoamericana que nadie en Europa quiere repetir", destacó. (Agencia Paco Urondo)
 

19.04.2011

San Carlos de Bariloche, Río Negro (Agencia Paco Urondo) En San Carlos de Bariloche la empresa de medicina prepaga OSDE se niega a suministrarle a una beba de 14 meses con problemas de salud la leche especial que necesita para poder alimentarse. La negativa de la empresa hizo que su familia debiera recurrir a la justicia. Ayer debía realizarse una audiencia convocada por el juez federal Léonidas Moldes pero tuvo que ser suspendida porque los abogados de la empresa no asistieron. En declaraciones a FM Gente de Radio emitidas en el noticiero nacional del Foro Argentino de Radios Comunitarias (FARCO) la mamá de la beba, Carolina García, dijo que “parece que para los abogados de OSDE, para OSDE no es tan importante el caso de mi hija”.

La mujer contó que ahora fijaron audiencia para el 29 de abril pero “el 29 de abril es esperar mucho tiempo”. Además expresó que “hoy lo estoy haciendo por mi hija pero también lo estoy haciendo para que mañana a otra persona no le digan que no, para que mañana otro nene no se quede sin comer”.
En una carta pública que dio a conocer recientemente la mamá de la beba contó que “mi hija tiene una alergia tardía a la proteína de la leche de vaca y al huevo, que se la descubrimos a los 5 meses de edad”. La beba de nombre Eugenia, de 14 meses, “no puede comer leche ni huevo ni ningún derivado de ellos y escasos alimentos. Toma una leche especial que se llama NEOCATE, cada lata de leche tiene 400 gramos nos dura aproximadamente un día y medio (depende de lo que coma Euge) ya que toda su comida desde el pan, los fideos, el puré, las galletitas, budines, postres todo pero todo lo hago yo con esta leche únicamente. Fuera de eso las verduras y frutas son reducidas las que pueda comer. El valor aproximado de cada lata de leche es de entre $400 y $500”.
Según la mamá, OSDE le dio la leche hasta que Eugenia cumplió 1 año. Luego le dijeron que se la dejaban de cubrir porque “a partir del año de vida, la leche no es un alimento imprescindible en la vida de un niño. Excepto en la vida de mi hija”. (Agencia Paco Urondo)

15.04.2011

Capital Federal (Agencia Paco Urondo) En declaraciones formuladas a radio Mitre desde Washington, Boudou consideró como “una situación lamentable” que Techint no le deje al organismo oficial -que detenta 25,6% de las acciones- poner un director, y afirmó que “esto va contra los derechos de propiedad y contra la seguridad jurídica”.

“No se trata de controlar ni de cambiar las cosas, sino de tener los mismos derechos que tiene cualquier acionista”, agregó desde Washington el titular del Palacio de Hacienda.

Boudou sostuvo que “no se entiende qué es lo que hay que ocultar”, y consideró que “solamente quien quiera ocultar cosas muy complicadas se negaría a tener un director de un socio minoritario con una participación muy importante”.
Aclaró, luego, que la intención de la Administración Nacional de la Seguridad Social es reemplazar al anterior director, Aldo Ferrer, hoy embajador en Francia, pero “en este momento en la asamblea no se está pudiendo avanzar”.
Insistió, luego, en que “está claro que quien tiene un cuarto de la empresa tiene que tener derecho; si no, se está vulnerando el valor de la propiedad, que es un valor constitucional, y se está en contra de la Ley de Sociedades, que regula esto”.
Según el ministro de Economía, “lo que necesita la ANSES es que a la empresa le vaya muy bien, que gane mucha plata, que valgan más sus acciones, porque así vale más el Fondo de Garantía de Sustentabilidad” del sistema previsional.
Boudou recordó que “cuando recuperamos el sistema de las AFJP, las acciones que tenía la ANSES vaían 7 mil millones de pesos y hoy 22 mil millones, más del triple”.
“Esto es por la buena addministración y por las buenas condiciones macroeconómicas, que le permiten a la empresa ganar plata”, afirmó Boudou.
En cuanto a su participación en la reunión del Grupo de los 20, el ministro destacó que hay “un reconocimiento de la importancia del control del flujo de capitales de corto plazo y, sobre todo, a la necesidad de que el crecimiento cree puestos de trabajo”.
“Las medidas que tomaron los países más desarrollados lograron salvar al sistema financiero, pero todavía no tuvieron impacto en la creación de puestos de trabajo” concluyó el funcionario.

 
(Agencia Paco Urondo)
 

14.04.2011

 
Capital Federal (Agencia Paco Urondo, publicado en La Nación, por Diego Cabot) Llovía en Buenos Aires. La ciudad se dejaba apreciar con una formidable vista abierta desde la oficina de este encumbrado empresario, uno de los pocos que tienen relación directa con los principales hombres de negocios del país. Este cronista dialogaba sobre cómo son los tiempos de los empresarios en la Argentina actual. "El Gobierno utiliza con los empresarios y desde hace bastante tiempo una lógica binaria en la que se es amigo o enemigo...", dijo este cronista, café en mano. "¡No!", interrumpió el ejecutivo mientras miraba de reojo un monitor con tamaño de televisor en el que se anunciaba que Julio Cobos había desistido de ser candidato presidencial. "Nada más lejos de la realidad -prosiguió después de su rotundo no-. La lógica que el Gobierno utiliza con los empresarios no es amigo o enemigo. Es mucho peor: amigo o esclavo."

