Cultura //// 14.10.2017
Abismarse: “Nos propusimos improvisar sobre nuevos estados psíquicos” 

El disco "La música de Abismarse", que fue declarado de Interés Cultural por el Gobierno de la Ciudad de Bs As y obtuvo Mecenazgo y va a ser presentado en vivo el Sábado 21 de Octubre en el Centro Nacional de la Música y la Danza (San Telmo) a las 18hs y con entrada Libre y Gratuita. 

Por Boris Katunaric

Analía Rosenberg en 2012 convocó a músicos de su entorno y dio el puntapié inicial a un proyecto donde la música compuesta reflejara estados anímicos y psíquicos propios del ser humano. En  2015 estrenó , como música compositora y directora general, el espectáculo multidisciplinario ABISMARSE en el CC Rojas, que tuvo una segunda temporada en 2016. .La música original de Abismarse fue nominada a los Premios Luisa Vehil  y Trinidad Guevara 2015. Acaba de editarse el disco "La música de Abismarse", que fue declarado de Interés Cultural por el Gobierno de la Ciudad de Bs As y obtuvo Mecenazgo y va a ser presentado en vivo el Sábado 21 de Octubre en el Centro Nacional de la Música y la Danza (San Telmo) a las 18hs y con entrada Libre y Gratuita. 

APU: El proyecto parece concentrarse en la cita de “Fragmentos de un discurso amoroso” de Roland Barthes, ¿cómo llegás a definir esa idea?

Analía Rosenberg:“Fragmentos de un discurso amoroso”  es un libro al que constantemente vuelvo,  siento que nunca pierde vigencia, lo que a mi entender  lo hace tan maravilloso. En su primer capítulo, “Me Abismo, sucumbo…” Barthes  define Abismarse como  un “ataque de anonadamiento que se apodera del sujeto amoroso por desesperación o plenitud”. Creo que todos aquellos que nos enamoramos alguna vez podemos identificarnos  a la perfección con esa descripción, tan acertada y simple en el mejor sentido de la palabra. Por otro lado, en el proceso de la creación artística uno muchas veces  se “abisma” sumergiéndose en un estado de ensimismamiento de manera tal que  permanece ausente de la realidad cotidiana.  Esto nos produjo el deseo de llamar “Abismarse” a nuestra compañía.
 
APU: ¿Cómo fue pensar y componer la música pensando en estados de ánimo?

AR: Curiosamente, el hecho de componer sobre distintos estados psíquicos o anímicos partió de las mismas composiciones. El carácter disímil de cada una de ellas nos llevó a  experimentar distintas emociones. Entonces, solo fue cuestión de reconocerlo y seguir componiendo bajo esa pauta, investigando qué otros estados cotidianos queríamos evocar a través de la música. Junto con Rodrigo Soko ( flauta traversa), Emma Chacón Oribe (violonchelo) y Emanuel Gaggino (percusión)  nos propusimos improvisar sobre nuevos estados así como también dimos lugar a que cada uno elija sobre cual quería componer. Esto generó una amplia variedad  en el repertorio en el cual pasamos por estados diversos como la contemplación, la alienación, la alucinación., la ira, la transmutación, la nostalgia y el estado de enamoramiento, entre otros.
 
APU: ¿Cómo fue lograr también que haya sido multidisciplinario y no sólo musical, que contenga un montón de lenguajes como el dibujo y el video?
 
AR: El hecho de que Abismarse sea una compañía multidisplinaria  fue un deseo que teníamos desde el inicio. Soko, Emma, Emanuel y yo solíamos reunirnos a improvisar utilizando como inspiración obras de video-arte, fotografía y  artes plásticas. Musicalizábamos a nuestra manera dibujos de Kandinsky que aparecen en su libro “Punto y línea sobre el plano” donde él mismo realiza paralelismos con la música,o veíamos videos de artistas como Norman Mc Laren  y estudiábamos la estrecha relación que entablaba con lo musical. Fue en esos encuentros donde surgió la idea de sumar al grupo artistas que admirábamos, sean de la música o de otras disciplinas, para componer en conjunto. La incorporación de Bárbara Togander y Maia Mónaco en voces, Jack Syzarden en danza, Adrián Lirman en dibujos, Mariana Cirulli en fotografía y Melina Franco en videos terminó de delinear el carácter multidisciplinario de Abismarse.
 
APU: ¿Qué propone Abismarse en el disco que van a presentar el 21, siendo que era una puesta escénica ante todo?

AR: Nuestro disco propone ante todo un viaje a través de estados que todos atravesamos, algunos más intensos, otros más calmos, pero todos intrínsecos al ser humano. Las composiciones que integran el disco tienen en común que nacieron de nuestras emociones más genuinas, porque creemos que desde ahí es posible conmover a un otro y acercarlo a nuestra música. Fue un trabajo muy interesante la readaptación de las obras teniendo en cuenta que no estaría la parte escénica, lo que da más lugar a la imaginación y a la libre interpretación del oyente. Sin embargo, este es un disco muy particular porque  quisimos que sea un reflejo del carácter multidisciplinario de la compañía, incluyendo en el cd, además de las composiciones originales,  los videos, fotografías y dibujos  que aparecían en la obra.
 
APU: Luego de los ciclos en el C.C. Rojas y la presentación del  disco el Sábado 21, ¿cómo sigue a futuro Abismarse? 

AR: Nuestra idea es seguir presentando el disco en distintas salas de Buenos Aires, del interior del país…y en otros países!Queremos dar a conocer nuestra música. Nos encantaría que nuestro trabajo llegue a lugares inimaginados y pueda movilizar a quien lo escuche. El año próximo comenzaremos a idear una nueva obra. Disfrutamos mucho del proceso creativo, de experimentar nuevos lenguajes, de crear juntos. Eso es lo maravilloso del arte: siempre falta mucho por descubrir y eso es apasionante.

Analía Rosenberg.  Actualmente es pianista, acordeonista y directora musical de La impertinente señorita orquesta; durante 10 años, fue pianista del grupo Los Amados; se desempeñó como productora musical del disco Entre las fieras y los lirios de Daniela Horovitz, se destacó también como realizadora de bandas de sonido de documentales y musicalizadora de exposiciones de arte,  entre otros trabajos.

Más en http://www.abismarse.com.ar/