fbpx Presentación de Rafael Delgado Quinteto, junto a Georgina Hassan y Hernán Crespo | Agencia Paco Urondo | Periodismo militante
Cultura //// 06.10.2019
Presentación de Rafael Delgado Quinteto, junto a Georgina Hassan y Hernán Crespo

APU entrevistó al reconocido violonchelista argentino-peruano Rafael Delgado quien se presentó en Hasta Trilce. Siempre teniendo al violonchelo como actor principal, recorre la música afroperuana, el folklore argentino, la música de Brasil y el jazz. Por Salvador García. 

Por Salvador "Lole" García

 

Desde hace varios años, Rafael Delgado se ha posicionado como uno de los más activos exploradores y difusores del violonchelo en la música popular latinoamericana. A tal fin utiliza un violonchelo alemán de fin del siglo XIX y de un violonchelo de cinco cuerdas construido especialmente por el luthier argentino Gervasio Barreiro.

Ha participado en proyectos de folclore, tango, música afroperuana, pop y rock, siendo sesionista en más de 50 producciones discográficas, entre los que destacan: El Quinteto de Tango La Grela, Hernán Crespo Sexteto, Dúo Polti Delgado, Grupo Vuela Chiringa y Georgina Hassan Trío. 

Recientemente ha editado su primer disco solista “Rafael Delgado, Chelfie 1 - Territorios” en el que plasma la búsqueda de una sonoridad más moderna del violonchelo para la música popular latinoamericana. También ha desarrollado una intensa actividad en agrupaciones de cámara y orquestas académicas, como el Cuarteto de Cuerdas Resonancias, el Cuarteto con Piano de la Universidad Católica Argentina, el Trío Sine Nomine, la Orquesta de Cámara Mayo, la Orquesta Sinfónica Nacional de Argentina y la Orquesta Estable del Teatro Colón.  

AGENCIA PACO URONDO: Componer música requiere tener conocimientos sobre armonía y melodías, pero, además, supongo que implica conectarse con un estado de ánimo especial para imaginar una música que todavía no existe, pero que empieza a sonar adentro tuyo. ¿Podés contarme un poco sobre ese proceso creativo?

RAFAEL DELGADO: Efectivamente, componer tiene aspectos técnicos, que implican el conocimiento del lenguaje musical la armonía, la rítmica, las posibilidades de cada instrumento y como combinarlos entre sí. Pero tal vez lo más difícil es encontrarse con uno mismo y transformarlo a un plano de sonido, es decir, construir la propia identidad sonora. Pienso que, en la construcción de esta identidad, han participado las músicas que escuché de niño en Perú; las que estudié durante mi periodo de formación; las que compartí con grandes amigos durante la carrera profesional y las que actualmente escucho de músicos que considero referentes. Estás músicas me han emocionado y han quedado inscriptas en alguna forma de genética musical. Durante el proceso de juego y exploración del violonchelo, todas sus posibilidades técnicas y musicales se interpelan con esta genética musical, produciendo nuevas sensaciones y sonoridades, qué lentamente van ganando su propio lugar en las obras que vengo componiendo en los últimos años.

 

APU:  Venís de Perú, pero hace muchos años vivís en Argentina. Quizás hacer música ha sido una manera de construir tu propia territorialidad ¿cómo te han marcado los recorridos geográficos y culturales para explorar las diferentes sonoridades que te gustan?

RF: He explorado la música de Perú (de los Andes y de la costa) así como la música de Argentina (el tango y el folklore). En todas ellas me ha conmovido su profundidad evocativa, y me siento identificado plenamente con ellas. En este sentido surgen algunos de los temas que hemos elegido para el próximo disco, entre ellos dos composiciones de mi autoría (una chacarera y una milonga campera), así como obras de compositores amigos que también abrevan en esta nuestra patria grande 

 

APU: ¿Qué posibilidades sonoras te aporta el violonchelo de cinco cuerdas a diferencia del que tienen cuatro? 

RF: Además de ampliar el registro del violonchelo hasta 5 octavas reales, el violonchelo con una quinta cuerda más grave, afinada en fa, permite cumplir la función del bajo en varias de las agrupaciones de música popular en las que participo, entre ellas mi propio proyecto, el trío de Georgina Hassan, el sexteto de Hernán Crespo y el grupo Vuela Chiringa. A diferencia de mi violonchelo de cuatro cuerdas, este nuevo instrumento tiene una sonoridad más oscura, misteriosa, que yo atribuyo al enriquecimiento de armónicos graves de la quinta cuerda.

APU: En el concierto de Hasta Trilce vas adelantar temas de tu próximo disco ¿en qué caminos musicales van esas nuevas búsquedas?

RF: Este nuevo disco parte de la idea de posicionar al violonchelo como solista dentro de una formación de quinteto de cámara y todas sus posibilidades de combinación de texturas. Los nuevos temas están pensados para esta agrupación que comparto junto a Victoria Polti en flauta traversa, Leandro Cacioni en guitarra, Mariano Agustín Fernández en piano y teclado, y Mario Gusso en la percusión. Actualmente tengo un particular interés en la exploración de los recursos rítmicos del violonchelo aplicados a la música popular latinoamericana y espero plasmar esta inquietud en el próximo disco.

 

APU: ¿Cuáles son las cosas qué más disfrutas de tocar en vivo?

RF: Una presentación en vivo te permite compartir en el sentido más amplio de la palabra, lo cual puede ser hasta revolucionario en contextos de escisión y de alienación como los que vivimos actualmente. Tal vez lo que más disfruto es esta forma de comunión entre los músicos y el público a través de la música.

 

Redes

Web: http://www.rdelgado.com.ar  

Instagram: https://www.instagram.com/rafaeldelgadoespinoza/

Facebook: https://www.facebook.com/violoncelat/

Spotify: https://open.spotify.com/album/5obq7qhaE3Zp6wYw90LouZ