fbpx La sombra de Franco | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Opinión //// 15.02.2020
La sombra de Franco

España se debate aún entre el negacionismo del franquismo nostálgico, el olvido silencioso del sector de indiferentes y las banderas de Memoria, Verdad y Justicia. Las sostinen quienes en Argentina, por aplicación del principio de jurisdicción universal, llevan adelante querellas por crímenes de lesa humanidad cometidos por la dictadura española. 

Por  Juan Carlos Martínez (*), desde Madrid, España

Francisco Franco se fue de este mundo hace cuarenta y cinco años. Pero la sombra del genocida permanece a lo largo y a lo ancho de España. Es una pesadilla que quita el sueño a quienes defienden la vida, la justicia y la libertad. Cuatro décadas permaneció Franco en el poder arrebatado a la República. Cuatro décadas persiguiendo, encarcelando y asesinando a sus disidentes. Y otras cuatro décadas –aún con el genocida muerto- los herederos del franquismo educando a las nuevas generaciones para el olvido. El ocultamiento de la verdad es el camino que conduce a la repetición  de historias como las que han vivido aquellos pueblos sometidos al autoritarismo y la dictadura. Calificar de guerra a un genocidio no es otra cosa que colocar en un mismo plano a las víctimas con sus victimarios.

Esos son los dos bandos de los que hablan los que siguen reivindicando al asesino mayor y a quienes le han sobrevivido.

Como es el caso del exministro Martín Villa, acusado de haber cometido once crímenes entre 1976 y 1978 en Navarra y en el País Vasco.

Ningún testimonio más elocuente para demostrar que en España hubo un genocidio que las fosas repletas de cadáveres que poco a poco han sido descubiertas en toda la geografía de este país.

La impunidad de la que sigue gozando Villa y la que disfrutaron los miles de asesinos que dejaron este mundo –Franco en primer lugar- estuvo y está sostenida por intereses políticos, económicos, militares, judiciales y eclesiásticos.

Los obstáculos con los que se enfrenta la querella que lleva adelante la acusación por los crímenes del franquismo en tribunales argentinos es parte de esa alianza para la impunidad.

Poco les importa que se trate de delitos de lesa humanidad, que esos delitos sean imprescriptibles y puedan ser juzgados bajo el reconocido principio de justicia universal.

Si las nuevas generaciones españolas no hacen de la Memoria, Verdad y Justicia una causa común, la sombra de Franco los condenará a vivir a oscuras.

(*) Periodista y escritor argentino. Durante su residencia en España, escribió para la revista Interviú -en este enlace pueden verse algunas notas suyas en dicha publicación, recuperadas del archivo- y colaboró con el diario El País, entre otros medios. Actualmente, sus columnas se publican en Radio Kermés, de Santa Rosa, La Pampa, y en esta AGENCIA