fbpx Wikileaks: traducción completa del primer cable sobre Argentina
//// 01.12.2010
Wikileaks: traducción completa del primer cable sobre Argentina

Capital Federal (Agencia Paco Urondo, exclusivo, traducido por José Cornejo) A continuación, el cable clasificado de la Embajada de EEUU en Buenos Aires, difundido internacionalmente por Wikileaks.org.
ID de referencia: 09BUENOSAIRES1311
Creado: 2009-12-31 13:01
Emitido: 2010-11-29 21:09
Clasificación: CONFIDENCIAL
Origen: Embajada Buenos Aires
 
De: Embajada BUENOS AIRES
Para: RUEHC/Secretaría de Estado, Washington DC 0292
Información: Colectivo MERCOSUR
RUCPDOC/ Departamento de Comercio, Washington DC
C O N F I D E N C I A L BUENOS AIRES 001311
Etiquetas: PREL, OVIP, ECON, KPAO
Asunto: (C) El gobierno argentino se sintió ofendido por el secretario adjunto. Observaciones (del secretario adjunto) Valenzuela respecto a las preocupaciones de la comunidad empresarial
1. (C) Sumario: El Gobierno de Argentina respondió con artillería pesada a una observación que el secretario adjunto Valenzuela hizo durante una rueda de prensa el 16 de diciembre. Inmediatamente después de dicha rueda, los medios de comunicación argentinos comenzaron a concentrarse casi exclusivamente en los dichos de Valenzuela. Este planteó que la comunidad empresarial estadounidense en la Argentina le había transmitido su preocupación por la seguridad jurídica [rule of law] y la gestión de la economía en Argentina. La prensa informó que Valenzuela contrastó estas preocupaciones "con el entusiasmo y las intenciones de inversión" de la comunidad empresarial estadounidense en 1996. Funcionarios del Gobierno de Argentina también expresaron su descontento con las observaciones. El 17 de diciembre, el secretario adjunto y otros miembros de su equipo utilizaron una recepción para periodistas para hacer hincapié en nuestro deseo de trabajar de manera constructiva con la Argentina, y el secretario adjunto se ha dirigido a funcionarios del Gobierno de Argentina para instarlos a finalizar de inmediato sus críticas. La prensa gubernamental está comenzando a mostrar un tono más suave, pero creemos que es demasiado pronto para decirlo. Fin del sumario.
2. (C) Inmediatamente antes de la salida del 16 de diciembre desde Buenos Aires de Valenzuela, este se reunió en la Embajada con cerca de una docena de periodistas gráficos de Argentina. Luego de 20 minutos de comentarios, aceptó preguntas durante otros 20 minutos, explicando su deseo de presentarse ante sus homólogos regionales y entablar un diálogo con ellos sobre los acontecimientos de la región.
Cero percepción crítica en los medios de comunicación.
3. (C) A pesar de la amplia gama de temas abordados por Valenzuela, los medios de comunicación de Argentina comenzaron a concentrarse inmediatamente – luego de la rueda de prensa - casi exclusivamente en la observación de Valenzuela que la comunidad empresarial estadounidense en la Argentina le había transmitido su preocupación por la seguridad jurídica y la gestión de la economía en la Argentina. La prensa también informó que Valenzuela contrastó estas preocupaciones "con el entusiasmo y las intenciones de inversión" de la comunidad empresarial estadounidense en 1996. (Primera reunión oficial de Valenzuela en Buenos Aires con el Consejo Ejecutivo de la AmCham [NdT: Cámara de Comercio Argentino-estadounidense].) Como ejemplo de la naturaleza sensacionalista de gran parte de la información, los titulares de La Nación de primera plana del 17 de diciembre decían: "Choque con EE.UU. por la seguridad jurídica en el país" y el 18 de diciembre “Protesta ante EE.UU. por la crítica del enviado de Obama".
Los aliados de Kirchner se ofenden
4. (C) La respuesta del Gobierno de Argentina no se hizo esperar. Esa misma noche, tres ministros nacionales comentaron públicamente (en un modo claramente coordinado) las observaciones de Valenzuela. El ministro del Interior, Florencio Randazzo dijo que "Argentina se encuentra en una fase de completas garantías institucionales y jurídicas. El país ha dejado atrás los tiempos en que un funcionario extranjero puede venir y decir lo que debía hacerse. No hay falta de seguridad jurídica. La diferencia ahora es que el Gobierno protege a la gente, y en la década del 90 protegía los intereses de las empresas que echaban a millones de personas".
