DDHH //// 02.11.2018
"Las mujeres hemos militado mucho para que las violaciones fueran consideradas delitos de lesa humanidad"

La semana pasada, un tribunal condenó a Miguel Etchecolatz a cadena perpetua por crímenes realizados en el centro clandestino Puente 12 - Vesubio. Por primera vez, se incluyeron delitos sexuales en la sentencia. Entrevista a Cristina Comandé, parte de la querella. 

Por Camilo Carbonelli

APU: ¿Qué nos puede decir del juicio que terminó con una nueva condena a Miguel Etchecolatz? 

Cristina Comandé: Nos constituimos como querellantes en 2003. La instrucción tardó mucho tiempo al igual que el Tribunal que convocó al juicio oral. Es un caso "chiquito", en el sentido de que incluye dos campos de concentración. En el juicio quedó claro que había una conexión represiva entre Puente 12, la Brigada de San Justo, el Pozo de Banfield, la Comisaría de Monte Grande y la 205. Fue un juicio muy peleado, muy militado desde el principio por la Comisión "Vesubio Puente 12". Me parece que es muy importante que se formen comisiones en cada juicio, para que se mueva la causa de otro modo, con otra intensidad. Además, tuvimos mucho acompañamiento de sindicatos (Ate, Curtidores, Sipreba) y organizaciones sociales. 

APU: ¿Qué opina de las sentencias?

CC: Celebramos las condenas a prisión perpetua a (Miguel) Etchecolatz y (Federico) Minicucci. Sin embargo, repudiamos el resto de las condenas (hubo cinco absoluciones). Fueron personajes siniestros que estaban imputados por hechos de 1975. Llegamos a la conclusión de que el Tribunal no considera lesa humanidad a los hechos ocurridos antes de la última dictadura. Se va a apelar.  

APU: ¿Se incluyeron delitos sexuales en las condenas?

CC: Sí, a mujeres y hombres. Y esto no había ocurrido antes. Se logró a través de una ampliación pedida por la fiscalía que fue aceptado por el Tribunal. Los condenaron por abusos, violaciones y homicidios que no se habían incluido antes. Queremos rescatarlo porque lo hemos militado mucho las mujeres. Porque no se hablaba de esto, era vergonzante. Una víctima me dijo: "La primera vez me violaron. La segunda, el tipo me pidió permiso. Esto no me animé a contarlo". Le dio verguenza. Era muy difícil hablar de esto. Era sistemática la violación y el abuso sexual. 

APU: ¿Van a apelar?

CC: Entiendo que sí, aunque no sé cuál será el camino. Si la apelación o recusar al Tribunal. Tenemos que reunirnos con nuestro abogado Pablo Llonto. Queremos que se incluyan los asesinatos ocurridos en 1975. Vamos a seguir luchando, militamos por la vida. 

Escuchá la entrevista completa realizada en APU RADIO: