Economía //// 28.03.2019
Crisis sin fin: la canasta básica trepó a 57,2% en febrero y se necesitan $27.570 para no ser pobre

La inflación de los pobres, expresada por el Indec en la Canasta Básica Total (CBT), fue de 4,3% en febrero. Y más grave aun: la de los indigentes fue de 5,1%..

La crisis económica y social que atraviesa la Argentina por las políticas llevadas a cabo por Mauricio Macri desde 2015 parece no tener fin. Ayer se conoció el dato de que un trabajador necesitó en febrero un salario de $27.570 para que su familia tipo de cuatro integrantes no cayera debajo de la línea de pobreza. El dato resulta destacable, tomando en cuenta que el salario mediano, según la última Encuesta Permanente de Hogares, fue de $14.660.

La Canasta Básica Alimentaria (CBA) -que marca la línea de lo que necesita ganar en un mes una persona para no caer en la indigencia- llegó a $3.597. La CBT trepó hasta $8.922. Para una familia tipo de cuatro integrantes ese indicador llegó a $11.117 para la de indigencia y a los mencionados $27.570 para la de pobreza. Dato para entender esto: la medición de la CBT del Indec no incluye los gastos de alquiler sino que da por hecho que los que pelean con la línea de la pobreza son propietarios. La cuestión empeoraría mucho si a esa canasta se le sumara un alquiler de, por ejemplo, $15.000.

Los datos que mostraron las líneas de indigencia y pobreza publicados ayer eran esperables por la suba que vienen registrando los alimentos, a partir del traspaso de la devaluación a precios. Así, los que sufren las mayores subas continúan siendo los sectores con menores ingresos. De hecho, con una interanual para el IPC Nacional de 51,3%, las variaciones de la línea de indigencia y pobreza treparon muy por encima: 59,1% y 57,2%, respectivamente.

Según el Instituto Estadístico de los Trabajadores (IET) en lo que va de la gestión Cambiemos, es decir desde diciembre del 2015, la inflación de los trabajadores fue de 187%. El diferencial entre el decil de mayores y el de menores es notorio. Mientras que la inflación fue de 168,2% para los que más ganan, fue de 217,7% para los de menos.

Hoy será publicado el índice de pobreza del segundo semestre del 2018. En el primero fue de 27,3%. Se espera que la dinámica haya sido de fuerte deterioro y que el número se acerque al 32%. Si se concreta, el número superará al último publicado durante 2015, de 30,1%. El camino inverso a la pobreza cero.

Alimentos subirán 12% en promedio desde el lunes

Como consecuencia natural de los ajustes en las tarifas, combustibles y los movimientos en el dólar, las compañías industriales que dominan el mercado alimenticio y de limpieza remarcaron sus productos un 12% en promedio, lo que se observará en las góndolas desde el próximo lunes 1 de abril.

Los fuertes aumentos que rondarán entre el 10% y 15% (e impactarán duramente en la inflación de abril) corresponden a Coca Cola; Arcor (polenta, salsas, mermeladas, duraznos en conserva, chocolatadas, golosinas); Mondelez (galletitas, jugos, golosinas); Quilmes (en el segmento de gaseosas); Aceitera General Deheza; La Virginia (café, té); Celusal; La Serenísima; Danone; yerba Playadito; y los productos de limpieza de Unilever.

Asimismo, habrá un notable incremento en el precio de los fiambres, donde las subas variarán entre el 10% y el 30%. Desde el 1 de abril, en este producto puntual se espera que las mayores remarcaciones se vean en los comercios de barrio por encima de las grandes superficies. Como ya es costumbre, los nombres de las empresas que remarcan se repiten en forma mensual y en un contexto de bajo consumo donde debería suceder el fenómeno inverso.