5. (C) Tras la declaración de Randazzo, la Cancillería emitió un comunicado de cuatro puntos diciendo que: (1) la naturaleza abstracta de las observaciones del Secretario Adjunto acerca de supuestas preocupaciones en la comunidad empresarial estadounidense hizo imposible que el Gobierno de Argentina pueda frente a las supuestas preocupaciones; ( 2) la Cancillería ya había solicitado a la embajadora Martínez que aclarara los comentarios similares que (Valenzuela) había hecho la semana anterior en Córdoba, pero no hubo respuesta, (3) Las autoridades argentinas no habían recibido quejas de empresas estadounidenses que operan en la Argentina, y (4) el Gobierno de Argentina reitera su disposición a analizar "todos los aspectos que nos permitan promover las relaciones recíprocas, especialmente económicas, entre los dos países. Canales abiertos y consolidados están a disposición de ambos gobiernos para este diálogo".
6. (C) La tercera declaración gubernamental provino el 16 de diciembre del ministro de Justicia, Julio Alak, quien llamó a las declaraciones de Valenzuela "inusuales e injustificadas". Alak afirmó que "la seguridad jurídica es un bien muy preciado en el país y ha sido protegida y rescatada de las condiciones más adversas procedentes de la crisis institucional y económica en 2001 y 2002".
7. (C) Después de las salvas iniciales, los funcionarios argentinos que se habían reunido con Valenzuela intervinieron. El viceministro de Relaciones Exteriores Victorio Taccetti (que recibió a Valenzuela el 15 de diciembre en la Cancillería y fue su anfitrión en un almuerzo), dijo "Valenzuela es libre de pensar lo que quiera, pero la verdad es que 1996 es el preludio de la crisis más importante que Argentina haya enfrentado. Es posible que se sintiera feliz en 1996, pero eso terminó en la crisis de 2001 que afectó a muchas empresas, incluyendo algunas de EEUU. Argentina no quiere sacarse chispas con los Estados Unidos, es Valenzuela quien opina sin basar sus afirmaciones sobre la realidad".
8. (C) El Jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, dijo: "No estamos hablando de una declaración que proviene de hombres de negocios norteamericanos, sino de los prejuicios (de Valenzuela), y eso es un indicador mucho más alarmante y lo que más me preocupa. Estuve dedicado a descubrir que (Valenzuela) fue crítico de muchas de las democracias de América Latina, y uno de los partidarios del Consenso de Washington".
9. (C) El Embajador de Argentina en Estados Unidos, Héctor Timerman, apareció en la televisión y en la prensa escrita para afirmar que él había instado a Valenzuela para que se reuniera con el líder de la CGT Hugo Moyano y el opositor Partido Radical (UCR), pero que "(Valenzuela) solo se reunió con la derecha política: De Narváez, Macri y Cobos. (Valenzuela) está enviando un mensaje que, en su opinión, esas son las personas con las que necesita dialogar".
10. (C) La prensa argentina informó que el canciller Jorge Taiana, quien se encontraba en Copenhague en los encuentros de la Conferencia de Cambio climático (COP-15), utilizó su cercanía con la secretaria (Hillary) Clinton para quejarse de los comentarios de Valenzuela. Taiana dijo a la prensa que las palabras de Valenzuela "fueron desafortunadas y muestran su ignorancia sobre la realidad argentina. Su referencia a la administración de Carlos Menem como una época de gran crecimiento, cuando fue precisamente el momento en que Argentina estaba lanzanda de cabeza hacia su peor crisis en la historia, como un tren sin frenos, fue aún más lamentable".