 
Hubo varios motivos y la Argentina pendular ha hecho lo suyo. Lo real es que en los últimos tiempos ha vuelto el mutismo empresarial, el silencio como respuesta, la crítica velada por debajo y la adulación edulcorada hasta el ridículo en público. Ha vuelto el temor a la represalia.
Como en las mejores épocas de Néstor Kirchner con látigo en mano, la clase empresarial vuelve a optar por un cuestionable exceso de prescindencia frente a cuestiones no sólo económicas, sino políticas o institucionales. ¿El motivo? Muchos, según se hable con uno u otro. ¿El denominador común? Una suerte de consenso generalizado de que, de mantenerse las cosas como están, el oficialismo se alzará con las elecciones de octubre. Entonces, nadie quiere quedar del otro lado de la raya con un Gobierno que, según el consenso entre los consultados, radicalizará las posturas y volverá su vista sobre el planeta empresarial con una carga ideológica mucho mayor.
El mundo de las bocas cerradas o de las palabras anónimas no sólo alcanza a los empresarios. Cuentan que Damocles era el cortesano más adulador de Dionisio II, un tirano que reinaba en la actual Sicilia en el siglo IV a.C. Cansado de tantas adulaciones, el rey propuso a su cortesano intercambiar los roles en un festín. Así fue, pero el monarca hizo pender una afilada espada sobre la cabeza de su súbdito, a la que la mantenía apenas un pelo de crin de caballo. Poco después, el cortesano abandonó la corte.
Desde hace algunas semanas, apenas una crin sostiene las sanciones que el Gobierno aplicó a las principales consultoras económicas de la Argentina. Desparramó multas por $ 500.000 por medir la inflación. Algo así como una multa por contradecir a la maltrecha usina de estadísticas que es el Instituto de Estadística (Indec). ¿El resultado? Algunas dejaron de medirla; otras siguieron, pero cuidan cómo y a quién le distribuyen los contenidos del relevamiento; la mayoría dejó de opinar sobre el aumento de precios con nombre y apellido y sí lo hacen en forma anónima. Más silencio para un sector que antes se expresaba.
Los hombres de campo ya conviven con inspectores de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), que llegan a los campos, abren tranqueras y se suben a las cosechadoras a medir los rindes de la campaña de soja. Anotan y se van. Más allá de las facultades de inspección que tiene el organismo, estos son procedimientos inéditos en la Argentina. Los hombres de campo están preocupados y prefieren, vaya novedad, hablar lo menos posible. Las empresas de consumo masivo vuelven a mirar con preocupación el regreso por más del secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno. El hombre ha vuelto a ganar protagonismo y han regresado los tiempos de las medialunas atragantadas con llamados de madrugada.
"Cristina Kirchner es la más morenista del Gobierno. Y si no, hay que mirar lo que sucedió con las consultoras económicas", contaba otro empresario con acceso a varios despachos de la Casa Rosada. Conocedor de lecturas entre los pliegues de la política, el hombre traía a cuento lo que sucedió con los intelectuales de Carta Abierta -un grupo afín al kirchnerismo- cuando quisieron impedir la palabra del premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, en la próxima Feria del Libro. "En el mismo momento que Cristina desactivó esa movida, Moreno aplicaba como si nada las sanciones a las consultoras económicas. Para una cosa existió el freno presidencial y el operativo Vargas Llosa se paró. Para la otra, hubo luz verde y las multas avanzaron", reflexionó.
"Moreno maneja la política económica argentina. Cada vez más. Olvídese, esto es así y Cristina está muy satisfecha con eso", dijo, tajante, el miércoles a la tarde, un operador político cercano al kirchnerismo. ¿Sólo eso cambió para el regreso de este miedo escénico al tablero empresario de la Argentina? "No. Lo mas importante que sucedió es que se murió Néstor", contestó.
Allí se remonta, y se resume todo, o por lo menos, la mayoría, coinciden los consultados. A principios de octubre pasado, en Mar del Plata, La Nacion dialogó con decenas de empresarios y ejecutivos de primera línea que participaban del Coloquio de Instituto para el Desarrollo Empresarial Argentino (IDEA). A varios de ellos volvió a llamar para esta nota. Entonces, los gustos electorales de los argentinos estaban claros. Imperaba una división del electorado en tres tercios: uno oficialista, otro para el Peronismo Federal y el tercero para el radicalismo. Lectura final de la mayoría: es el fin del kirchnerismo. Néstor, por entonces virtual candidato para que el oficialismo se mantuviera en la Casa Rosada, perdía con cualquiera que se le pusiera enfrente en un ballottage.
Con ese escenario como seguro, la palabra de los hombres de negocios empezaba a salir del freezer. No se había descongelado del todo, pero el calor de un seguro cambio envalentonaba algunas gargantas adormecidas por años. Ya casi que se podía hablar en serio con muchos empresarios. Pero todo cambió. Kirchner murió pocos días después y el escenario se movió. Y lo primero que se modificó es la imagen del oficialismo, que pasó de alrededor del 30% de percepción positiva al 45%. "Esta Argentina es increíble. Dos muertes (la de Kirchner y la de Raúl Alfonsín) son las que determinan los candidatos presidenciales actuales. Cristina era una candidata con el 30% de los votos y pasó al 45%; y Ricardo Alfonsín no registraba peso y ahora está en carrera presidencial", se lamentaba un ejecutivo de primer nivel de una empresa de servicios públicos. "Con este panorama, nadie quiere hablar y nadie se quiere quejar", agregó.
Cambios profundos
