fbpx Poder | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Poder
04.05.2019

Game Of Thrones se convirtió en la metáfora obligada para hablar de política en la mayor parte del mundo. En esta entrega usaremos la serie como una excusa para reflexionar sobre el poder, en un sentido amplio y desde una perspectiva feminista. Por Paloma Baldi.

 

04.05.2019

“Lo más difícil de vencer es el patriarcado y la misógina exigencia de perfección hacia los cuerpos feminizados: nunca serás lo suficientemente buena como uno de ellos, y esa es, sin dudas, nuestra arma más fuerte. Una vez más se demuestra que quienes terminan salvándole las papas al mundo son las pibas. El futuro llegó hace rato, todo torta, ya lo ves”. Por Lucía Barrera Oro.  

04.05.2019

“En Daenerys no hay una construcción poética de la realidad, pero sí una excelente oratoria. Ella no sabe vivir la farsa y engalanarse sonriente entre la casta, o inmiscuirse en las redes del poder para tramar estrategias, prestando su cara y guardando su corazón. Porque ella no es una parte de un todo. Es un todo para una parte”. Por Florencia Di Paolo.

 

04.05.2019

A lo largo de la serie Sansa Stark no hace otra cosa más que sufrir a manos de diferentes personas. La joven aprendió de sus captores y sus malas experiencias y como resultado se convirtió en uno de los personajes más influyentes y respetados de la serie, así como uno de los que más se han transformado. Por Agustín Mina.

04.05.2019

“Aunque algunos hombres de Pyke están en desacuerdo con el lugar que ocupa Yara, por su condición de mujer, su personalidad intransigente y habilidad de liderazgo le ha otorgado seguidores fieles y hombres dispuestos a luchar bajo su mando. Conocemos a este personaje ante la llegada de Theon a las Islas de Hierro en la segunda temporada”. Por Florencia Rey.

 

04.05.2019

“Si en sus primeros años Melisandre se guiaba (y guiaba a otras personas) a partir de las órdenes de su Dios; a partir de la experiencia cosechada, será una voz consejera que buscará consensos. En el camino, sembrará dudas y profecías que darán sus frutos. Apostará a una economía de la palabra, que le permitirá intervenir, pero sobre todo, le permitirá observar”. Por Nicolás Adet Larcher.