Economía //// 20.04.2017
Entre 2009 y 2015, el salario formal real mejoró un 6% (perdió 4% en 2016)

Así surge de un estudio privado que combinó datos del Ministerio del Trabajo y la llamada "Inflación Congreso".

Por Enrique de la Calle

Un estudio privado confirma con cifras el principal argumento kirchnerista para defender su política económica: que los salarios aumentaron por encima de la inflación. Y lo hace considerando la "inflación Congreso", es decir, medida por consultoras que fueron opositoras a las administraciones K y que sobrestimaron los aumentos de precios. 

Según el Instituto de Estudios Laborales y Sociales de la Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales (UCES), de ideología cercana al macrismo, entre 2009 y 2015 el salario real de los empleados formales acumuló un crecimiento del 6%. Los datos salariales provienen del Ministerio de Trabajo. Vale consignar que se trata del empleo registrado, que alcanza al 65% de los trabajadores en el país.

El estudio confirma además que el kirchnerismo tiene razón cuando dice que hubo un cambio de política económica con la llegada de Mauricio Macri a Casa Rosada. Por lo menos en lo que se refiere al poder adquisitivo: en 2016 se revirtió la tendencia y los salarios perdieron un 4% en relación a la inflación. Informes menos amigables con la gestión de Cambiemos calculan que la pérdida el año pasado fue cercana al 10%. 

Por último, el informe de la UCES es optimista para 2017, aunque parte de considerar la inflación del 17% que proyecta el Banco Central. Ese número está por ahora lejos de la realidad: en los primeros tres meses del año los aumentos de precios llegaron al 6,3%, cercana al 25% anual. Si las paritarias no cierran sobre ese número, los trabajadores privados volverán a perder poder adquisitivo.