fbpx Cheku Romero: "Tenemos que construir un feminismo popular, latinoamericano, comunitario, y originario" | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Géneros //// 29.07.2019
Cheku Romero: "Tenemos que construir un feminismo popular, latinoamericano, comunitario, y originario"

Entrevista a Cecilia “la Cheku” Romero, militante del colectivo trans-travesti de Córdoba. Habló con AGENCIA PACO URONDO en el marco de la tercera "Marcha contra los Travesticidios/Transfemicidios" que se realizó en Córdoba el pasado 25 de julio.  

Por Yael Crivisqui

Cecilia “la Cheku” Romero, es una de las militantes del colectivo trans-travesti de Córdoba más activa. Es, sin dudas, una referencia de la lucha en la calle. Dignidad, autonomía, entereza, inteligencia y dulzura son características que la construyen. Un día antes de la tercera "Marcha contra los Travesticidios/Transfemicidios", que se realizó el 25 de julio en la capital cordobesa, habló con la AGENCIA PACO URONDO sobre el feminismo y cómo las atraviesa el movimiento a las compañeras trans y travestis. 

APU: ¿Cómo estás viendo al feminismo hoy?

CR: Veo que hay una fragmentación de los consensos básicos que se pudieron construir en la diversidad. Hay muchas disputas de poder individuales, intereses políticos por llevar cada una agua para su molino.

APU: ¿Cómo afecta esto a la comunidad trans-travesti?

CR:  El 28 de junio fue la "Marcha por el fin de los travesticidios" en Buenos Aires, y las compañeras marcharon todas separadas. Por un lado, las abolicionistas fundamentalistas, y por otro quienes defienden el trabajo sexual. Además, hay una realidad y es que gran parte de las compañeras no se siente representadas por el feminismo, porque sienten que dicho movimiento es exclusivo, de clase.

APU: ¿Cómo se puede resolver esto?

CR: Creo que entendiendo nuestros cuerpos, respetando su soberanía. Tenemos que lograr recuperar la democracia en nuestra lucha, porque hay una fuerte vuelta a la colonización. Fíjate que muchas compañeras te siguen hablando de matrices europeas. Tenemos que construir un feminismo popular, latinoamericano, comunitario, y originario. Adriana Guzmán, fundadora del movimiento feminista comunitario antipatriarcal boliviano, sostiene cinco ejes: movimiento, memoria, espacio, tiempo y cuerpo. Los cinco se retroalimentan en una circular no lineal. Me parece que es por ahí.

APU: Mientras hablamos de todo esto, Cheku toma unos mates, y pone énfasis en interpelar sobre el funcionamiento de la asamblea de Ni Una Menos…

CR:  A las compañeras que la organizan les cuesta mucho comprender que hay otras, muchas, compañeras que no pueden llegar al centro. Si muchas de ellas, que viven realidades socio/económicas muy complejas, en las periferias de la Ciudad, ya nacen marginadas por el Estado, nosotras desde el movimiento colaboramos a perpetrar esa exclusión. Hacemos una marcha multitudinaria como la del 8M, pero nos falta trabajo territorial de prevención y contención, porque nos siguen matando. Esto además de políticas públicas, no? Yo propuse que las asambleas se hagan también en Villa el Libertador (Córdoba), donde quizás no hablemos específicamente del aborto, pero sí de la feminización de la pobreza, por ejemplo.

APU: Después de debatir sobre esta problemática, volvemos a la tercera marcha contra los travesticidios y transfemicidios...

CR: Fue organizada a pulmón, ninguno de nuestros/as legisladores/as puso un peso. Algunas organizaciones pusieron lo que pudieron, 500 pesos, por ejemplo. Esa falta de interés político se traduce en la soledad en la que hemos trabajado. Mientras tanto, sostenemos una dirigencia patriarcal, rancia y con olor a naftalina. Mirá, con todas las criticas que podemos tener a la izquierda, por lo menos, llenaron sus listas de nuestras compañeras. Si querés llamarlo "uso" está bien, pero al menos lo hicieron y a nosotras nos sirve para visibilizarnos. Nuestras listas no llevan a ninguna, y ni hablar de que pudiéramos encabezar, pero después todos/as se rasgan las vestiduras con la ley de inclusión laboral trans/travesti. Sin ir más lejos, nuestro bloque presentó dos proyectos iguales, solo que una compañera presentó uno sobre la ley de cupo laboral Diana Scayan y la otra sobre la Inclusión laboral Lohana Berkins. En vez de presentar uno solo que contenga a los dos... Y encima usaron mal el nombre de nuestras compañeras y referentas. Así es muy difícil disputarle poder al machismo.

Mientras vamos terminando, y ya quedan los últimos mates más lavados, la Cheku me mira fijo, y se queda pensativa unos segundos, para arremeter:

CR: Me pregunto, en este contexto, y por cómo se están dando las cosas: ¿volveremos a tener una presidenta mujer?