La muerte de Kirchner también cambió el esquema de poder dentro de una administración que lo tenía como vértice de las decisiones. Apareció La Cámpora con sus dirigentes jóvenes rebosantes de ideología y, como se dijo, volvió a las tablas Moreno, con sus métodos. "No sólo eso -decía un ejecutivo de una de las 20 empresas más importantes del país, mientras iba rumbo a Ezeiza-. Ganó mucho poder [Carlos] Zannini y se cayó [Julio] De Vido. Hoy nadie habla con Julio. Prácticamente no está operativo para muchos temas que hasta hace poco tiempo manejaba sin problemas. Nosotros recurrimos a [Amado] Boudou o a [Débora]Giorgi para temas que hasta hace poco los llevaba De Vido."
Los empresarios lamentan la capa caída del ministro de Planificación Federal. El hombre ya no tiene el peso que tenía y su lugar, dicen, está vacante. ¿Y La Cámpora? "¿La Cámpora? Por favor, hay una sobreactuación de estos chicos que cabalgan en esta sensación que la elección ya se ganó y que nadie los puede parar. Es verdad que ahora desde la Casa Rosada los llaman para cubrir cargos que antes digitaban otros, pero la verdad es que su papel con el mundo de los empresarios aún es pobre. Lo que sí sucede es que se ha marcado mucho más la veta autoritaria", agregó el ejecutivo.
Pero no sólo los rasgos se acentúan en la Casa Rosada. Del otro lado, entre los empresarios, sucede lo mismo. La división y los intereses particulares que siempre caracterizaron a este sector ahora están más firmes que nunca. Incluso más aún desde que se desató la interna en la Unión Industrial Argentina (UIA) por la sucesión de Héctor Méndez en el cargo de presidente de la entidad. Todo terminó con la renuncia de Méndez y el anuncio del próximo mandato de José Ignacio de Mendiguren. Pero quedaron heridos, muchos. Lejos de la cohesión y mucho lejos más de portar una voz conjunta, el empresariado ha caído en el acuerdo individual y el silencio para no ser visto.
"Lamentablemente vivimos en una sociedad que está como adormecida, con los brazos caídos, y los dueños o dirigentes de empresas no escapan a ese diagnóstico -dice Juan José Aranguren, presidente de Shell Argentina y uno de los pocos que se enfrentó abiertamente con el Gobierno-. Alguien poco transparente y muy famoso dijo años atrás que el poder da impunidad, pero yo creo que el poder, mal utilizado, atemoriza a aquellos que se dejan atemorizar o a quienes tienen algo que esconder. En la medida en que uno esté convencido de hacer lo correcto y se anime a salir de la zona de confort, los temores desaparecen."
¿Cuáles son las fuerzas de choque con las que se infunde temor? "Creo que algunas menos que cuando estaba Kirchner. Básicamente son Moreno y la AFIP. Todo lo demás está desactivado por ahora", contestó el máximo ejecutivo de una empresa de servicios. No todos coinciden. Un abogado laboralista con la espalda curtida en conflictos, apoderado de varias empresas de primera línea, se quejó de la presión gremial. "Es tremendo. Prácticamente no negociamos nada. Decimos que sí a lo que nos plantean o se vienen las medidas de fuerza. El poder de los gremios, conjugado con la mirada cómplice del Gobierno, es un cóctel tremendo", resumió.
Colegas suyos, pero especializados en el mundo del derecho corporativo, apuntan a otro organismo que está dentro de la órbita de Moreno. Se trata de la Comisión Nacional de Defensa a la Competencia, encargada de chequear todas las operaciones de compra y venta de empresas en las que podría haber una posición dominante. "Es un trámite obligatorio que antes tardaba tres o cuatro meses. Ahora, tarda al menos un año. Y muchas veces, siempre en forma verbal, se nos informa que no va a salir la aprobación. Pero por escrito, nada", cuenta uno de los abogados del estudio corporativo. Además, dice llevar un caso en el que a la empresa no le dan la aprobación porque quieren controlar algunos de los precios de los productos que fabrica. "Una cosa nada tiene que ver con la otra", se enoja.
Otra empresa de servicios que concedió una entrevista a un medio hace unas pocas semanas se encontró al otro día con una inspección integral del organismo de control que la audita. Dicen que esperaba la AFIP para golpear y entrar cuando se retirase su colega.
Así las cosas, nadie habla. Todos callan en público, aplauden y critican impiadosamente por detrás. "Y bueno, es el juego que se juega ahora", se resignó un ejecutivo de una compañía de primera línea.
Miran y consumen encuestas y esperan callados que llegue octubre. Saben que la imagen positiva del Gobierno da poco margen de ilusión, pero igual confían en que "algo pase". "Acá hay que hacer lo que pasó en México -opina un empresario-. [Rafael] Calderón perdía contra [Andrés] López Obrador, pero [Carlos] Slim puso 200 palos y se dieron vuelta las encuestas."
Kirchner, de anfitrión
El entonces presidente Néstor Kirchner, escoltado por Luis Pagani y Alberto Fernández. Héctor Magnetto (séptimo desde la izquierda) también estaba presente.
Una relación oscilante
La presidenta Cristina Kirchner y el CEO del grupo Techint, Paolo Rocca, en agosto de 2008, durante la inauguración del campus universitario de Tenaris, en Campana.
La negociación salarial
El 22 de diciembre pasado, miembros de la Unión Industrial (José Ignacio de Mendiguren y Héctor Méndez, el primero y el segundo desde la izq.) se reunieron con Hugo Moyano (el quinto).
Grietas en la Mesa de Enlace
El ministro de Agricultura, Julián Dominguez, y el presidente de la Federación Agraria, Eduardo Buzzi, en una jornada en agosto pasado. Buzzi es el dirigente del campo más cercano al Gobierno.
La foto de la discordia
En agosto pasado, los miembros de las cúpulas de la Unión Industrial y la Asociación Empresaria Argentina (incluido Magnetto) posaron juntos. La foto enojó al kirchnerismo.
DOS FACTORES
Octubre
Todos miran a la elección presidencial y actúan con extremada cautela.
Moreno
El custodio de los precios regresó con más ímpetu; los empresarios callan y asienten.
PERSPECTIVAS
8,1%
Son los empresarios que consideran que la tasa de desempleo caerá en los próximos 12 meses, según una encuesta de la consultora Deloitte.
88%
Son los hombres de negocios que opinan que el Gobierno debe poner en marcha un plan contra la inflación. (Agencia Paco Urondo)
 

14.04.2011

Mar del Plata (Agencia Paco Urondo) Veamos los siguientes comentarios del empresario y dirigente de la UIA, aparecidos hoy en la pagina web del diario INFOBAE:
"Preocupación" de la UIA por la "injerencia estatal" en "la gestión empresaria"
La UIA se refirió a la decisión del Gobierno de ampliar su representación en directorios de firmas con acciones en cabeza del Estado. Advirtió que la intención de la CGT de nombrar directores "genera incertidumbre"

La entidad recordó que cuando se estableció el Sistema Integrado de Jubilaciones y Pensiones las empresas privadas se abrieron a financiar las inversiones de las AFJP colocando títulos en el mercado. Aquella colocación tenía limitaciones con respecto al voto de las antiguas administradoras de jubilaciones en las decisiones empresarias.
Esa limitación “se traducía en la especial preocupación del Estado Nacional por impedir que aquellas compañías intentaran controlar directa o indirectamente el gobierno de las sociedades objeto de sus inversiones”, recordó la UIA.
Traducción al lenguaje comprensible:
La UIA recordó que cuando en la década del 90, la gran banca multinacional se apropió de manera fraudulenta de los recursos del Sistema de Seguridad Social, asignándose para si, escandalosas comisiones del 30%, dinero éste perteneciente a los aportes previsionales para la caja de los jubilados y pensionados, no conforme con ese despojo, la banca controladora de las AFJP colocó buena parte de dichos ahorros en el extranjero o en la compra de títulos privados y acciones emitidas por las grandes corporaciones, que en muchos casos, volvía al mercado en forma de créditos con intereses altamente usurarios o en servicios con facturas altamente sobrevaluadas en dólares o sea, trabajaban la plata del pueblo como si fuera de ellos, lo que se dice: “una ganga”
Y como el gobierno nacional estaba en mano de una dirigencia corrupta, se tuvo especial cuidado en bloquear cualquier capacidad de control en el uso de dichos fondos expropiados al pueblo y entregado a los grandes bancos, situación de descontrol que el gobierno nacional acaba de revertir.
Continúa De Mendiguren
Al estatizarse el sistema jubilatorio a través de la ley 26.425 que impulsó el Gobierno, se produjo la transferencia de los “activos, derechos y obligaciones que tenían bajo el régimen anterior las AFJP”, manteniendo las limitaciones sobre la capacidad de voto y de tomar decisiones en los directorios de las compañías.
“Esa fue una condición esencial negociada en el Congreso de la Nación para lograr la sanción de la ley”, advirtieron los industriales.
Según recordaron los empresarios, esa posición fue explicada por el propio director del Anses, Diego Bossio, durante su exposición en las comisiones del Congreso para respaldar la iniciativa que había girado la Casa Rosada.
Traducción al lenguaje comprensible:
Al recuperar el pueblo sus propios fondos provisionales y por lo tanto, las inversiones realizadas con dicho capital, los parlamentarios neoliberales pusieron como requisito, que si bien el estado recuperaba los fondos de pensión, tendría una capacidad limitada o casi nula sobre el control de dicho capital accionario en las empresas, es decir, el estado vería lo que se hace con dichos fondos desde el balcón o la azotea, pero no tendría derecho a participar en la toma de decisiones, ya que el estado por definición dogmática “solo sirve para estatizar las perdidas y deudas de las grandes corporaciones y privatizar a precio vil los recursos del estado, demostrando así, su incapacidad para administrar” (DOGMA NEOLIBERAL)
Aunque la historia demuestra lo contrario, existen infinidad de empresas desparramadas por el mundo, donde el estado participa con el 30 % o mas de las acciones y se reserva el derecho de fijar las grandes políticas (PETROBRAS) , también el ENI (Ente Nazionale Idrocarburi) en Italia, el 30% del capital accionario es del Estado, pero este se reserva el derecho de mantener el control efectivo de la empresa.
Tampoco debemos olvidar que en la Argentina, cuando el presidente Juan D. Perón estatizó los Ferrocarriles, funcionaron mejor que nunca y ni que hablar de los servicios públicos en dicha época, fue una época de agresiva intervención del Estado en materia económica con un alto grado de rentabilidad y eficiencia.
Continúa De Mendiguren
La UIA indicó que el decreto publicado hoy en el Boletín Oficial busca “justificar la eliminación de las limitaciones impuestas” en el antiguo régimen de las AFJP, al indicar que la “ANSES debe hacer valer su tenencia en igualdad de condiciones con el resto de los inversores, con el objeto de garantizar el conocimiento pleno del accionar de las sociedades en las cuales participa, resguardando los intereses y la preservación de los activos del fondo de afectación específica”.
“Este argumento tergiversa la realidad, ya que la restricción anteriormente citada no impidió ejercer los derechos de fiscalización, primero de las AFJP y luego de la ANSES, por cuanto la limitación del 5% tiene su razón de ser en que ese es el porcentaje mínimo de tenencia accionaria previsto por la Ley de Sociedades Comerciales para que un accionista pueda ejercer todos los derechos que la ley otorga para defender la administración de sus activos, brindando por lo tanto la adecuada protección a quienes aportan al sistema de jubilaciones y pensiones, asegurando así esta parte del capital que acumularon con su esfuerzo de años”, argumentó la UIA.
Para los industriales resulta, además, “llamativo” el cambio de postura del Gobierno, teniendo en cuenta “el fuerte impacto” que la medida puede llegar a tener en las compañías y, sobre todo, que la medida haya sido resuelta a través de un decreto de necesidad y urgencia y no con una ley.
“Las acciones en cartera de las AFJP se transfirieron a la ANSES entre diciembre del 2008 y enero de 2009, por lo cual, inexplicablemente en los considerandos del decreto se argumenta que existe una circunstancia excepcional que hace imposible seguir los trámites ordinarios previstos por la Constitución Nacional para la sanción de las leyes, y en base a ello, justificar el dictado del decreto 414/11”, advirtió el comunicado de la UIA.
Traducción al lenguaje comprensible:
El estado solo debe tener derecho a poner un miembro en el directorio, pero no más, ya que así se guardan las apariencias, puede protestar, pero no tiene capacidad para decidir nada de nada sobre el capital que formalmente representa.
Continúa De Mendiguren y la UIA
Los empresarios agrupados en la entidad que conduce José Ignacio de Mendiguren se manifestaron también sobre las declaraciones de “importantes dirigentes sindicales” que solicitaron participación en los directorios de las empresas en las cuales el Gobierno intentará ampliar su representación.
Este mediodía, Juan Carlos Schmid declaró que los gremialistas se consideran “con derechos” para exigirle al Gobierno que confíe en hombres de la CGT para representar al Estado en las compañías privadas.
Estas manifestaciones “junto a proyectos que promueven la cogestión sindical de las compañías no hacen más que aumentar la incertidumbre sobre el efecto final de este tipo de medidas”, describieron los empresarios que se reunieron esta tarde a analizar el nuevo decreto.
“En virtud de los argumentos anteriormente expuestos, la Unión Industrial Argentina solicita se revea la medida adoptada, reiterando que dentro del marco jurídico y de control que todo Estado debe ejercer, la promoción de la actividad empresaria privada es una de las claves del progreso de nuestro país”, completó.
Traducción al lenguaje tradicional:
Esta entidad empresaria, que bajo un disfraz de modernismo, siempre ocultó su vocación de Kapanga, debería leer algo sobre la gestión empresaria alemana (locomotora de la economía europea):
Siemens, que es equivalente a General Electric en EEUU, tiene un acuerdo con el sindicato metalúrgico (IG Metall) de que no se eliminarán puestos de trabajo entre sus 128.000 empleados y trabajadores. Lo mismo han hecho BMW, Daimler y ThyssenKrupp.
Todas estas compañías tienen algo en común: los sindicatos se sientan en el consejo de dirección de tales empresas (conforme a la ley de cogestión que exige en las grandes empresas que los sindicatos tengan el mismo número de asientos en los Consejos de Dirección que el equipo de gestión de la empresa). Y en muchas decisiones, los sindicatos tienen el poder de veto. La colaboración del tandem equipo de gestión-sindicatos es muy acentuada siendo los sindicatos de metal (IG Metall) los que han estado trabajando en el reciclaje y formación de trabajadores en la producción de coches eléctricos (ver los trabajos de Steven Hill sobre co-gestión en Alemania). (Agencia Paco Urondo)
 

13.04.2011

Capital Federal (Agencia Paco Urondo)

Por Alejandro Olmos Gaona
Ex Miembro de la Auditoría del Ecuador
Leí con bastante sorpresa el editorial del lunes 14 de marzo referido al default de la deuda, donde se habla de la necesidad de reestructurar la que se encuentra pendiente, de honrarla, de la supuesta demonización del FMI; surgiendo de la totalidad de la nota que la soberanía se construye cumpliendo con las obligaciones que tiene el país. Y digo sorpresa, porque ese diario publicó en el año 1999 una extensa nota sobre la investigación de la deuda externa que llevaba adelante el Juzgado en lo Criminal y Correccional Federal No 2.

Primeramente creo que las deudas no se honran. Se pagan si se deben y si no se deben no se pagan y se impugnan ante la pretensión de alguien de cobrar lo que no corresponde, y cuando se habla de la deuda externa pareciera que existe un deliberado desconocimiento de su real constitución y negociación.
Se ignora que ese Juzgado Federal, determinó la ilegalidad de gran parte de esa deuda sobre la base de seis peritajes de auditores, tres de ellos pertenecientes a la Justicia Nacional y los tres restantes distinguidos profesores de la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Buenos Aires, uno de los cuales el Dr. William L. Chapman fue propuesto por el Dr. Guillermo Walter Klein, presidente en ese entonces de la Academia Nacional de Ciencias Económicas.
Se ignora que en ese tribunal federal existen tres causas penales en trámite donde se investigan las distintas refinanciaciones de la deuda hasta el 2005, en las cuales hay pericias, declaraciones de auditores del Banco Central, testimonios de funcionarios, documentos que evidencian la existencia de numerosos fraudes, ilegalidades y aún delitos de acción pública cometidos por funcionarios y empresarios privados cuya deuda fue estatizada en 1982.
Se ignora el probado perjuicio económico que significaron las distintas refinanciaciones que no fueron consensuadas a través de una libre contratación sino impuestas por la banca acreedora, con la complicidad también probada del FMI, del Banco Mundial y del Banco Interamericano de Desarrollo que para esto violaron sus reglamentos y sus cartas constitutivas. Le aclaro que esto no es una apreciación personal sino que acompañé a la justicia federal las pruebas respectivas.
Se ignora que el modelo de fraudes e ilegalidades para el endeudamiento argentino y sus refinanciaciones fue igual en otros países y en uno de ellos, el Ecuador se pudo acceder a todos los archivos, mostrando como había sido el mecanismo fraudulento empleado por los acreedores con la complicidad de los funcionarios. Como miembro de la Auditoría de ese país lo pude verificar cabalmente.
Este singular proceso de ilegalidades que nadie se atreve a viabilizar cabalmente, fue advertido por conocidos juristas como el Embajador Espeche Gil, el Dr. Salvador M. Lozada y el Dr. Augusto M. Morello en la Argentina; los Dres. Sandro Schipani y Pierángelo Catalano de la Universidad de Roma, Antonio Colomer Viadel, de la Universidad Politécnica de Valencia, André Franco Montoro ex gobernador de San Pablo, entre una lista de ilustres estudiosos que por demasiado extensa me abstengo de citar.
Para no abusar del espacio, pareciera que también se ignora que el Código Civil Argentino y los principios básicos del derecho administrativo determinan que los actos ilegales son nulos de nulidad absoluta, como así también todas sus consecuencias. ¿Cómo es posible entonces que lo ilegal pueda ser honrado y refinanciado?
Saludo a Ud. Con mi más distinguida consideración
(Agencia Paco Urondo)

07.04.2011

 
Capital Federal (Agencia Paco Urondo, video, N. Galligo y E. de la Calle) Con las presencias del ministro Amado Boudou y el vice Roberto Feletti, se lanzó La GraN Makro, una agrupación que reúne a economistas sub 40 "que defienden el modelo kirchnerista. La Paco Urondo cubrió la presentación y charló con el licenciado Santiago Fraschina. "Si Clarín nos critica significa que empezamos bien", sostuvo.

{youtubejw}97NyVH2-Flo{/youtubejw}
(Agencia Paco Urondo)
 

31.03.2011

 
Capital Federal (Agencia Paco Urondo) El diputado nacional, presidente del Credicoop y candidato porteño por Nuevo Encuentro, Carlos Heller, charló en exclusivo con La Paco Urondo sobre la actualidad del sistema bancario argentino y sobre una ley que pueda sustituir la actual de Entidades Financieras. Esta última, fue sancionada durante el gobierno militar de Jorge Videla bajo la órbita del ministro de economía José Martínez de Hoz, y representa la arquitectura jurídica de lo que sería llamado la Patria Financiera. Los 90, rentabilidad de los bancos y, por supuesto, su otro pasión: Boca Juniors.
 

{youtubejw}-_kLuDkRc8M{/youtubejw}
Normal 0 21 false false false MicrosoftInternetExplorer4

