fbpx Honduras a un paro general contra la dictadura
//// 07.09.2010
Honduras a un paro general contra la dictadura

Tegucigalpa, Honduras (Agencia Paco Urondo, publicado en Agencia Periodística del Mercosur) APM se solidariza con el pueblo hondureño. Desde el golpe de Estado militar del 28 de junio del año pasado, la restauración neoliberal intenta imponerse camino a sangre y fuego. Relatos e imágenes llegados desde el corazón de la tragedia silenciada, con la cual las trasnacionales de la agricultura hacen negocios.
La desinformación es la nota dominante. Diez periodistas fueron asesinados en Honduras en lo que va del año, según Radio Nederland -la emisora internacional holandesa-, y ninguna investigación desde el golpe de Estado dio con un sospechoso. Mientras esto acontece, Radio América, Radio HRN y las televisoras controladas por uno de los principales instigadores del golpe, Rafael Ferrari, cercan el acceso a la información y adjudican estos asesinatos - sumados a cientos más que la policía, el ejército y los grupos paramilitares han asesinado- al crimen organizado, a las “maras” y pandillas, y a sicarios del narcotráfico.Luis Méndez Torres, poeta y militante del Frente Nacional de Resistencia Popular (FNRP) -con más de 150 de sus miembros asesinados desde que el presidente Manuel Zelaya Rosales fue destituido-, nos da cuenta en una misiva de que “el régimen hijo del golpe continua la brutal represión en contra del pueblo hondureño en resistencia, en contra de la democracia y en contra del derecho pleno que tenemos todos los pueblos civilizados del mundo a manifestarnos”.El golpe de Estado dejó a Honduras en la bancarrota, con un desempleo creciente, y abonó el campo para que la oligarquía terrateniente y el capital transnacional impulsen una estrategia enfocada en revertir las conquistas laborales y sociales logradas durante el mandato del presidente derrocado.Según Carlos Humberto Reyes -miembro del Comité Ejecutivo del FNRP-, el gobierno de Porfirio Lobo Sosa quiere paliar esta bancarrota a costa de la explotación laboral, transformando a Honduras en un paraíso para las transnacionales.Con “flexibilización” y diversas concesiones sobre los bienes comunes naturales de los hondureños, el gobierno del “Pepe” Lobo intenta congraciarse con Estados Unidos y gobiernos aliados, para que se activen los recursos financieros del BM, del FMI y el BID.En ese sentido, las transnacionales de origen estadounidense Monsanto y Dupont, la suiza Syngenta y la alemana Bayer pusieron a Honduras en la mira de sus negocios, buscando socios locales para llevarlos adelante. Situación denunciada por la Vía Campesina Centroamérica, que rebeló una nueva ofensiva de las corporaciones semilleras que deliberadamente buscan la bendición de las autoridades nacionales para expandir sus negocios en la agricultura.Las organizaciones de la Vía Campesina, junto al Consejo Coordinador de Organizaciones Campesinas de Honduras (COCOCH), la Alianza por la Soberanía Alimentaria y Reforma Agraria (SARA) y otras organizaciones, realizaron  el 26 de agosto pasado una movilización hacia la Corte Suprema de Justicia,  para exigir el respeto del decreto que ordena la titulación de tierras a favor de los grupos campesinos que están en posesión de las mismas desde el año 2006, y repudiar el asesinato de Teresa de Jesús Flores Elvir, miembro del COCOCH, ocurrido a mediados del mismo mes.En este escenario, el FNRP convocó a todo el pueblo hondureño a un paro cívico nacional para el 7 de septiembre, como antesala a la huelga general, anunciada por las cuatro centrales obreras del país. “El paro cívico es en demanda del establecimiento del salario mínimo, en rechazo a la a ley de contratación de empleados por horas, por la no privatización de los recursos naturales, como la concesión de los ríos del país, entre otros demandas de la clase trabajadora”, informó el FNRP.Luis Méndez nos solicita como poeta y como militante del FNRP que estas fotografías que acompañan esta nota den a conocer la verdadera realidad en que viven los hondureños. Son de la represión del día 20 de agosto pasado, contra los trabajadores de la educación. Y nos recuerda a modo de epígrafe que quienes dieron el golpe de Estado están en el poder, los militares controlando las comunicaciones, la marina mercante y la migración. Que los militares están integrados a varios ministerios y organizaciones del Estado, y denuncia que desde allí controlan los intereses de los grupos económicos que se apoderaron de la vida democrática del país, ordenando la brutal represión en contra del gremio de los maestros en resistencia.El poeta nos anima a que nos sumemos a esta campaña de denuncia del pueblo hondureño que clama: “NO a los gorilas en América Latina, NO a las transnacionales que quieren el oro y la plata de nuestros territorios, NO a quienes quieren nuestros bosques, nuestra agua y nuestro petróleo, NO a quienes nos obligan a comprar sus comidas y bebidas sintéticas y transgénicas que alteran nuestras maneras de vida, NO a quienes en nombre de la paz y de la democracia siembran la el terror, la muerte y la guerra, que Nuestra América es posible sin Norteamérica, NO más bases militares, NO más Burger King, NO más USAID, NO más Banco Mundial, NO más mentiras en contra de nuestros Pueblos Originarios, NUESTRA DIGNIDAD REBELDE y NUESTRAS CAUSAS JUSTAS, RESISTIMOS y VENCEREMOS”.Más info: fglenza@prensamercosur.com.ar (Agencia Paco Urondo)