Política //// 29.04.2019
Ariel Basteiro: “Está claro que el modelo que llevó adelante Macri fracasó por donde se lo mire”

AGENCIA PACO URONDO charló con el pre candidato a intendente por Unidad Ciudadana en Ituzaingó, Ariel Basteiro. En una extensa charla, el dirigente sindical y ex embajador argentino en Bolivia, dialogó sobre la situación del municipio bonaerense, la unidad y las PASO en la provincia y de muchos temas más. Leé la nota completa acá.

Por Rodrigo Lugones

APU: ¿Qué piensan sobre la idea unidad de peronismo que se parece contraponerse a la idea de internas?

Ariel Basteiro: Uno sabe que esas posiciones están atadas directamente al interés que tiene la referencia específica en si le conviene o no le conviene que haya internas o que haya PASO. Aparentemente, en Ituzaingó, Descalzo se muestra muy reacio a eso. Yo creo que en sus argumentos, y su conocimiento, está que viene desgastado por sus 25 años en la gestión, que la última elección la perdió; no la tiene fácil, y que para la candidatura mía se han unificado un conjunto de organizaciones políticas de referencias, de militantes de Ituzaingó que, por primera vez, le preocupan. Entonces hoy hablan de la unidad, y rechazan las internas. unidad que nunca plantearon, ni practicaron. La unidad no es todos atrás mío y aceptar lo que se impone, unidad es aceptar las diferencias y contener a todos, permitir el disenso. La unidad puede ser con PASO. Nosotros estamos de acuerdo con que haya unidad, pero creemos en que las PASO son una herramienta que te permite que el vecino pueda elegir a quien cree que es mejor candidato. Si nos toca ganar conduciremos, si nos toca perder, acompañaremos como lo marca el peronismo. Lo hicimos en el 2017. De hecho en 2017 se generó un fenómeno de rechazar primarias abiertas de parte de los intendentes por un pedido expreso de Descalzo. En esa circunstancias supimos que eran un poco las reglas del juego, y no trabajamos para que voten a Cambiemos, militamos a Unidad Ciudadana. Por todo esto decimos unidad sí, pero con PASO.

APU: Ituzaingó es uno de los últimos distritos donde aun gobierna un “barón del conurbano”, de hecho el distrito tiene 24 años y los 24 años los gobernó Alberto Descalzo

AB: Existe una deficiencia en la gestión, y esto está atado a los 24 años ininterrumpidos. Descalzo ha intentado abandonar el distrito, irse como diputado, pero fracasó. En algún momento fue secretario de seguridad. En más de una oportunidad trató de escaparle a estar al frente del municipio. Está claro que él tiene un nivel de hartazgo personal. Yo supongo que en el inicio de su gestión habrá entrado con mucho ímpetu, pero hoy eso lo perdió. En Ituzaingó acá se trabaja a media máquina. La dinámica de la gestión es esa. Se comenta que trabajan los equipos técnicos y de gestión, pero el intendente no se involucra en lo que pasa en el municipio. El objetivo, parece, es que quiere dejar a su hijo en el cargo. Grave error.

APU: ¿Qué ituzaingó se encontraron en sus recorridas barriales?

AB: Uno muy diferente al que uno imagina. Hace meses que estamos yendo a todos lados. Yo viví toda mi vida aquí, y estudié acá, jugué al fútbol, soy socio del GEI. Me crié acá, en la calle, en bicicleta. Pero ahora volví como candidato y me encuentro un distrito con pobreza, con muchas necesidades, reclamos por falta de seguridad, por salud. Reclamos muy precisos, la gente tras que es abandonada por el gobierno nacional y el provincial, no encuentra en el municipio un dique de contención, porque el salario se devaluó, porque los precios suben. El intendente podría apalear esa crisis pensando en un plan de salud, porque la gente para atenderse termina yendo a Merlo, a Hurlingham o al Posadas. En materia de seguridad, la gente se cuida de salir de noche. Ituzaingó es el segundo municipio con más altas tasas de delincuencia del conurbano, después de  Tres de Febrero. Fundamentalmente por robo de vehículos. La gente se queja mucho de cómo aumentaron los impuestos municipales.

Los impuestos son mucho más caros que los municipios vecinos. La gestión municipal en vez de reclamarle al gobierno nacional y provincial que giren el fondo de la soja, o alguna de las otras partidas de dinero, lo que hace es sacar ese dinero de los vecinos y vecinas. Ituzaingó, por otra parte, sub ejecutó 56 millones de pesos. Cobran, pero no ejecutan todo el presupuesto, a pesar de que les cobran más a los vecinos y a los comerciantes a través del impuesto de seguridad e higiene. Hoy hay tres municipios en uno, tres sectores geográficos que no se conectan entre sí. No hay una intervención municipal para pensar la conectividad del municipio. No hay una línea de colectivos, o hay servicios que demoran. La gestión municipal no le exige a las empresas privadas que den un servicio responsable. Muchos hace años que no toman un colectivo y por eso no ven estas necesidades. Podríamos estar mucho mejor. Es el municipio que menos red cloacal tiene conectada, estamos en el 24 o 25% con servicio de agua y cloacas, cuando cualquier municipio está arriba del 50%. Otro gran déficit es el hospital municipal que está en pésimas condiciones.