APU: El proyecto de ley es “Nueva ley de Servicios Financieros para el Desarrollo Económico y Social. Uno de los puntos centrales de la ley es que establece regulación sobre el destino de los préstamos ¿Qué diferencia tiene con los proyectos que había en los 70 sobre estatización de los ahorros? No de los bancos pero si del destino de los ahorros.
CH: No había estatización de los ahorros. Lo que había era un manejo centralizado de los depósitos. Las entidades captaban por cuenta y orden del Banco Central. Es como si el Banco Central fuera un gran banco con muchas ventanillas en todo el sistema financiero. Todos captaban depósitos por cuenta del Banco Central. Pero seguían siendo titulares de los depósitos los depositantes. No había apropiación de los depósitos. Luego el Banco Central le asignaba a los bancos redescuentos por destino, por región, por ejemplo tanto para prestarle a las pequeñas empresas, tanto para vivienda o tanto para la economía regional de tal zona. Entonces el crédito era absolutamente dirigido porque los bancos no tenían capacidad de fondeo propio. En este caso nosotros estamos planteando una orientación de una parte del crédito. Estamos diciendo en nuestro proyecto, el 45 % de la capacidad prestable de cada entidad financiera debe estar orientado a dos destinos. O a prestarle a los micro, pequeño y medianas empresas, o préstamos para vivienda de uso familiar. Es decir, estamos planteando que una porción considerable de los recursos que administra nuestro sistema financiero tenga, a partir de que ese proyecto se convierta en ley, un destino determinado. Los bancos igual que antes seguirán eligiendo a los deudores porque el riesgo es de cada una de las entidades pero el 45 % del total de lo que prestan tendrá que estar direccionado hacia esos dos destinos que nuestro proyecto define.
APU: La presidenta decía que ni siguiera están hechas las estadísticas en el conjunto del sistema financiero de cómo prestan los bancos pero si tenemos del Banco Nación cuáles son el destino de los préstamos. Por ejemplo el 65 % de los créditos hipotecarios son fondos del Banco Nación o ahorros que administra. Si el Banco Nación, quien es quien más dispone de más ahorros dentro del sistema financiero argentino, hace un gran esfuerzo para cubrir el sistema de vivienda ¿Existen los recursos en el sistema financiero para avanzar más fuertemente en el tema de vivienda?
CH: Hay varias cosas planteadas. En primer lugar algo que hace a la necesidad de la ley. El Banco Nación puede ejecutar políticas que hacen a los planes que establezca el Poder Ejecutivo y orientar el crédito en función de esos planes. Los bancos privados, si no tienen una ley que los obligue, eligen a su libre albedrío el destino de los créditos. Y obviamente que se inclinan siempre por aquellas operaciones de mayor rentabilidad, que no es justamente ni el crédito a la vivienda, ni el crédito a los sectores productivos. Principalmente el crédito al consumo, donde las tasas de interés son considerablemente más altas. Mientras el crédito no esté regulado es muy difícil que el sistema privado oriente el crédito en función de intereses que no sean el de la máxima rentabilidad posible a obtener con aquellos segmentos que están dispuestos a pagar tasas más altas. Primera cuestión. Segunda cuestión. En el tema de la vivienda la financiación es uno de los problemas. En realidad hay un problema que es más grave que es la distorsión que se genera porque el precio del metro cuadrado de vivienda en general ha aumentado más que lo que han aumentado los salarios. En la medida que ha habido una enorme cantidad de fondos ociosos, especulativos que se han volcado a inversiones inmobiliarias ha habido un aumento del precio de la construcción que no se compadece con el aumento de los ingresos de los sectores de ingresos fijos. Entonces la brecha de cuanto sueldo necesita un trabajador para pagar una vivienda se hizo más grande. De cualquier manera hay mucho que se puede hacer porque hay una franja a la que si puede resolvérsele el problema a través de financiación. Pero ahí aparece una segunda cuestión. Un crédito para vivienda es necesariamente un crédito a largo plazo. Y el crédito a largo plazo necesita fondeo de largo plazo porque sino se hace muy difícil. Los bancos captan depósitos a la vista que se pueden retirar al ratito que se depositaron o a plazo fijo. Y el promedio de los plazos fijos no llega a 60 días. Cuando uno con ese fondeo tiene que dar préstamos a 10 años tiene que ser muy prudente. Hoy hay posibilidades que habrá que explorar, por ejemplo de qué manera con el fondo del Anses se crea un fondeo para por ejemplo, plantes de vivienda a largo plazo. Los fondos del Anses son fondos de garantía de un sistema que debe sustentarse en la generación de empleo, en la mejora de los sueldos de los trabajadores y los ingresos corrientes del sistema para pagarles a los jubilados, esa es la base del sistema. El fondo es de garantía, que ese fondo esté invertido en proyectos productivos, en proyectos que hacen a la generación de puestos de trabajo, como es el desarrollo de la construcción y que a la vez sirvan para resolver problemas de un sector del Pueblo argentino, parece una manera más que indicada de utilización de esos recursos.
APU: Y son fondos de largo plazo…
H: Claro, ahí se resuelve el problema del fondeo y eso debería instrumentarse con bancos que sean quienes canalicen la operatoria. Así, como con el Fondo del Bicentenario hay un fondeo de largo plazo que el Banco Nación y los demás bancos del sistema se lo estamos ofreciendo a los tomadores, virtualmente, al mismo costo que se nos dan los fondos a nosotros y de esa manera hay un beneficio que le llega directamente al tomador del crédito. En el caso del Fondo del Bicentenario, se trata de préstamos productivos, son préstamos que deben reunir una serie de requisitos, porque tienen que estar aprobados por un organismo oficial que califica la aptitud de ese crédito en función del proyecto. Tiene tres o cuatro requisitos que debe cumplir el proyecto, como ser generar puestos de trabajo y ayudar las exportaciones. En el caso de cumplirse esos requisitos, la empresa se hace acreedora a acceder a ese financiamiento. Son todos instrumentos novedosos que el Gobierno ha ido implementando y que, obviamente, salen de las reglas del mercado, y tienen que ver con un sistema regulado, porque son todos segmentos absolutamente regulados que van creciendo dentro del sistema financiero.
APU: Considera que la Presidenta se dirigió a los bancos en algo que podemos llamar "retó", me refiero a si le llamó la atención al sistema financiero…
