fbpx Lula: "O renuncia o se le hace juicio político" | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Patria Grande //// 26.03.2020
Lula: "O renuncia o se le hace juicio político"

Tras el mensaje presidencial pidiendo que la población vuelva a trabajar, el expresidente se pronunció diciendo que Bolsonar debe renunciar o hay que sacarlo. Dijo que Bolsonaro no leyó la medida que autorizaba la suspensión de salarios por cuatro meses. Se mostró pesimista respecto al futuro y el PT propuso un ingreso básico universal para 100 millones de personas.

Por Santiago Gómez / Foto: Ricardo Stucker
Desde San Pablo

El expresidente Luiz Inácio Lula da Silva campartió en las redes sociales una conversación junto al exitendente de San Pablo, Fernando Haddad, en la que señaló que Bolsonaro debe renunciar o se le debe hacer juicio político. El Partido de los Trabajadores impulsa un ingreso básico mínimo para 100 millones de brasileros. Lula consideró que el presidente firmó sin leer la medida provisoria que autorizaba que los trabajadores no recibieran el sueldo por cuatro meses. “Soy pesimista con lo que nos espera, perdimos demasiado tiempo”, señaló el expresidente y agregó “veintitrés personas de su comitiva volvieron de Estados Unidos con coronavirus. ¿Fueron al nido del virus? Fui a Europa y nadie de mi equipo se contagió”.

En el día de ayer Lula realizó un video en vivo por Facebook, el segundo que realiza desde que se desató la pandemia. En el primero llamó a la población a quedarse en casa, el de ayer fue una respuesta al mensaje en cadena nacional que dio el presidente de la república el martes a la noche. Bolsonaro comenzó su comunicado informando que “desde que rescatamos a nuestros hermanos en Wohan, surgió para nosotros la señal amarilla y comenzamos a prepararnos”. Hizo responsable a los medios de comunicación por crear pánico usando los muertos de Italia, siendo que tiene muchos ancianos y un clima diferente al de Brasil. Llamó a volver a la normalidad para mantener los empleos, pidió que los gobernadores levanten la cuarentena. Señaló que el 90% de los muertos son mayores de 60 años, por lo que manifestó no entender por qué cierran escuelas. “En mi caso particular, por mi histórico de atleta, caso me contamine con el virus, no necesitaría preocuparme, nada sentiría o como mucho sería una gripecita o resfriadito”, afirmó el presidente que se niega a mostrar el resultado de los exámenes, cuando de las cuarenta y cinco personas que viajaron con él a los Estado Unidos, veintitrés contrajeron el virus y el presidente continúa sin usar barbijo.

Al día siguiente, en la conferencia de prensa que acostumbra realizar por las mañanas, Bolsonaro afirmó que hay 38 millones de brasileros en la informalidad que no pueden parar y que si la economía para no va haber recursos para pagar los sueldos de los estatales. “El caos está ahí, en nuestra cara. Podremos tener saqueos en supermercados, entre otras cosas y el virus continuará entre nosotros. Vamos a tener caos y virus. ¿Qué es necesario hacer? Poner el pueblo a trabajar, cuidar a los ancianos, a los que tienen problemas de salud, y nada más. Caso contrario, lo que sucedió en Chile va a ser una pequeñez comparado con lo que puede suceder aquí. Pagaremos un precio muy alto, si es que no salimos de la normalidad democrática que ustedes defienden”.

Bolsonaro criticó a los gobernadores de San Pablo y Río de Janeiro por dictar la cuarentena. Al momento de escribir esta nota 58 personas murieron por el virus y 48 en la provincia de San Pablo, siendo 41 de la capital homónima. En Río de Janeiro murieron 6 personas, 1 en Rio Grande do Sul, 1 en Pernambuco, 1 en el Amazonas y 1 en Goiás.

Las palabras de Bolsonaro tensionaron aún más la relación con los gobernadores. Ayer se difundió un video de la videoconferencia entre el presidente y los responsables provinciales, en el que puede verse que mientras Bolsonaro llama demagógico a João Dória, gobernador de San Pablo, diciéndole que usó su nombre para ganar la elección, el vicepresidente Hamilton Mourão sacude la cabeza, en gesto de pasar vergüenza y desaprobar las palabras presidenciales.

Bolsonaro sin apoyo

El mensaje del expresidente ayer en las redes sociales representó un cambio sorprendente, ya que nunca antes se había manifestado a favor del juicio político contra Bolsonaro, algo que se viene impulsando desde hace tiempo en las redes. Pero ayer Lula fue categórico: “Estamos en una situación complicada, porque creo que Bolsonaro no tiene capacidad psicológica para continuar gobernando Brasil. O renuncia o se le hace juicio político, porque no es posible que alguien sea tan irresponsable de jugar con la vida de millones y millones de personas como él está haciendo”.

Lula llamó a que los sindicatos vayan encima de la Confederación Nacional de Industrias, a quien hizo responsable por la medida provisoria que Bolsonaro firmó el domingo, en la que autorizaba a las empresas a dejar de pagar salarios por cuatro meses, que al día siguiente debió anular. En su diálogo televisado con Haddad Lula dijo: “¿Cómo es que alguien manda una medida provisoria un domingo a la noche? ¿Querés que te diga? Él no sabía, fue la CNI que le llevó un documento a Guedes y Guedes hizo la medida provisoria, se la llevó a él y él no la leyó, firmó, y solo lo descubrió al día siguiente. Y Guedes dice que fue un error de redacción. Eso fue la sumisión de Guedes a la CNI. El movimiento sindical debería ir encima de la CNI. ¿Cómo es que tienen el coraje de en un momento de crisis como este intentar pasarle la pierna a los trabajadores y hacerlos quedar sin sueldos?”.

Lula se  mostró pesimista sobre el futuro que nos aguarda. “Perdimos demasiado tiempo. Si él hubiera actuado con responsabilidad, si hubiese liberado recursos, quien sabe tendríamos barbijos, respiradores. Estoy viendo a los gobernadores dedicarse mucho porque nadie quiere tener sobre la espalda la responsabilidad por un desastre que mate a miles y miles de personas. El presidente debe entrar en razón o el congreso hacer que las cosas suceden”, señaló en relación al juicio político.

El Partido de los Trabajadores propuso la creación de un ingreso universal mínimo de R$ 1.045 (poco más de $13.000) para 100 millones de brasileros. El expresidente señaló que durante la primera guerra mundial hubo personas que pasaron días y días sin comer y que no necesitamos pasar por eso. “Bolsonaro llegó al límite de la comprensión de las personas más comprensivas del país. Él no está preparado para dirigir el país. Veintitrés personas de su comitiva infectadas con coronavirus. ¿Dónde fue? ¿Al nido del coronavirus? Estuve en el epicentro del coronavirus, en Francia, Alemania, Ginebra y nadie de mi equipo se contagió”, señaló.

El presidente perdió el apoyo de los gobernadores. El vicepresidente señaló que la población debía continuar en aislamiento social, afirmando que Bolsonaro no se expresó bien. Todos los medios de comunicación señalan que Bolsonar está actuando en contra de las recomendaciones de su ministro de salud, todos los especialistas y la Organización Mundial de la Salud. La situación en Brasil es muy peligrosa. El principal imitador presidencial de O Globo hizo un video como si Bolsonaro leyese la renuncia. El editorial de Folha de São Paulo de hoy se tituló "Presidente retirese".