fbpx Ragendorfer: ¿Cuál fue el rol de Soria en las muertes de Kostecki y Santillan?, por Roberto Díaz
Más información //// 06.01.2011
Ragendorfer: ¿Cuál fue el rol de Soria en las muertes de Kostecki y Santillan?, por Roberto Díaz

Bariloche, Río Negro (Agencia Paco Urondo, publicado en Diario Digital de Bariloche) DDB-AP, entrevistó a Ricardo Ragendorfer, periodista y escritor que trabaja actualmente en Miradas al Sur, y es habitual invitado a 6, 7, 8. Es considerado uno de los mejores periodistas policiales de la Argentina. Ha escrito libros emblamáticos como "La Bonaerense", y "La secta del gatillo". Además, investigó las muertes de los piqueteros muertos en 2002, durante el Gobierno de Duhalde, y relata la responsabilidad directa que tuvo el actual pre-candidato a gobernador Carlos Soria.

Periodista de Página/12, El Porteño, Página/30, Cerdos y Peces, Caras y Caretas, Rolling Stone y Le Monde Diplomatique, actualmente se desempeña en Miradas al Sur. Podría decirse que es especialista en policiales: no sólo se ha dedicado a desentrañar casos para la prensa, sino que ha escrito junto a Carlos Dutil el emblemático libro sobre la policía duhaldista: La Bonaerense, y La secta del gatillo.