CH: Retó es un término periodístico. Considero que la Presidenta hizo una reflexión, señalando y describiendo un cuadro de situación. Diría que a ese cuadro de situación le falta la invocación a avanzar en la reforma de la ley que regula el sistema, porque creo que con la reflexión sola de la cuestión y con un pedido que los bancos sean buenos, no alcanza. Hace falta la reforma. A ver, el Banco Nación lo puede hacer, porque si el Poder Ejecutivo decide que Nación le dé préstamos a las pymes (por ejemplo) lo va a hacer, porque cumple instrucciones del Ejecutivo. Pero un banco privado no lo va a hacer. Nuestro caso es muy particular, ya que por ser una entidad cooperativa destinamos, esencialmente, nuestro financiamiento a las pymes, estoy hablando de más del 60% de nuestra cartera es crédito a la mediana y pequeña empresa.
APU: Por encima del promedio del Banco Nación…
CH: Muy por encima. Porque somos la entidad que más proporción de su cartera destina a la pequeña y mediana empresa.
APU: Entonces, podemos decir que el discurso de la Presidente sería una plataforma a partir de la cual el proyecto de ley prospere
CH: Sí, posiblemente. Si bien, la Presidente no hizo mención a la ley en cuestión, al describir el problema, creo que llamó la atención sobre la necesidad de que este tema forme parte de las cuestiones que se discutan y se resuelvan. La Ley de Entidades Financieras vigente, es como la Ley de Medios, una de las leyes emblemáticas de la Dictadura. Hay que leer un poco lo que decía Martínez de Hoz en su momento, afirmaba que esta era la Ley más importante que sancionaron durante su gestión y que no habrá otra más importante y agregaba que iba a marcar el destino económico del país por lo que resta del siglo. Es decir, él tenía claro lo que estaban haciendo. Ahora, si nosotros queremos un país distinto, inclusivo, si hablamos de profundizar el modelo hay que desarmar lo que queda del andamiaje jurídico que la Dictadura dejó, que se construyó en la década del 90 y hay que crear las condiciones, justamente, para construir –como dijo la Presidente- otro modelo de acumulación. Cristina habló de otro modelo de acumulación y de otro modelo de distribución con inclusión, porque de eso se trata. Estoy absolutamente de acuerdo, de eso se trata. Ahora bien, para construir eso, es necesario crear los instrumentos legales que lo hagan factible.
APU: ¿Cómo ve el escenario en el Congreso? ¿Cree que puede prosperar el proyecto?
CH: Nosotros, cuando lanzamos el proyecto, dijimos que íbamos a trabajar en dos planos, en el legislativo y en el de la sociedad. Estamos convencidos que este proyecto genera resistencia, estamos convencidos que los lobby se mueven para que esto no prospere. Los lobby siempre actúan en silencio, no se ven, pero existen y actúan. Para contrarrestar ese lobby, necesitamos que haya un accionar de los sectores interesados en que la ley se modifique y sea cambiada por otra, se expresen. Hemos lanzado una campaña de firmas, ya hay más de 700.000 que apoyan nuestro proyecto de ley. Hemos lanzado una campaña que está dirigida a las entidades intermedias, tenemos ya varios miles de pronunciamientos, que incluyen cámaras, pueblos, ciudades, sectores. Tenemos muchísimos pronunciamientos de distintos Consejos Deliberantes que nos piden que hagamos esfuerzos para seguir adelante con este proyecto, pero que además apoyan y piden al Congreso que le de tratamiento. Tenemos legislaturas provinciales que se han pronunciado en un mismo sentido. Todo eso, lo vamos a poner arriba de la mesa para decir: acá está el aval de nuestro planteo, no es una cosa hecha por un número reducido de diputados que propiciamos un proyecto, sino que acá hay una iniciativa que cuenta con un gran respaldo popular.
APU: ¿Cómo puede ser que en un modelo productivista como el actual, el sector financiero gane más que en la década el 90?
CH: Bueno, hay una razón muy sencilla. Los bancos tienen una gran proporción de sus activos en bonos del Estado. Esos bonos, estaban sumamente devaluados por el default, la crisis y todo lo que ya conocemos. Han tenido una recuperación muy grande, producto de que el país ha cancelado gran parte de la deuda, ha hecho la negociación, tuvieron los dos canjes, el 92% de la deuda se regularizó. Todo esto, si uno mira, se puede ver que hay un exponencial crecimiento del valor de esos bonos, entonces esa cartera que los bancos conservaron durante todo ese tiempo, ahora están expresando esa rentabilidad, que en realidad es una recuperación de rentabilidad que corresponde a otra época, no es de la operatoria de los créditos, sino que es en gran medida de la revalorización de los títulos públicos. También, una parte viene de lo que explique anteriormente. Como el sistema financiero dedica el 70% de su cartera a dar préstamos personales, por ejemplo para comprar LCD, ahí la tasa de interés es más alta y la rentabilidad es mayor. Si uno compara la rentabilidad del Banco Nación y de un banco como el Credicop con los grandes bancos privados, va a ver que los privados ganan mucho más porque el tipo de cartera que tienen es una cartera con más rentabilidad, con una tasa de interés mucho más alta. Si se le da un crédito a una pyme para comprar un torno, se le cobra menos de la mitad de lo que paga un particular cuando saca un crédito para comprar un electrodoméstico.
APU: ¿El Estado debería regular las tasas de rentabilidad de los bancos?
CH: El Estado debería, pero para eso necesita instrumentos legales que hoy no tiene. Otra razón, por la cual se necesita un nuevo marco legal. En el proyecto nuestro ponemos límites a las tasas de los sectores más débiles. Los créditos personales de hasta 100.000 pesos, dice nuestro proyecto y los créditos para micro y pequeñas empresas, allí ponemos una regulación. En los demás, entendemos que ya estamos hablando de jugadores de porte equivalente. Una empresa mediana o grande tiene capacidad de negociación con el banco para discutir la tasa de interés.
APU: ¿Qué opina de la gestión de Amor Ameal en Boca?
CH: No me gusta personalizar. Creo que toda la gestión que Hay en Boca, desde Macri para acá, más allá de los éxitos deportivos, es institucionalmente muy mala. Se han desaprovechado estos éxitos deportivos. Ha habido durante todo el tiempo demasiados negocios particulares mezclados con la institución. Me parece, que en la actualidad, se agrega que hay un conflicto dirigencial muy importante, falta de coherencia interna. Mucho de lo que sale en los diarios hoy sale del propio seno de la Comisión Directiva. Hay elecciones este año y hay muchos candidatos a presidente. (Agencia Paco Urondo)
 