11. (C) El ex presidente Néstor Kirchner dijo que "las declaraciones de alguien que debe venir con una política diferente para América Latina son deplorables. Valenzuela pertenece a los grupos que participaron en el Consenso de Washington: el modelo neoliberal que causó tanto daño a toda la región". El diputado aliado del kirchnerismo, Agustín Rossi (jefe del bloque del FPV en la Cámara) dijo: “la visita de Valenzuela no fue alentadora. Pensábamos que los tiempos en que los funcionarios extranjeros venían a dictarnos conferencias se habían terminado". En cuanto a la comparación de Valenzuela de la realidad actual con la de los ´90, dijo: “es una falacia decir que estábamos mejor con la administración de Menem, las grietas del plan de convertibilidad eran evidentes y llevaron a Argentina a la bancarrota”. El líder del bloque del FPV en el Senado, Miguel Pichetto, dijo que “Valenzuela sigue sumando errores a la relación de EEUU con América Latina, debido a que un diplomático que visita un país debería ser mucho más cauteloso al comentar nuestra política interna y la recuperación económica que nuestro gobierno logró”. Un par de días más tarde, el 20 de diciembre, en un rally político, Néstor Kirchner dijo “los virreyes irrespetuosos deben criticar primero lo que está ocurriendo en los Estados Unidos. Responsabilizó de la pérdida de seguridad jurídica en Argentina a la crisis de EEUU que "dejó a millones de estadounidenses sin sus puestos de trabajo, hogares o ahorros."
La oposición está dividida
12. (C) La reacción de la oposición estuvo dividida. Algunos, como Hermes Binner, el gobernador de Santa Fe, un socialista moderado muy respetado y posible candidato presidencial, dijo que las declaraciones de Valenzuela se parecían mucho a las denuncias que ellos también habían oído de la comunidad empresarial. Otros, como el senador socialista Rubén Giustiniani, que suele coincidir con Binner, se opuso a que un funcionario extranjero emitiera cualquier crítica respecto de la Argentina, mientras que el diputado radical Ricardo Alfonsín se manifestó en desacuerdo con lo que él interpretó como un elogio de Valenzuela para las políticas de Menem en la década del ´90: "Nosotros, los argentinos, sabemos que durante esos años hubo un saqueo de bienes nacionales. Para nosotros, fue un desastre”. Sin embargo, el jefe del Partido Radical (UCR), el senador Ernesto Sanz (que se reunió el 16 de diciembre con Valenzuela en un almuerzo con el vicepresidente Cobos) dijo que “parece que fue necesario que un extranjero venga a decir esto. Hemos venido denunciando la falta de seguridad jurídica en el Congreso por cuatro o cinco años. Con cada ley que el kirchnerismo aprobó, (el país) se movió un paso más hacia la falta de seguridad jurídica”.Otra prominente líder de la oposición, la diputada Margarita Stolbizer (GEN), dijo: "desafortunadamente, Valenzuela tiene razón. Este gobierno nos condena al aislamiento debido a la falta de seguridad jurídica, y Valenzuela sólo transmite cómo el mundo nos ve”. El diputado izquierdista y director de cine Pino Solanas (Proyecto Sur Bloque Líder) dijo: “repudio firmemente las declaraciones de Arturo Valenzuela. Él es el enviado del imperio, cuyo gobierno ha legitimado el golpe de Estado en Honduras. El Sr. Valenzuela representa al gobierno que sigue pensando en la desastrosa y trágica década del ´90 para la Argentina como un modelo a seguir".
La embajada trabaja para “suavizar las plumas”
13. (C) El embajador y otros miembros de su equipo utilizaron el 17 de diciembre una recepción de periodistas para hacer hincapié en nuestro deseo de trabajar de manera constructiva con la Argentina, haciendo hincapié en nuestros intereses comunes y una amplia cooperación. Las declaraciones conciliadoras de la embajadora (Martínez) recibieron una amplia cobertura de prensa. La embajadora llamó al Vicecanciller Taccetti, quien le ofreció una extensa explicación de por qué el Gobierno argentino, a raíz de la crisis de 2001-02, se había visto obligado a "pesificar" los contratos que habían sido emitidos en dólares en un nuevo tipo de cambio desventajoso para las empresas extranjeras . (Nota: "Pesificación" ha sido un tema común de muchas de las quejas que los inversores de EEUU enviaron al Tribunal Internacional de Solución de Diferencias Relativas a Inversiones del Banco Mundial [NdelT: en inglés, CIADI]). Taccetti afirmó que, sin embargo, los contratos pesificados continuaron siendo rentables. Él dijo que el desafío actual de la Argentina, sin embargo, es mantener los niveles de empleo, lo que explica la posición del gobierno argentino con respecto a Kraft y otros conflictos laborales. Taccetti le preguntó si Washington podría emitir un comunicado conciliador. La embajadora (de EEUU, Martínez) también pidió una reunión con el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, para solicitar la finalización de las críticas públicas contra las observaciones de Valenzuela. La prensa informó ampliamente sobre las aclaraciones de Valenzuela (emitidas en su siguiente parada, Montevideo) que no hacía más que transmitir algunas preocupaciones expresadas por las empresas estadounidenses que operan en la Argentina.