Ricardo “Patán” Ragendorfer no es un amigo de los uniformados, es acaso uno de los periodistas policiales más reconocidos del país. DDB-AP lo entrevistó por haber investigado cómo ocurrieron los hechos del 26 de junio de 2002, cuando fueron muertos Maximiliano Kostecki y Darío Santillán a manos de la policía, durante el Gobierno interino de Eduardo Duhalde.
Se sabe, ambas muertes aun siguen sin plena justicia: sólo se castigó a las manos ejecutoras –la policía –y ningún responsable político ha pagado por su responsabilidad. La mayoría de ellos, se ha reciclado en la política, y el paso de los años y la poca difusión de los medios, ha ido borrando la memoria de aquellos años de mano dura.
La tesis es simple: el modelo represivo que instauró Eduardo Duhalde junto al resto de sus ministros, fue la expresión del modelo económico neoliberal que no terminaba de morir en Argentina. En 2002, si no había represión, era imposible continuar aplicando las políticas de saqueo, que perjudicaban principalmente a la clase baja y media del país.
En tal sentido, ese pasado, hoy vuelve a hacerse presente, no sólo porque las heridas de esos años no han sido curadas, sino porque muchos de los responsables políticos de la represión del 2002 (que terminó con el Gobierno de Duhalde), hoy pretenden reciclarse en la política: es el caso de Carlos Soria.
¿Cuál fue el grado de responsabilidad de Carlos Soria en lo que se denominó “La Masacre de Avellaneda”?
Hay que tener en cuenta el contexto de ese momento, que era de movilizaciones permanentes por parte de todos los movimientos de desocupados. Soria, como Jefe de la SIDE, realizó un informe de inteligencia en base a unas grabaciones que había conseguido con algunos infiltrados en una asamblea realizada en Villa Dominico, previa al corte del puente.Los infiltrados fueron barrabravas de Chacarita y Los Andes, miembros del Comando de Organización, y una comparsa de Burzaco.
Ese informe, señalaba que en la asamblea se había hablado de “tomar el poder”, por lo que esto endurecía fuertemente la posición de “disciplinar” la protesta social de los que se encontraban alineados con el jefe de Gabinete, Alfredo Atanasof. En esa misma reunión, participaron los ministros del Interior y Justicia, Jorge Matzkin y Jorge Vanossi, junto a Carlos Ruckauf, que era canciller.
Lo que buscaba el Gobierno de Duhalde era realizar una represión controlada, que fuera ejemplificadora para el resto de los grupos piqueteros, pero no contaban con “la sutileza” de la bonaerense.
¿El efecto que causó ese informe realizado por la SIDE conducida por Soria fue la represión?
Ese informe, fue presentado por Soria y de algún modo justificaba el endurecimiento de la represión. Ellos querían demostrar que estaban al mando, y querían limitar la protesta. El objetivo era practicar una represión disciplinatoria. Por eso, fue algo muy televisado y tuvo mucha cobertura de los medios de comunicación.
El problema, es que no contaban con la brutalidad de la policía, y todo derivó en el asesinato de los piqueteros Kostecki y Santillán, ante la vista de innumerables testigos, muchos de ellos con cámaras fotográficas y de televisión.
Clarín, Duhalde, Soria, y Franchiotti
Por supuesto, en ese momento, los asesinatos fueron intencionalmente ocultos por el diario Clarín, uno de los principales aliados del Gobierno de Duhalde (que había acordado con el Gobierno la Ley de Quiebras, y la licuación de su deuda, que finalmente ocurrió). El día posterior a la represión, 27 de junio, el matutino tituló: “La crisis causó dos nuevas muertes”, ocultando las verdaderas causas de las muertes y a los verdaderos responsables, tanto materiales como políticos.
El resultado de la represión fue 160 detenidos, 33 heridos con balas de plomo, y 2 muertos (el número de muertos pudo haber ascendido a 15, si se contabilizan aquellos manifestantes que recibieron balas de plomo en zonas vitales como pecho y cabeza).
El operativo del que hoy nadie quiere hacerse cargo, contó con la movilización de la Policía Bonaerense, Policía Federal, Prefectura Naval, Gendarmería Nacional, con bastones y escudos, pistolas lanzagases, y pistolas y escopetas con balas de plomo. En su momento, claro, desde todos los medios y organismos del Estado, se dijo que había sido una muerte entre piqueteros. Algo que, luego de la publicación de las fotos en Página/12, hasta Duhalde tuvo que reconocer que había sido una "atroz cacería".
¿Es cierto que hubo contacto en todo momento entre la SIDE y Franchiotti?
Hubo varias llamadas desde la SIDE hacia el celular del comisario Franchiotti, por lo que no se puede negar el desconocimiento de lo que estaba pasando en todo momento, durante la represión.
Esas llamadas están documentadas y constan en las fojas de la causa. Además, el mismo Franchiotti, en una entrevista que le realicé, me confesó que la SIDE había pagado a infiltrados para que se metieran en los grupos de desocupados y generaran disturbios que justificaran el comienzo de la represión.
¿Creés que se ha hecho justicia con todos los responsables?
La responsabilidad ha llegado sólo a una parte de la cadena y nada ha ocurrido al “ala” política que sin duda tuvo responsabilidad. Esto es muy común, lamentablemente.
¿Notás relación entre estos hechos de 2002, con lo que ocurrió en Lugano y Soldati?
Sin ninguna duda. Se ha podido comprobar que hubo agitadores que son parte de la hinchada de Banfield, Boca, y Chacarita, los tres clubes que están relacionados a Duhlade, Macri, y Barrionuevo. Esto no es casualidad, sino causalidad. Te diría que es le mismo modus operandi.
Los mismos sectores siguen operando para volver, a través de la generación de caos. Otros, bueno, se han reciclado en la política.
¿Sabías que Carlos Soria, en el caso de Río Negro, se presentará como candidato a Gobernador por el PJ?
La verdad, el peronismo no se merece un candidato como Carlos Soria. Creo que es necesario tener memoria de quién es quién. Sin duda, Soria no tiene nada que ver con el modelo que ha llevado adelante este gobierno de 2003 en adelante. El tiene más que ver con el pasado, y con un modelo represivo que defendía un determinado modelo económico.
El kirchnerismo no puede dar lugar a ese tipo de personajes. (Agencia Paco Urondo)