APU: ¿Cuál es la propuesta que acercan para modificar Ituzaingó?

AB: En verdad lo que yo siempre digo es que está casi todo inventado. Tenemos que tomar el modelo de gestiones municipales que fueron exitosas. Hemos hecho relevamientos en el distrito preguntándole a los vecinos y vecinas cuál era su reclamo principal y salieron el tema de la seguridad, la salud y la necesidad de acercar el municipio a los barrios. Porque en Ituzaingó no hay descentralización. Esto se soluciona creando delegaciones, o creando unidades de poder popular. Hay un modelo, Morón lo tenía. Me parece que es lo que hay que hacer. Y ahí no sólo hay que proveer la posibilidad de realizar trámites sino que también se deben prestar servicios de salud y capacitación. Hay 44 barrios en Ituzaingó, por lo menos poniendo 20 centros distribuidos en forma lógica y coherente dentro del municipio podés acercar al vecino o a la vecina al Estado local. Otro punto sería impulsar una línea de colectivos estatal. Estuve en Zárate hablando con el intendente. Ellos crearon una cooperativa en la que el municipio tiene el 98% de las acciones, y yo veo ahí un modelo. Estuvimos viendo un modelo en Reconquista, Santa Fe, donde trajeron colectivos de Brasil que funcionan con electricidad, y eso nos llevaría a ahorrar en combustible y también ayudar al medio ambiente. Se podría pensar hasta en brindar un servicio gratuito, o muy económico para el Estado. En el tema salud urge poner a punto el hospital local. También tenemos que tomar el modelo de salud que lo usa Cuba e Inglaterra (dos países con modelos antagónicos), porque realmente es muy bueno, que es el médico de familia, atendiendo al barrio. Eso no es caro. La medicina preventiva ahorra mucho dinero.

APU: ¿Cómo venís viendo ésta última etapa económica y política del gobierno de Macri?

AB: Está claro que el modelo que llevó adelante Macri fracasó por donde se lo mire. No hay un solo rubro donde la situación pudo haber mejorado para los intereses del pueblo. Sí le fue bien al sistema financiero, que gana miles de millones de dólares sin despeinarse. El sector agro exportador está ahora renegando. No hay políticas que protejan la producción. La industria textil está desmoronada. La metalúrgica muy comprometida. Empresas gigantes fabricando mucho menos de lo que estarían en condiciones de fabricar. Con éstas tasas de interés y el dólar disparado (a pesar del apoyo del FMI), con paritarias que se condicionan, con el poder adquisitivo del salario bajando, con acuerdos paritarios por debajo de la inflación, todo el escenario es de una imposibilidad de creer que con éste proyecto de país que generó Macri se pueda progresar, un proyecto neo liberal, oligarca y fascista en la concepción de la seguridad y la política migratoria, la persecución a todo aquel que sea diferente. No podemos ir a otro lugar que no sea el estallido. Aunque deseo profundamente que no se produzca un estallido social. Estos tipos son capaces de poner en peligro la democracia, sólo para cuidar sus intereses. La situación social es realmente muy grave. Yo sé que Cristina llegado el momento va a jugar y va a poner todo de sí para poder generar esa unidad de los sectores populares, para que la gente sepa que tiene una referencia.

APU: Fuiste embajador en Bolivia, podemos pensar una reflexión final, vinculada a Latinoamérica...

AB: Mi experiencia como embajador de Bolivia me enseñó que la suerte de nuestros países está atada, que nuestro presente y nuestro futuro son complementarios. Si le va mal a Brasil, seguro le va a ir mal a Argentina. Si falla la democracia en Ecuador, le iba a pasar también a Bolivia, etc. Tuvimos casi 20 años de un escenario que nunca, muchos, pensábamos que íbamos a vivir, estos presidentes: Lula, Cristina, Correa, Evo, todos estos presidentes sacaron de la pobreza a 70 millones de Latinoamericanos, creo que ese es el logro más importante. Lo hicieron con políticas soberanas. Por primera vez nuestros proyectos políticos se pensaban acá, y no venían enlatados desde Estados Unidos. Por lo tanto el triunfo de Cristina es fundamental para sostener a Evo, para pensar que Lula puede volver al gobierno. En Octubre no sólo se juega el destino de Argentina, sino el de todos los pueblos de Latinoamérica. El único dato positivo en éstos últimos años fue la llegada de AMLO a México. Lástima que no coincidió con la creación de UNASUR. Pero estamos en condiciones de reconstituirlo.