El gobierno argentino baja el tono de sus comentarios
14. (C) Télam, el servicio de noticias estatales, envió el 18 de diciembre un artículo sobre “el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, quien buscó hoy bajarle el tono a la polémica generada por las observaciones de (Valenzuela)”. El artículo del cable cita a Fernández diciendo que tuvo "un diálogo muy bueno con Valenzuela sobre temas importantes y que Valenzuela nunca mencionó su preocupación por la seguridad jurídica”. Fernández afirmó que Valenzuela había realizado hace varios años afirmaciones similares sobre la seguridad jurídica nacional, lo que sugiere una predisposición a juzgar a la Argentina. “Pero este hombre no es Estados Unidos, más allá de cuán importante sea. Los Estados Unidos son los Estados Unidos”. Otro cable informa que el Vicecanciller Taccetti dijo que “este tema ya ha pasado. Tal vez (Valenzuela) sabe por qué lo dijo. Creemos que es absurdo. Estamos mirando hacia adelante... Creo que los puntos de acuerdo entre Estados Unidos y la Argentina se dieron en las reuniones que hemos tenido. Nadie más en la región ha sido más firme sobre Irán. Estamos trabajando en Haití... Los acuerdos son notables. En general, las políticas de EEUU y las nuestras en el ámbito internacional están de acuerdo”.
La Cámara de comercio argentino – estadounidense [AmCham] complacida con la cobertura de prensa
15. (C) La Cámara de comercio argentino – estadounidense dijo al diario El Cronista Comercial, que tomaba de un modo optimista las inquietudes de la prensa, al difundir las contribuciones positivas que sus miembros hacen a la economía argentina y su voluntad de diálogo con el Gobierno nacional sobre el clima de negocios e inversión. Posteriormente, algunos miembros de la Cámara nos dijeron en privado que les complacía que un diplomático de EEUU de alto nivel público haya transmitido sus preocupaciones. El Presidente de la Cámara dijo que intentará aceptar la invitación pública ofrecida por la Cancillería para conocer las preocupaciones específicas sobre el clima de negocios. (El presidente de la Cámara) enviará una carta a la Cancillería solicitando una reunión para examinar las preocupaciones en detalle.
Comentario
16. (C) Una vez más, el gobierno de Kirchner ha demostrado ser extremadamente “de piel delgada” e intolerante a la crítica. Las preocupaciones sobre la debilidad de las instituciones, y la seguridad jurídica en particular, son “a diez centavos la docena” en la prensa argentina [NdelT: “son muy comunes”], expresadas por académicos, empresarios, jueces, políticos de la oposición, expertos y organizaciones no gubernamentales. Los argentinos son muy conscientes de que la Argentina no atrae inversiones al igual que Brasil, Chile, y otros en la región. La ansiedad de la comunidad empresarial acerca de los cambios arbitrarios y caprichosos de reglas es bien conocida por el público argentino y el gobierno. Sólo los kirchneristas acérrimos estarán de acuerdo con la afirmación de Randazzo de que la Argentina goza de "todas las garantías institucionales y jurídicas", o la afirmación del Canciller de que no tiene conocimiento de insatisfacción por parte de ninguna empresa estadounidense. Para la mayoría de los argentinos, esas líneas despiertan risa cínica o declaraciones falsas. Dicho esto, esperamos que este contratiempo pronto se agote, como ha ocurrido en episodios similares en el pasado.
17. (U) Este cable fue aprobado por el Secretario Adjunto Valenzuela y la embajadora Martínez.
* Traducción del Lic. José Cornejo
(Agencia Paco Urondo)