30.03.2011

 
Capital Federal (Agencia Paco Urondo) Por el Colectivo de Trabajadores de Prensa 
El bloqueo que los trabajadores de Artes Gráficas Rioplatenses, junto a su comisión interna, han realizado a Clarín el último domingo, cuya consecuencia fue que el diario no llegara a los kioscos en su día de mayor circulación, ha atraído a un ...coro de voces que se encargó de demonizar a quienes pelean por sus reivindicaciones gremiales. Algunos de ellos, incluso, son reconocidos periodistas. 

Los trabajadores de AGR, que se desempeñan en la planta que imprime Clarín y el diario deportivo Olé, llevan seis años de lucha contra una patronal que desoyó cinco medidas judiciales en su contra, acostumbrada desde hace demasiado tiempo a la impunidad. Una situación similar ocurre para las redacciones de esos medios, donde está prohibida la actividad gremial desde hace más de diez años, cuando de un plumazo y bajo la mirada pasiva de la conducción de nuestro sindicato, el Grupo Clarín despidió a 117 personas, incluida toda la Comisión Interna.
En el Colectivo de Trabajadores de Prensa creemos que la libertad de expresión no existe cuando no existe la libertad sindical de quienes desarrollamos tareas en los medios. El Grupo Clarín, y los periodistas que salieron a solidarizarse con la empresa, acallaron la voz de los trabajadores al ocultar el conflicto gremial existente. Los hicieron invisibles. Los negaron. ¿Esa es la libertad de prensa que buscan?
Los conflictos, a veces por la supervivencia más elemental, que sacuden al gremio de prensa por estos días no sólo se dan en medios del grupo Clarín ni sólo en los enfrentados con el Gobierno, sino en los de todos los colores políticos.
Nos solidarizamos con los trabajadores de AGR, y los acompañamos en su lucha bajo los métodos que ellos decidan. Llamamos a todos los trabajadores de prensa a sumarse. Desde noviembre realizamos ya tres encuentros por los derechos y libertades sindicales en la Esquina Ana Ale, en Finocchieto y Tacuarí. Los periodistas también sufrimos la persecución patronal. Acompañar a quienes hoy luchan es no olvidarse de eso.
(Agencia Paco Urondo)
 
 

28.03.2011

 
Capital Federal (Agencia Paco Urondo) La Paco Urondo entrevistó vía mail al economista Diego Rubinzal, autor del libro "Historia económica argentina (1880 - 2009)". Modelos productivos, relación con el mundo y proyecto k.
El libro pasa revista a lo acontecido en los últimos 130 años de historia argentina ¿Qué elemento en común tiene ese período?
Hay un dilema que acompaña a la Argentina durante toda la larga etapa que recorre el libro, y ese dilema es de que manera nos integramos al mundo. Una alternativa es constituirnos como una economía de base agraria asentada en nuestra generosa dotación de recursos naturales o, por el contrario, avanzar en la conformación de una estructura productiva más integrada y más diversificada. Ese dilema estaba presente en 1880 y también esta presente actualmente, tal como lo demostró la disputa desatada alrededor de la Resolución 125.

En breves palabras como podes resumir la evolución económica de la Argentina.
Podemos hacer mención a la existencia de cuatro modelos de desarrollo vigentes en la Argentina desde 1880 hasta la fecha:
El modelo agroexportador en donde la Argentina se insertó comercialmente en el mercado internacional como abastecedor de lanas, carnes y cereales del mercado inglés. Era un modelo que no era sustentable económicamente y además era socialmente excluyente.
El modelo de de industrialización por sustitución de importaciones (ISI) que generó una multiplicación de establecimientos industriales “livianos” con ocupación de mano de obra intensiva. Era un desarrollo industrial orientado hacia la satisfacción de la demanda interna
El modelo de valorización financiera implantado por la dictadura militar de 1976. Ese nuevo patrón de acumulación del capital transformó al salario en un costo que debía reducirse, a los efectos de mejorar la competitividad internacional, en contraposición al rol dinamizador del mercado interno que tenía durante la vigencia de la ISI. Durante la vigencia de este modelo, el retroceso de la participación asalariada en el ingreso nacional revistió proporciones catastróficas.
El nuevo patrón de crecimiento iniciado a partir del 2003 que produjo un crecimiento productivo inédito, una reducción de la pobreza y del desempleo, y un incipiente proceso de reindustrialización.
Con relación a esto último, no es tan común encontrar textos que analicen de manera tan detallada las tendencias centrales de lo ocurrido en esta última etapa.
Si, es cierto. El investigador del CONICET Damián Panigo, cuando presentó el libro en la Biblioteca Nacional, resaltó este punto. Panigo sostuvo que no es usual que los economistas escriban sobre los hechos recientes. En general, porque existe un miedo a trabajar con lo que los sociólogos denominan “objetos calientes”. Particularmente creo que es bastante sencillo realizar autopsias una vez que tenemos el muerto encima de la mesa. Bastante más complicado es tratar de ir analizando los procesos históricos que estamos viviendo. En ese sentido, quise hacer mi modestísimo aporte al rescatar algunos aspectos centrales del modelo económico en curso. Eso es lo que uno trata de aprender de determinados modelos que uno tiene, tal como la persona que escribió el prólogo de mi libro: Alfredo Zaiat.
El libro no solamente aborda cuestiones económicas
Es cierto, el libro hace también un recorrido por los principales acontecimientos políticos y sociales de la Argentina. Por ejemplo, en sus páginas van a poder leer la historia de los sindicatos, la construcción de los ferrocarriles, las características del proceso inmigratorio, el surgimiento del peronismo, por poner solamente algunos ejemplos.
A quién va dirigido el libro?
Cuando lo escribí apunte a dos públicos diferentes, pero complementarios. Es obvio que creo que el texto le puede interesar a los estudiantes (o apasionados) de la economía, la política y la historia. Pero también lo escribí pensando en aquellos que jamás leyeron nada de economía. Por eso es un texto despojado de tecnicismos innecesarios. Podemos decir que está escrito como una suerte de relato periodístico sin perder rigurosidad académica. En ese sentido, estoy muy contento porque el libro tuvo repercusiones muy favorables de los dos públicos. Por un lado, distintos profesores de historia y economía me avisaron que incorporaron al texto en su bibliografía y, por otro, gente que jamás había leído nada de economía me escribió para decirme que el libro le había gustado mucho y que habían entendido todo.
El gobernador del Chaco lo presentó en Resistencia, no?
Si, me pasó algo muy curioso. Me llamó un librero de Resistencia para avisarme que el gobernador quería hablar conmigo. Cuando habló con Capitanich me comenta que el libro le había parecido muy bueno y me que me invitaba a presentarlo en esa ciudad. Fue un acto muy importante que se hizo en un centro cultural espectacular que fue recientemente inaugurado en Resistencia.
Donde se puede conseguir el libro?
El libro se está empezando a distribuir en distintas librerías de todo el país. Al que no le encuentre y le interese adquirirlo me puede mandar un mail a drubinzal@yahoo.com.ar
(Agencia Paco Urondo)